Análisis

Análisis con Orkos de Space Marine

Por José Luis Sanz
-

Warhammer 40.000 Space Marine es un juego de acción en tercera persona que vive de la guerra entre humanos y Orkos y que tiene la enorme virtud de centrarse en lo que importa. La diversión... pero antes de zambullirnos en las aventuras de los Ultramarines, conviene recordar quién es Relic y qué pinta en un juego de acción como este para PC y consolas cuando lo suyo era la estrategia en tiempo real. ¿No?

Relic es una de las compañías de más éxito en PC en los últimos tiempos, con un catálogo de clásicos de estrategia de esos que quitan el hipo y que son al PC lo que los Gran Turismo a PS3 o Gears of War en 360: juegos indispendsables. De sus estudios han salido sagas tan legendarias como Homeworld, Company of Heroes o, los que más tienen que ver con este Space Marine, Warhammer 40.000 Dawn of War.

Una historia conocida... un desarrollo nuevo

En Warhammer 40.000 Space Marines desempeñamos el papel de Ultramarine que lucha contra los Orkos en el lejano planeta-forja Imperial. Lugar sagrado para los humanos en el que se fabrican la mayor parte de sus máquinas de guerra y, lógicamente, un punto crucial en el desarrollo de la guerra.

Si eres fans de los juegos de estrategia de PC comprobarás desde el principio que Warhammer 40.000 Space Marine huele a la serie Dawn of War ya que todo el diseño gráfico es casi un calco de los títulos de estrategia. Por suerte, pronto comprobarás que ahí acaban los parecidos y que de manejar a un pelotón completo pasaremos a uno solo de esos héroes, que se batirá el cobre contra una horda ENORME de Orkos asilvestrados.

Warhammer 40.000 Space Marine nos pone a los mandos de un héroe que va ganando poderes a medida que avanzan las fases y que, como es costumbre, va ganado poder de ataque con cada nueva arma que recoge de los arsenales esparcidos por el mapa.

Al principio, nos abriremos paso con un simple Bólter y una espada que más bien parece una navajita, pero luego añadiremos a nuestro arsenal algunos ingenios muy poderosos. Es el caso de la espada sierra que provoca descargas realmente potentes que acaban de golpe con 4 ó 5 Orkos, hachas, fusiles láser y de precisión, lanzagranadas, los útiles jet-pak para volar o minas que podremos detonar en el momento que pulsamos un botón.

Las misiones de Warhammer 40.000 Space Marine son muy sencillitas y la mayor dificultad la encontraremos en los enemigos, que van siendo cada vez más rocosos. Lógicamente, tendremos montones de ítems para recoger por el camino y en el caso de la salud, la única manera de recuperarla es acabando de una manera sangrienta con el adversario.

Bueno, bonito y ¿barato?

Warhammer 40.000 Space Marine es un juego que tiene que conectar con el jugador porque no es uno de esos desarrollos que entren por los ojos. Su gracia está en la dinámica de los combates, las multitudes que nos atacan y en los recursos de nuestro héroe para salir airoso. ¡¡Vamos!!, el título de Relic puede gustarte mucho o repudiarlo de forma inmisericorde.

Por momentos Warhammer 40.000 Space Marine parece un juego al estilo God of War, sobre todo cuando nos enfrentamos cuerpo a cuerpo con la espada a los enemigos… aunque siempre podremos jugarlo disparando las armas de fuego que tengamos a nuestro alcance, o cogiendo las que hay por el mapa que son absolutamente espectaculares.

Por decirlo claramente, Warhammer 40.000 Space Marine es un juego que todo lo que hace lo hace bien. Los combates son muy divertidos y los niveles muy dinámicos ya que invitan a seguir jugando aunque nos maten y la historia, sin ser la bomba, nos tiene imaginando todo el rato qué es lo que pasa con la guerra. Eso sí, echamos en falta (los peceros sobre todo), y mucho, una gestión de nuestro héroe más parecida a la de los juegos de estrategia en PC, donde podemos equipar con armas, poderes y piezas de armadura a nuestro héroe.

Warhammer 40.000 Space Marine es un juego divertido, que no es poco, a pesar de que podríamos exigirle a Relic un esfuerzo mayor para ofrecer una experiencia más extensa y compleja, como en la saga Dawn of War de PC. Pero como no es cuestión de pedirle peras al olmo, al menos, sí queremos decirle a THQ que ya que el Olmo no da nada, no nos cobre Warhammer 40.000 Space Marine a precio de peras. ¡¡70 pavos en consolas nos parece una burrada!!

Valoración

Estupendo juego de Relic que tiene poquitas cosas, pero las que tiene son muy buenas y, sobre todo, divertidas. Gráficamente no sorprende pero sus combates y puesta en escena es muy acertada. ¡Genial!

Hobby

88

Muy bueno

Lo mejor

Las armas, los combates cuerpo a cuerpo y el ritmo de los enfrentamientos con los Orkos...

Lo peor

Gráficamente no sorprende y se echa en falta una pizquita de rol, como en los juegos de PC.