Reportaje

Star Fox - Análisis retro

Por Martín Amechazurra Falagán
-

Star Fox, el primer juego de la saga de Nintendo, nos puso a los mandos de un Arwing por primera vez. El título, diseñado por Shigeru Miyamoto para SNES, supuso el inicio de las aventuras de Fox McCloud y compañía.

Star Fox, conocido en Europa como Starwing, supuso el inicio de una de las sagas más emblemáticas de Nintendo. Lanzado el tres de junio de 1993 en Europa para SNES, el juego llegó a vender más de cuatro millones de unidades en todo el mundo. Gracias al chip Super FX que acompañaba al cartucho del juego, Star Fox fue el primer juego de la compañía nipona en utilizar gráficos poligonales y el segundo título creado en 3D para la consola tras X, de 1992.

La creación de Star Fox está ligada al nacimiento del chip Super FX. Argonaut Games, el equipo que está detras de este título, fue el responsable de crear la tecnología que permitía a los cartuchos de SNES disfrutar de una potencia nunca vista antes. Los responsables del estudio llegaron a bromear diciendo que "La SNES sólo es una caja para sujetar el chip". Con la parte técnica en manos del estudio inglés, fueron Shigeru Miyamoto y Katsuya Eguchi los encargados del diseño del juego, y le dieron ése toque "nintendero" que todos conocemos.

Nuestra primera incursión en el sistema Lylat nos lleva desde Corneria hasta Venom en una lucha por salvar al sistema. El cinetífico Andross se marcha al planeta Venom tras ser desterrado del planeta Corneria y declara la guerra a éste, desatando el caos por todo el sistema. El General Pepper, al mando de las fuerzas de defensa de Corneria, pone los nuevos "Arwing" en manos del equipo Star Fox, y deja a Fox McCloud, Falco Lombardi, Peppy Hare y Slippy Toad la tarea de salvar a la galaxia.

Una vez a los mandos de nuestro Arwing, el juego nos hacía enfrentarnos a todo tipo de enemigos por distintos lugares del sistema Lylat. Con tres rutas diferentes por escoger para llegar hasta el planeta Venom, nuestro trayecto nos llevaba desde los cielos azules de Corneria hasta la base de Andross, pasando por cinturones de asteroides, agujeros negros y diversos planetas y sectores de la galaxia. Cada ruta tenía una dificultad diferente, que permitía a los jugadores seguir mejorando sin tener que repetir el mismo nivel una y otra vez.

El primer título de la saga presentaba ya muchos de los elementos que todo el mundo conoce hoy en día. Durante las aventuras de Fox McCloud por la galaxia, los jugadores podían encontrar todo tipo de objetos y mejoras, como los anillos de recarga que actuaban a modo de Checkpoint, bombas inteligentes, naves extra o mejoras para nuestros blasters, entre otros objetos. Además, con sólo pulsar dos veces el botón L o R, el jugador podía realizar la famosa maniobra conocida como Barrel Roll, presente en todos los juegos de la saga.

Si bien los gráficos en 3D son la norma desde hace muchos años, los gráficos de Star Fox supusieron una revolución tras su salida. Las naves, los edificios, los enemigos... todo estaba recreado de manera tridimensional gracias al chip Super FX, pero el juego también tenía sus fallos. Desde los edificios u obstáculos, hasta los Arwings, los elementos en pantalla estaban representados sin demasiado detalle, muchas veces de un solo color, pero la calidad de los efectos del juego y la gran cantidad de elementos que se podían mostrar en pantalla sin ralentizar el juego hacían que te olvidaras de ello.

Por otra parte, la banda sonora y los efectos de sonido de Star Fox son una delicia al escucharlos. En todo momento, nuestros combates van acompañados por una melodía acorde al planeta o sector donde nos encontremos, la cual cambia y toma un ritmo mayor al enfrentarnos al jefe de turno. Además, todas las acciones del juego tenían un sonido característico. Desde los disparos de nuestros cañones o las explosiones, hasta cuando chocabas contra uno de los elementos del nivel (porque un fallo lo tenía cualquiera), todo acto estaba acompañado de efectos sonoros característicos. Lo único que le faltaba al juego para tener un apartado sonoro completo eran las voces en los diálogos.

Star Fox, el primer juego de la saga espacial de Nintendo, supuso un hito técnico para SNES y fue uno de los mejores shooters de su época. La última entrega en la saga, Star Fox Zero, nos traerá de vuelta al sistema Lylat. Tras un retraso inesperado, el juego tiene prevista su salida el 22 de abril de este mismo año para Wii U y vendrá de la mano de Platinum Games. Después de 10 años sin un nuevo Star Fox para consolas de sobremesa, aquí podéis ver nuestro avance de Star Fox Zero para Wii U. Y vosotros ¿Tenéis lo que hace falta para salvar a la galaxia?

Lecturas recomendadas