Vengadores_ Guerra Kree Skrull
Reportaje

Los Vengadores: La Guerra Kree-Skrull - Review del clásico

Por Jesús Delgado
-

Los Vengadores: La Guerra Kree-Skrull fue una de las grandes historias de los Vengadores, escrita por Roy Thomas con Neal Adams y un nutrido grupo de artistas

¡Vengadores, reuníos! Nos disponemos a repasar un clásico básico e imperdible (pero de verdad) del Universo Marvel: La Guerra Kree-Skrull, una de las historias más importantes de los Vengadores y también de toda la historia de Marvel Comics. Esta saga. publicada entre junio de 1971 y marzo de 1972,  lanzó a los Vengadores al espacio para detener la inminente guerra cósmica entre el fáctico Imperio Kree y los conquistadores metamorfos Skrull.

Vengadores Guerra Kree Skrull

La historia está firmada por una de las grandes mentes de la editorial y del mundo del cómic, Roy Thomas, a quien Marvel debe parte de su grandeza durante los años 70, gracias a su agudeza como guionista principal de la casa de las ideas, sustituyendo al por entonces editor Stan Lee como gran narrador de Marvel.

La trama se inspira en la novela de 1952 Esta Isla, la Tierra y propone una metáfora de la II Guerra Mundial entre los aliados y el eje, en donde la Tierra es comparativamente una única isla, pero de valor estratégico inestimable. Los nativos, representados por los Vengadores, lucharán no solo por mantener su independencia, sino también por detener un conflicto que amenaza por destruir galaxias y consumir todas las estrellas del firmamento a su paso.

La coronación de Roy Thomas

Los Vengadores: La Guerra Kree-Skrull es la historia que sirvió para que Roy Thomas se consagrara y refrendara como gran sustituto de Stan Lee al frente de las historias de Marvel. Pero no adelantemos acontecimientos, vayamos por partes. 

A finales de los 60, el Universo Marvel ya funcionaba por sí solo. Stan Lee y los principales dibujantes de la editorial habían puesto en marcha un universo de superhéroes fresco, novedoso y que mezclaba temas tales como monstruos, superpoderes, vigilantes y temas sociales, revolucionando la concepción del género. Pero la fértil mente de Stan Lee no daba para tanto, y más con su ascenso a editor. En este contexto llegó a la editorial un tal Roy Thomas, un profesor de literatura y amante del cómic que comenzó como un guionista eventual y colaborador.

Al poco tiempo, el escritor acabó teniendo su oportunidad con los X-men, una serie que no acababa de cuajar entre los lectores, a pesar de contar con un fiel grupo de acólitos. Thomas hizo la serie interesante, aunque sin llegar a salvarlos de su suspensión. El estilo literario del escritor logró convencer al editor y a los lectores, y pronto acabó trabajando en series más grandes como Los Vengadores, en donde se juntaban los principales héroes de la casa. 

Su momento, sin embargo, llegó en 1971 con una trama a más largo plazo que las típicas historias que se resolvían en dos o tres meses. Desde hacía un tiempo, Thomas trabajaba en varios proyectos además de en Los Vengadores. Uno de ellos era el Capitán Marvel, personaje que introdujeron Kirby y Lee, presentándolo como un soldado Kree que convertía la Tierra en su hogar y buscaba proteger este mundo de las injerencias de alienígenas. Thomas le dio una vuelta de tuerca, convirtiéndole en un personaje pacifista, cuyo poder estaba amplificado por unas bandas cósmicas y cuya existencia en la Tierra se debía a su vínculo con el terrícola Rick Jones.

Con el Capitán Marvel en auge, Thomas planteó una historia de largo recorrido en la que el destino del héroe se vincularía a los Vengadores. Hasta entonces había sido habitual que de tarde en tarde uno o varios héroes compartieran escaparate durante un número o una aventura, pero el arco de la Guerra Kree-Skrull desarrolló la idea del crossover a una escala cósmica. Argumental y literalmente hablando. De hecho, los ecos de esta trama seguirían resonando en todo el trasfondo histórico de Marvel y de los Vengadores a lo largo de todos estos años. El devenir de los imperios Kree y Skrull, los episodios de Aniquilación, Avengers Forever... serían testigos de esta afirmación. 

La madre de todos los crossovers de Marvel

Los Vengadores: La Guerra Kree-Skrull se convertiría en la base de los futuros crossovers y de los eventos, cuando aún ni las editoriales tenían claro lo que estas ideas suponían o lo que se podía explotar. La trama convertía a Los Vengadores y al Capitán Marvel en los principales protagonistas y a lo largo de varios números de la serie de Avengers, se vinculaba la historia con diversos elementos procedentes de otras series: 4 Fantásticos, Inhumanos, Nick Furia, el Hombre Hormiga (Ant-Man, para los que vengan de las películas). Esta fórmula elaboraría así las bases y los principios de toda saga-crossover que se daría posteriormente.

Vengadores: Guerra Kree-Skrull

Sin embargo, debido a que no se trataba de un ambicioso proyecto comercial, como los que tenemos actualmente en como Civil War, Miedo Encarnado o Secret Wars, La Guerra Kree-Skrull se consolidó como una historia bien hilada que mezclaba géneros, elaborando una epopeya espacial irrepetible y bien hilvanada. Ya que toda la historia se contaba en una única serie, no en cincuenta. Y, ya os avisamos que no por ello se quedaba coja en cuanto a subtramas ni cabos sueltos, que posteriormente se resolverían en otras historias del supegrupo. 

Además para ilustrar estos cómics, Thomas tuvo la fortuna de contar con Neal Adams y John Buscema como dos de los principales dibujantes de la obra, quienes dotaron a la historia de un aspecto visual único para su época, siendo uno de los cómics "comerciales" más profusamente detallados y aparentes de su momento. Además, cabe destacar que el estilo de este cómic es eminentemente clásico, ora hablemos del color, diseño de personajes o incluso la distribución de viñetas y la posición de los planos. 

Vengadores: Guerra Kree-Skrull

Podemos decir por tanto que La Guerra Kree-Skrull es la culminación del trabajo de Stan Lee y una sofisticación de su fórmula de articular héroes de distintas cabeceras en un único cómic (el principio por el cual se regían los Vengadores originalmente, por cierto), llevando a un nuevo nivel la idea del crossover, integrando literalmente todo el cosmos de Marvel Comics. Desde los héroes a píe de calle, las civilizaciones secretas como los Inhumanos, los espías y los mutantes hasta los confines del espacio exterior... ¡Una pasada para su época!

En base a todo lo dicho, deberíamos entender este título como una de las grandes obras del cómic de superhéroes, uno de los grandes títulos clásicos de un género narrativo, que debe figurar en la biblioteca de cualquier comicófilo o interesado por el mundo de los superhéroes. O eso, o al menos esa persona debería de leerlo cuanto menos una sola vez si es que no tiene espacio en su librería.  

Los Vengadores: La Guerra Kree-Skrull puede encontrarse actualmente recogida en un tomo de Marvel Gold, editado integramente por Panini, junto a historias posteriores de la formación. Este tomo se encuentra disponible, con relativa facilidad, en prácticamente cualquier gran superficie, libreria especializada o tienda on-line al precio de 39,95 euros.  

Por cierto, si queréis saber más sobre grandes sagas de Los Vengadores, os dejamos aquí este vídeo, que realizamos con motivo del estreno de Vengadores: La era de Ultrón. Seguramente encontréis datos que os resultarán muy muy interesantes. ¡De nada!

Lecturas recomendadas