Análisis

Análisis de The Last of Us: Left Behind

Por Alberto Lloret
-

Versión comentada: PS3

El pasado mes de junio se lanzó The Last of Us, una exclusiva de PS3 desarrollada por Naughty Dog que, por méritos propios, se ha convertido para muchos en el mejor juego de 2013. Ahora nos llega el primer y último DLC que amplía su historia. Pero… ¿está a la altura del juego que proviene? Vamos a verlo.

Tras un par de paquetes de contenido para los modos multijugador, llega Left Behind, el que para muchos es el plato fuerte del DLC anunciado para The Last of Us. Se trata del primer y último contenido para el modo individual, pero antes de que os frotéis las manos, no continúa de la historia, sino que amplía algunos hechos que en el juego original se pasaron por alto. En este contenido descargable, el único personaje controlable es Ellie, y con ella desvelaremos uno de los acontecimientos de la aventura original cómo salvó a Joel, dónde encontró las medicinas y cómo lo mantuvo a salvo de sus perseguidores.

Y no solo eso. Mientras ampliamos esos hechos, a modo de “flashbacks” o recuerdos del pasado, se intercalan porciones de un día muy especial en la vida de Ellie: el reencuentro con Riley, su mejor amiga, quien desapareció para unirse a los “Luciérnagas” (la facción rebelde que intenta encontrar una cura a las esporas). En compañia de ambas recorremos principalmente un centro comercial abandonado, donde Ellie podrá sentir un poco más de cerca, gracias a Riley, cómo se vivía antes de la aparición de las esporas.

Tras devolver la electricidad al centro comercial, podemos montar en un carrusel, recorrer una tienda de máscaras, hacernos unas fotos en un fotomatón, imaginar como era una recreativa de lucha (tenemos que introducir combinaciones de botones y direcciones, al estilo Quick Time Events), participar en duelos con pistolas de agua o comprobar quién rompe antes los cristales de un coche, son algunas de las cosas que nos esperan aquí. Pero tranquilos, que también hay hueco para la acción…

Tanto en los momentos en los que intentamos salvar a Joel o en nuestro viaje al pasado con Riley, también nos cruzaremos con los infectados en sus dos estadios más comunes (corredores y chasqueadores) o los humanos que nos persiguen. En ambos casos, las estrategias del pasado siguen siendo válidas aquí: distraer a los enemigos con botellas y ladrillos, usar el sigilo para pillarlos por la espalda... Incluso se han creado nuevas situaciones, como combates en los que se mezclan humanos e infectados, introduciendo con ello mecánicas nuevas, como atraer a uno de los dos tipos de enemigos para que se ataquen entre ellos… Por lo demás, todo sigue funcionando como hace medio año.

En este sentido, el control y las mecánicas del juego original están presentes tal cual, desde la linterna (que se sigue apagando y encendiendo con R3), al interfaz para improvisar desde los botiquines a los cócteles molotov o los Quick Time Events para superar forcejeos con los infectados. Incluso también están presentes las principales armas de Ellie, como el rifle o el arco. Y tranquilo, que da igual que haga meses que no tocas el juego: Left Behind incluye todo tipo de tutoriales para refrescarnos la memoria y recordarnos para qué sirve cada botón.

Así, con todas las cartas sobre la mesa, la pregunta del millón es ¿merece la pena este DLC? Pues que queréis que os diga... tengo sentimientos encontrados. Y por múltiples motivos. Por un lado, Left Behind no deja de parecer un "recorte" del juego original, un segmento que se eliminó del juego por razones que desconocemos, desde una caída en el ritmo a evitar que la aventura fuera demasiado larga o incluso por no llegar a tiempo para diseñar el escenario o capturar el movimiento de Riley... Son conjeturas, pero la sensación está ahí. Y tampoco aporta una barbaridad a la historia global del juego.

La primera partida te dejará como mucho 2-3 horas de juego un tiempo que, no nos vamos a engañar, sabe a muy poco para los 14,99 euros que cuesta. Sí, hay coleccionables (grabaciones, cartas, notas…) y 10 trofeos nuevos, 4 de ellos consistentes en terminar el DLC en los diferentes niveles de dificultad del juego y otros por realizar tareas concretas, como ganar la competición de romper los cristales del coche. Pero más allá de eso, si no eres un completista, ofrece poco motivos para volver a jugarlo.

Y si nos centramos en la historia... pues sigue los estándares de calidad de The Last of Us, con historias desgarradoras (a través de notas y pintadas, esta vez centradas en una unidad militar accidentada) y la habitual ración de situaciones tristes y desoladoras, relacionadas con el personaje de Riley y su relación con Ellie. Una relación que aporta más datos sobre la joven y que, sin destripar nada a nadie, hará que más de uno levante la ceja... no sin sentir al mismo tiempo una profunda pena. Una angustia que se vuelve a ver respaldada por un soberbio doblaje al castellano, en el que las principales voces, como la de María Blanco, repiten papel para volver a dar vida a personajes como Ellie.

Así pues, si eres un apasionado del universo de The Last of Us (como es mi caso), este DLC te gustará, siempre y cuando le perdones todo lo arriba indicado: es corto, no aporta excesivos datos relevantes a su universo (salvo una "cosilla" sobre Ellie) y a nivel jugable es muy continuista, pese a la inclusión de nuevos "minijuegos" y detalles puntuales aquí y allá. Su historia explora nuevas vías en las relaciones humanas que pueden surgir en este complicado mundo, pero aún con todo, su principal problema es que Left Behind resulta muy caro, demasiado para las 2-3 horas de juego que ofrece. Por eso, quizá para muchos, el propio título del DLC será el mejor consejo de compra: "left behind", o lo que es lo mismo, dejar atrás. Pero ¿tu amor por Ellie te lo permitirá? Como devoto de este juego, para mi la decisión es muy complicada, desde luego...

Valoración

Ellie protagoniza un nuevo capítulo en el que descubrimos algunas cosas de su pasado, con los elevados valores de producción del juego original. Por desgracia, es bastante corto y sobre todo, caro para lo que ofrece...

Hobby

70

Bueno

Lo mejor

Volver al universo de TLOU, la relación entre Ellie y Riley, gráficos, sonido... todo es TLOU puro.

Lo peor

¿15 euros por 2-3 horas de juego? Y, salvo detallitos, no hay excesivas novedades jugables.

Lecturas recomendadas