Reportaje

Tomb Raider - Reseña del cómic del videojuego

Por Jesús Delgado
-

Tomb Raider, el cómic, ya está en España. En esta reseña, pasamos a hablaros de la continuación del primer videojuego del reboot, escrito por Gail Simone y Nicolás Selma, en el que se narra lo acontecido tras Yamatai. 

Aleta Ediciones ha publicado recientemente el cómic de Tomb Raider en español. Hace un tiempo, si os acordáis, ya os hablamos de que Dark Horse había editado en EEUU una secuela del primer videojuego del reboot de la popular franquicia de Lara Croft. Dicho cómic, como ya os contamos, se encuentra ambientado después de los sucesos del primer videojuego, narrando lo acontecido tras el infernal paso de Lara por la misteriosa y siniestra isla de Yamatai. ¡Mira que sufrimos y a la vez lo pasamos bien con las nuevas aventuras de superviviencia de Lara Croft!

Tomb Raider, el cómic, es una obra escrita por Gail Simone (Bat-Girl, Masacre, Agente-X) y dibujada por Nicolás Daniel Selma (S.H.O.O.T. FIRST), con tintas de Juan Gedeon y color de Michael Atyeh. Además sus portadas son obra de Dan Dos Santos, Andy Park y otros portadistas de no poco calado en la industria del cómic americano.

Para los olvidadizos o los más jóvenes, aquí va un recordatorio de cómo era ese Tomb Raider que tanto nos gustó hace unos añitos:

En el volúmen que os vamos a reseñar a continuación se comprende los seis primeros números de la colección, que forman el arco argumental titualdo "En tiempo de brujas". Posteriormente, confiamos, se publicará un segundo volúmen con los restantes números de la colección, aunque todavía no hay fecha definida para su publicación en España. 

Una historia de Tom Raider no obligatoria, pero sí muy satisfactoria

Como suele pasar con los cómics basados en un videojuego, la duda nos asalta antes de siquiera abrirlo y la primera página. ¿Nos encontramos con un título de bastarda calidad, realizado con el objetivo de dar su droga a un público gamer sin criterio comiquero, o ante una obra digna, que resiste el escritinio de los jugones y de los lectores de cómic por igual? Sin rodeos. Ya os decimos que estamos ante un cómic de la segunda categoría. 

Nuestra argumentación para que señalemos Tomb Raider Volúmen 1: En tiempo de brujas como un buen cómic se sostiene sobre varios pilares. El primero de ellos es su argumento. Gail Simone, autora todoterreno pero con gran mano para escribir buenos personajes femeninos sin caer en los tópicos recurrentes. Simone coge el testigo de Rhianna Pratchett y Susan O'Connor (guionistas del reboot) y establece un "episodio perdido" de Tomb Raider entre el primer juego post-reboot y su próxima secuela.

Para ello nos muestra a Lara Croft regresando a su vida y a su día a día, teniendo que hacer las paces consigo misma y con las experiencias traumáticas de la isla. Al hacerlo, Simone dibuja el síndrome post-traumático que ella y los otros supervivientes sufren, sin caer en el exceso. Tanto Lara como Sam, como los otros tripulantes del Endurance, quedan bien retratados, ampliando el trasfondo de éstos y su relación antes y tras los sucesos de Yamatai. Además, que elementos como el pico de escalada y las armas sean objetos recurrentes en la trama, así como las escaldas de Lara, son referencias muy agradecidas y guiños jugosos.

Sin embargo, como flaqueza, en este aspecto la historia es quizá demasiado deudora del primer videojuego y realiza demasiadas referencias a éste, en lugar de apostar por un relato completamente nuevo. Esto debe entenderse como una constante en las adaptaciones a cómic de videojuegos, en donde las referencias se buscan intencionalmente para enganchar al lector. Sin duda, esta opción restringe la creatividad de sus guionistas, pero también facilita el discurso y la asociación de ideas para el lector jugón. Ciertamente, al autor de éstas líneas no le hace mucha gracia esta opción, pero eso no significa que se deba tomar como una tara absoluta, sino como una decisión editorial.

El segundo pilar sobre el que fundamentamos la calidad del cómic de Tomb Raider es el trabajo conjunto del ilustrador, Daniel Selma, con el entintador, Juan Gedeon. El tándem de Selma y Gedeón realizan una labor muy meritoria en el retrato de los personajes. A diferencia de otros cómics de videojuegos, la identificación de los personajes es casi inmediata. Lara, como el resto de personajes del juego, son fácilmente identificables. Pero aún hay más, sus gestos y expresiones han sido perfectamente traducidas a lenguaje de cómic. Esto le hace ganar un punto a su favor al cómic, ya que Selma demuestra haber estudiado a los protagonistas, su fisionomía y expresión corportal, etc...

De la mano de estos retratos, hemos de mencionar también el tercer punto sobre el que nos apoyamos para defender el cómic de Tomb Raider. Selma realiza una más que aceptable recreación de localizaciones. Ya hablemos de los escenarios del juego o de los ajenos de éstos, Selma realiza muy bien los fondos y los lugares en los que se desarrolla el cómic. Los que hayan jugado al juego, además, podrán reconocer estos guiños de escenarios fácilmente y podrán asociar a éstos los hechos que acaecieron en el juego. Y aunque los planos que recrean el juego no son los mismos, sí se reconocen al vuelo. Sirva como ejemplo el flashback que Lara tiene a mitad del cómic, en el cual recuerda el conocido y fallido salto al vacío que hace en el opening del juego.

Por último, no debemos de olvidar al colorista Michael Atyeh. Su trabajo no es excesivamente llamativo, pero sí consideramos que es bastante limpio. No ensombrece la labor del dibujante ni la del entintador, aplicando capas bastante simples de color. Sin embargo, genera un contraste más que interesante al usar gamas más elaboradas para los fondos y los decorados, haciéndoles ganar profundidad y perspectiva. Algo que se agradece mucho, sobre todo en las splashpages. 

Vamos, que ya estáis tardando en ir a compraros este comic, ya seáis fans de Tomb Raider o comiqueros. Los 15,95 euros que cuesta este tomo, de 144 páginas a todo color, está más que justificado. De hecho, y aunque no hemos leído la segunda parte, os recomendamos encarecidamente que os esperéis a ella, pues si tiene la misma calidad de ésta, auguramos un enganche asegurado a ella.  Yendo más lejos aúm os podemos decir que junto a Batman Arkham City, el cómic, éste es posiblemente el mejor cómic basado en un videojuego que ha salido este mismo año. 

Lecturas recomendadas