Star Wars: El despertar de la Fuerza - Review de la novela
Reportaje

Star Wars: El despertar de la Fuerza - Review de la novela

Por Jesús Delgado
-

La novela de Star Wars: El despertar de la Fuerza ya ha llegado a España. Planeta Cómic ha editado ya en nuestro país la novelización del Episodio VII de J.J. Abrams, firmada por Alan Dean Foster.

Las novelas de las películas siempre son algo obligado cuando se trata de un "pepinazo" cinematográfico. En el caso de Star Wars viene siendo, además, una larga tradición que se remonta casi a la primera novela de La Guerra de las Galaxias, firmada por el propio George Lucas, aunque en realidad estuvo escrita por su "negro" de entonces, Alan Dean Foster. Cuarenta años después, no obstante, Foster  vuelve a la carga, pero firmando él con su verdadero nombre. Lo hace con Star Wars: El despertar de la Fuerza, que  también ha sufrido el proceso de novelización. 

La novelización de Star Wars: El despertar de la Fuerza llega a nuestro país en pleno veranito, de mano de Planeta Cómic, sello encargado de la distribución de los productos Star Wars en nuestro país. Esta novela está basada en los trabajos de Lawrence Casdan, J.J. Abrams y Michael Ardnt, la traducción corre de manos de Albert Agut Iglesias y puede encontrarse con relativa facilidad en grandes superficies, tiendas especializadas y librerías especializadas al precio de 20,00 euros.

Ahora bien, ¿es la novela de Star Wars: El despertar de la Fuerza el libro del verano o más bien una lectura para frikis muy frikis de Star Wars? La respuesta os la servimos a continuación.

El regreso de Foster a Star Wars

La novela que nos ocupa tiene un primer punto importante, capital más bien, a la hora de ponderarla: su autor. Alan Dean Foster es el responsable de aquel Ojo de la Mente, la primera novela del viejo Universo Expandido, de la cual ya os hablamos en la review del cómic Primeras Victorias.  Pero ojo, que Foster no se ha limitado únicamente a escribir novelas de ciencia ficción, algunas de ellas premiadas. Su producción se extiende a numerosas adaptaciones de películas. Terminator Génesis y dos que no nos extraña que le hayan servido para que se le confíe la labor de escribir la novela del Episodio VII: Star Trek (2009) y Star Trek: En la Oscuridad, películas también de J.J. Abrams. 

 

Foster tiene, como todo, cosas buenas y cosas malas. Pero su trabajo en esta obra merece atención. Por un lado, vemos que no se enrolla en cuestiones de descripciones de los nuevos personajes. Finn, Poe y Rey apenas cuentan con descripciones físicas, no así los viejos personajes (Han, Leia, Chewie), los cuales son descritos con todo lujo de detalle, como ocurre con Kylo Ren, cuya descripción resulta un tanto ambigua pero es reconocible. Esto nos hace pensar que quizá se deba a que fue escrita antes de que el casting se cerrase o a una decisión propia del autor, que prefirió jugar la baza de la incógnita antes que revelar  excesivos detalles al lector. En principio sus motivos se nos escapan.

Star Wars: El despertar de la Fuerza - Review de la novela

Ahora bien, que su redacción ocurriera durante el proceso de rodaje o se iniciara un poco antes tampoco nos extrañaría. Para empezar, la obra recoge secuencias y momentos que la película no contempló e, incluso, alarga la acción. Muchas de estas escenas son importantes a nivel narrativo, ya que dan mayor entidad a la historia, ofreciéndonos más información sobre temas como el verdadero poder militar de la Primera Orden, qué narices pasa en el Senado o la relación y el nivel de confianza que existe entre "Quillo Ren" con Gollum/Snoke (tenía que hacer la gracia, lo siento).

Eso no significa que la historia e la novela sea mejor que la de la película. Más bien diríamos que aunque en novela funciona bien, en película todas estas descripciones hubieran sobrado, lastrando la marcha de la cinta. En ocasiones, incluso, la eliminación de ciertas secuencias que el libro considera clave, en la película hubieran sido redundantes e innecesarias. Por ejemplo, esa "molona" escena de Kylo entrando en el Halcón y sentándose en el asiento del piloto.

Al margen de este apunte, a Foster se le puede dar, o no, un capón en función de si os gusta las largas descripciones de batalla o preferís que se abrevien. Foster tiende por lo segundo. Sus combates espaciales, tiroteos y duelos son, en el mejor de los casos, muy parcos, liquidándolos entre en una página o dos. Lo que en la cinta se desarrolla a lo largo de varios minutos, el escritor lo cuenta enseguida. Esto, claro, lleva a un fallo estructural de la novela: su precipitación.

Prácticamente la llegada al palacio de Maz Kanata ocurre casi al final de la paginación del libro. Esto implica que el asalto a la base Starkiller y el desenlace resulta apresurado para el lector, a quien, posiblemente, le falte chicha en los capítulos finales. Esto mata la carga dramática de la película al no hacer un trasbase equilibrado de medio. Sin embargo, esto a su vez, se compensa con una mayor descripción psicológica de los personajes en los primeros capítulos y una lectura más bien ligera y fácilmente comprensible. 

Al margen del trabajo de Foster, también hemos de señalar que Albert Agut Iglesias, su traductor, no comete ningún error de manual. Resulta curioso que algunos nombres los deje en inglés original. El "Finalizador" retiene su nombre original Finalizer, lo cual parece obedecer a algún tipo de convención fan en España (del mismo modo que la base Starkiller no se traduce como Mata Estrellas). De ahí que no podamos hacer objeción de su labor. Además, cabe destacar que no hemos pillado ni una sala errata en toda su lectura, y es que las faltas, quieras que no, de vez en cuando también se le cuelan hasta al editor más detallista. 

En definitiva, la novela de El despertar de la Fuerza es, en líneas generales correcta y satisfará a los fans que quieran más matraca más allá de la película. No reinventa nada ni cambia el concepto ni el desarrollo de la historia, más bien podemos decir que la enriquece, aportando más detalles e información que nos faltaba. Por eso mismo, si os quedasteis con ganas de más tras el estreno del Episodio VII de Star Wars, esta novela os satisfará.