Análisis

Alienation para PS4 - Análisis

Por Luis López Zamorano
-

Versión comentada: PS4

El análisis de Alienation llega a HobbyConsolas.com para que descubráis los secretos de la nueva obra de Housemarque exclusiva de PS4. ¿Logrará cautivarnos tanto como lo hicieron Dead Nation y Resogun?

Los chicos de Housemarque ya nos han sorprendido en alguna ocasión, claros ejemplos de ello son Dead Nation y Resogun, y ahora intentan hacerlo de nuevo con Alienation, un título que sigue los pasos del primer juego que hemos mencionado y que mejora algunos aspectos de éste para hacer que sea aún más completo. Y es que, Alienation bebe directamente de las mecánicas que convirtieron a Dead Nation en todo un fenómeno multijugador e introduce novedades muy interesantes que hacen que pueda hablar casi de tú a tú con otros grandes títulos como Diablo III. Y aunque se puede jugar a Alienation en solitario, el título gana muchos enteros al activar las opciones online y jugar junto a usuarios de todo el mundo con su cooperativo para hasta cuatro jugadores.

Cambiando zombis por alienígenas

Si en Dead Nation nos tocó hacer frente a centenares de zombis, en Alienation nos toca hacer lo propio con alienígenas. Esta aventura con vista cenital cargada de acción nos lleva hasta un futuro en el que los extraterrestres han invadido la Tierra y a nosotros nos toca viajar a lo largo de todo el globo para acabar con todos ellos y con sus nidos.

Este argumento, pese a no contar con gran peso en una aventura que no destaca ni mucho menos por su historia, ayuda a que la variedad de enemigos, tanto en forma como en actitud, sea mucho mayor que en la otra obra de Housemarque. Ahora nos toca enfrentarnos a rivales mucho más distintos entre sí y más inteligentes.

Es cierto que los xenos, nombre que reciben los extraterrestres de Alienation, más básicos se parecen mucho a los zombis y se dedican a correr en grupo a por nosotros para golpearnos cuerpo a cuerpo, pero también lo es que hay otros mucho más avanzados e inteligentes que cuentan con armas y que pueden llegar incluso a rodearnos atacando desde distintos ángulos. Por suerte, nosotros tenemos herramientas más que de sobra para hacer frente a su amenaza.

Convirtiéndonos en los héroes de la humanidad

Al comienzo de la campaña de Alienation nos toca seleccionar una de las tres clases de personajes disponibles: Bioespecialista, tanque y saboteador. Cada una de las clases tiene sus propias habilidades y cuenta con particularidades en la campaña, por lo que el juego invita a ser superado con cada uno de los personajes para descubrir todos sus secretos.

Podría decirse que la bioespecialista está pensada para dar apoyo al grupo por sus habilidades, ya que las armas son las mismas para todos los personajes. Ella es capaz de curar a todos los miembros del grupo, pero también cuenta con capacidades ofensivas que la convierten en una soldado letal como el enjambre de nanomáquinas o el rastro tóxico.

Por su parte, el tanque cuenta con una onda de impacto y un rayo de energía que acabarán con los xenos en un santiamén. Además, también puede brindar ayuda al resto del grupo gracias al escudo individual que protege a los personajes de los disparos enemigos.

Por último, el saboteador es capaz de realizar potentes ataques cuerpo a cuerpo gracias a su espada de plasma, algo que, junto a su habilidad de camuflaje, hace que sea una clase letal. Además, el saboteador de Alienation también es capaz de solicitar apoyo aéreo y destruir a los xenos agrupados de manera rápida.

Combates tácticos y roleros

Por supuesto, todas las habilidades de los distintos personajes no están disponibles desde el principio y hay que irlas desbloqueando y mejorando a base de ganar puntos de experiencia al derrotar enemigos y superar objetivos. Así, iremos subiendo el nivel de nuestro personaje y haciendo que nuestras habilidades sean cada vez más útiles, duraderas y poderosas. Y lo mismo ocurre con las armas.

Podemos llevar un total de tres armas (una principal, una secundaria y una pesada) y un dispositivo (granadas, minas, etc). Al principio comenzamos con un equipo muy básico pero explorando los escenarios podemos encontrar cajas en las que conseguiremos mejores armas y dispositivos. Del mismo modo, cuando derrotamos a algunos enemigos, éstos dejan caer armas y orbes de mejora que podemos equipar en los espacios libres de nuestras armas para aumentar su potencia, su precisión, su cadencia, radio de daño...

Además, cada vez que superamos una misión conseguimos varias cajas de apoyo que también contienen puntos de experiencia, armas, dispositivos y orbes que nos ayudan a seguir avanzando. En este aspecto hay que destacar que la calidad de las recompensas que encontramos en las partidas dependen del nivel de dificultad en el que juguemos (hay tres diferentes), siendo mayor según aumentamos la dificultad.

Por otro lado, el sistema de control ayuda a que el uso de las distintas armas y habilidades sea fácil e intuitivo. Con el triángulo cambiamos de armas, mientras que con el círculo, la equis, el cuadrado y la pantalla táctil de DualShock 4 utilizamos las habilidades especiales. En cuanto al sistema de apuntado, es similar al de títulos como Enter the Gungeon. Con el stick izquierdo manejamos al personaje y con el derecho la mira del arma, mientras que con los gatillos disparamos y usamos los dispotivos. Además, al pulsar R3 en el momento correcto mientras recargamos el arma, podemos hacer que se recargue antes, un sistema que recuerda a la recarga activa de la saga Gears of War.

Adaptando la lucha a nuestras capacidades

Como acabamos de decir, Alienation cuenta con tres niveles de dificultad distintos, pero además de esta característica, hay otras que pueden sumar retos a los más valientes. Si jugamos al título de Housemarque en solitario veremos que hay fases casi imposibles de superar, por lo que en muchas ocasiones nos veremos obligados a activar las opciones online y hacer que nuestra partida sea visible para que otros usuarios se conecten a jugar con nosotros. Un punto que puede no terminar de gustar a aquellos jugadores que prefieran disfrutar del título de acción en solitario en su PS4.

Además, también podemos aumentar la dificultad de las partidas al activar la opción de invasión de partida antes de cada nivel. Gracias a esto, otros usuarios podrán entrar en nuestro juego para luchar contra nosotros. Así, el usuarios que consiga ganar el duelo obtendrá jugosas recompensas con las que continuar aumentando el poder de su personaje.

Y por si fuera poco, aunque los objetivos superados se guardan, cada vez que morimos los enemigos se regeneran, tocándonos acabar con todos otra vez para llegar hasta nuestro nuevo objetivo. Pero si de verdad os gustan los retos y queréis un desafío aún mayor, Alienation nos da la posibilidad de jugar con muerte permanente, obligándonos a completar todos los objetivos de la misión cada vez que somos derrotados, y eso es algo que ocurre con bastante frecuencia si decidimos jugar en solitario.

Cumplimiento técnico de batalla

Durante el análisis de Alienation hemos comparado el título en varias ocasiones con Dead Nation, y en lo técnico no podemos evitar volver a hacerlo. En esta ocasión, la aventura cuenta con más variedad en lo que a los escenarios se refiere, ganando atractivo visual. Al visitar distintas partes del planeta Tierra nos encontramos con paisajes nevados, ciudades devastadas por los ataques alinígenas, zonas selváticas...

A su favor juega también que en esta ocasión los mapas no son pasilleros, sino que nos presentan amplias zonas por las que podemos movernos libremente para explorar distintas rutas por las que llegar a nuestro objetivo o para conseguir encontrar armas y mejoras. Eso sí, debemos decir que tampoco resultan demasiado variados y que rápidamente dejan de sorprender.

Por otro lado, como ya nos ha acostumbrado Housemarque en otros juegos como Resogun, las batallas si que gozan de grandes efectos de luz y partículas. Las explosiones son muy numerosas y el rastro de los disparos en algunas armas dejan unos efectos realmente alucinantes. También resulta destacable el diseño de los personajes principales y de los enemigos que van desde xenos humanoides hasta otros con aspecto de insecto gigante.

Por desgracia, el apartado sonoro no está al mismo nivel que el visual. Es cierto que los sonidos de las armas y de las explosiones cumplen con lo necesario, pero la música no resulta realmente llamativa en ningún aspecto. Además, Alienation nos llega con voces en inglés y, aunque cuenta con subtítulos en castellano, la tipografía empleada es demasiado pequeña y cuesta bastante leer los diálogo (menos mal que el argumento del título exclusivo de PlayStation 4 apenas tiene peso).

Conclusión

Alienatión, a grandes rasgos, es un gran juego de acción independiente que goza de un buen equilibrio entre mecánicas, control y dificultad (mola mucho que dejen seleccionar tres niveles de dificultad y activar o desactivar la opción de muerte permanente). Los elementos roleros de personalización de habilidades y armas aportan variedad a las batallas y el gran número de enemigos y de efectos en pantalla hacen que gane enteros visualmente.

Por desgracia, estamos casi obligados a jugar online para superar los distintos niveles y no existe la posibilidad de jugar junto a nuestros amigos de manera local (aunque Housemarque ha dicho que estudiará añadir esa posibilidad con futuras actualizaciones). Del mismo modo, el apartado sonoro tampoco destaca, llegando con audio en inglés y subtítulos casi ilegibles en castellano. Aún así, si os gustó Dead Nation, Alienation os encantará. Además, esconde algunas características especiales al superar la campaña principal que no queremos desvelar para no estropearos la sorpresa.

Valoración

Housemarque lo ha vuelto a hacer. Alienation es un título de acción ideal para jugar en compañía (sin opciones locales) con el que disfrutar de frenéticas batallas con armas láser. Si os gustó Dead Nation, Alienation os encantará.

Hobby

80

Muy bueno

Lo mejor

Buen equilibrio de control y mecánicas. Multiples opciones de dificultad. Buen apartado visual.

Lo peor

Escenarios repetitivos, casi imposible superar en solitario, historia sosa, sin voces en castellano.

Lecturas recomendadas