Principal Mario Kart Deluxe
Análisis

Análisis de Mario Kart 8 Deluxe para Nintendo Switch

Por David Martínez
-

Versión comentada: Nintendo Switch

Mario Kart 8 Deluxe es un juego imprescindible. Unas carreras emocionantes que sacan partido a la arquitectura única de Nintendo Switch y que estallan en el modo multijugador... siempre que no tengamos la versión de Wii U, que aparte de 6 nuevos corredores, algunos objetos y los modos batalla, es idéntica.

Nintendo Switch es una consola diseñada para juegos como Mario Kart 8 Deluxe. A medida que realizábamos este análisis, nos dábamos cuenta de cómo se ha perfeccionado esta fórmula, que comenzó en Super Nintendo hace más de 20 años, y lo bien que funciona todavía. Un total de 42 personajes de la franquicia vuelven a ponerse al volante de sus vehículos y competir en unas carreras en las que todo vale. Es el mismo juego que disfrutamos en Wii U hace tres años, pero con pequeñas -que no pocas- mejoras, que intensifican aún más nuestra experiencia.  

Las carreras de Mario Kart 8 Deluxe aglutinan lo mejor de cada entrega: podemos escoger entre coches o motos como en el juego de Wii, utilizar ítems dobles (como en Double Dash para GameCube), planear y correr bajo el agua (a partir de Mario Kart 7 para Nintendo 3DS) y por supuesto, correr por paredes y techos, que era la principal novedad del juego de Wii U.

Todo ello, en un total de 48 circuitos: los 32 originales y 16 que aparecieron en forma de DLC. Estos contenidos descargables adicionales estaban ambientados en The Legend of Zelda y Animal Crossing, y se completaban con pistas "recuperadas" de toda la saga, desde el Estadio Wario de Nintendo DS a la Senda Arcoiris de Super NES. Es el catálogo de circuitos más grande de toda la saga, y resulta impecable.   

En el plantel de corredores, nos encontramos con seis nuevos personajes: los inklings chico y chica de Splatoon, el Rey Boo, Huesitos y Bowsy, además de Mario dorado. Y siempre podemos correr con nuestros Miis, y cambiar su atuendo gracias a las figuras NFC amiibo.

También nos tendremos que familiarizar con nuevos objetos. Regresan los que se incorporaron en la versión de Wii U: la Super bocina, la Planta piraña que se coloca en nuestro parachoques delantero y lanza ataques a otros corredores cercanos, la Flor boomerang y el 8 Loco nos rodea con ocho ventajas que podemos utilizar a nuestra conveniencia. Además, sólo en Nintendo Switch podemos utilizar la pluma, para saltar, y el fantasma Boo para robar los objetos de los demás corredores. Y si somos suficientemente hábiles derrapando, tenemos a nuestra disposición un tercer nivel de turbo: el ultraminiturbo, más potente que los convencionales. 

Otra de las pequeñas novedades de esta versión es que todos las pistas y categorías (incluyendo el modo espejo y 200 cc) están desbloqueados desde el principio. La única explicación es que así los veteranos no tendrán que volver a jugar en las cilindradas más bajas para llegar a los modos realmente desafiantes. 

De hecho, los únicos elementos que desbloqueamos son el personaje de Super Mario de oro y nuevos vehículos, ruedas y planeadores (con las monedas que recogemos en cada carrera). La verdad, es que nos gustaba más el sistema tradicional en que había que "currárselo" para abrir los circuitos.

Bienvenidos, nuevos corredores

Pese a que todas las mejoras citadas parecen "ajustes" enfocados a los corredores veteranos, no son los únicos cambios que nos encontramos en Mario Kart 8 Deluxe. Lo más curioso es que esta versión parece dirigida a los recién llegados, que no disfrutaron el original de Wii U (incluso para los que no conocían la franquicia). Y para muestra, un botón: el juego cuenta con un apartado de ayuda que nos explica las técnicas de conducción, con vídeos, el uso de los 24 ítems y las reglas del modo batalla.

Mario Kart 8 Deluxe 8

No contentos con eso, podemos configurar el sistema de control de todas las maneras imaginables. Aunque nosotros nos inclinamos por el sistema clásico (mejor con el mando PRO), es posible utilizar el giroscopio para jugar con detección de movimientos, o conectar el acelerador automático y la antena (que evita que nos salgamos de la pista). La combinación de estas tres opciones permite que cualquiera, tenga el nivel que tenga, se pueda divertir jugando a Mario Kart.

Y a todas estas posibilidades hay que sumar las propias de la arquitectura de la consola: podemos jugar en modo TV (con resolución 1080p y 60 FPS para un jugador) y en modo portátil o tabletop (que mantienen los frames por segundo, aunque a menor resolución). Si en nuestro televisor Mario Kart 8 ya luce de maravilla, verlo en una portátil es apabullante (la batería dura aproximadamente tres horas, como en Zelda Breath of the Wild).

Mario Kart 8 Deluxe 2

Multijugador en Switch

El catálogo de opciones multijugador -lo mejor del juego- nunca se acaba. Las carreras están diseñadas para que resulten emocionantes hasta el último segundo; los corredores que se han quedado rezagados pueden conseguir ítems como champiñones turbo, invulnerabilidad y el temible caparazón azul teledirigido contra el corredor que va en primer puesto. De modo que la última vuelta siempre se equilibra. Eso sí, Mario Kart 8 Deluxe nos permite, por vez primera, contrarrestar el temible caparazón con la súper bocina. 

Podemos competir online, con un total de 12 jugadores en modo TV o aprovechar las distintas configuraciones de Switch en un multijugador local insuperable. Hasta 4 jugadores se pueden enfrentar en la misma consola a pantalla partida (basta un Joy-Con para cada corredor) o podemos conectar varias consolas, en modo inalámbrico -dos jugadores por consola- y organizar competiciones para ocho amigos.

Mario Kart 8 Deluxe 5

Todas las competiciones se pueden personalizar en torneos, con decenas de opciones (desde la cilindrada y el tipo de vehículos a las horas en que se podrá competir) y  después, en el modo MKTV, se pueden volver a ver -y editar- los mejores momentos de nuestras últimas carreras.

Hay que hacer un apunte, y es que en pantalla partida para cuatro jugadores, la tasa de frames cae hasta 30 FPS, y el desarrollo se resiente. No es nada "escandaloso" a menos que hayamos disfrutado antes de una partida individual.

Mario Kart 8 Deluxe 5

Las novedades en el modo batalla

El modo batalla, en que combatimos con otros corredores en "arenas" en lugar de correr, es el gran beneficiado de la versión Deluxe. Como podéis leer en nuestro análisis de Mario Kart 8 para Wii U, éste era uno de los aspectos más descuidados del original, y en Nintendo se han puesto las pilas para que tengamos más posibilidades. 

Mario Kart 8 Deluxe 18


Además de la Batalla de globos (que es heredero del original de SNES) Bob-ombardeo y Batalla de monedas, Mario Kart en Switch nos sorprende con nuevos modos muy divertidos. Destaca Patrulla piraña, que es una suerte de "policías y ladrones" contrarreloj y Asalto al sol, en que gana el jugador que sea capaz de retener un ítem durante más tiempo. Son dos planteamientos sencillos, pero tremendamente efectivos, y vienen acompañados de nuevos estadios inspirados en Splatoon o Luigi´s Mansion.

El apartado técnico

Mario Kart ha disfrutado desde sus inicios de un diseño brillante, que convertía el universo plataformero en circuitos coloridos y espectaculares, y esta entrega no es menos. Cada pista está cuidada con mimo, tanto las que se construyeron específicamente para el juego de Wii U como las que se rehicieron a partir de juegos anteriores. 

Al no haber un gran salto técnico entre Switch y Wii U, apenas se pueden apreciar diferencias entre ambos juegos, sólo una mayor definición y contraste, reducción de los tiempos de carga y la corrección de algunos bugs. Pero después de tres años, el juego se mantiene igual de fresco, y algunas pistas como el Castillo de Bowser, Hyrule o la Jungla Donkey Kong nos siguen impresionando.

El uso de la paleta de colores, las zonas antigravitatorias y los guiños a otros juegos de Nintendo se combinan con unos modelos sólidos y bien animados. Los personajes resultan tan expresivos... que convirtieron en viral la "mirada malvada" de Luigi al realizar un adelantamiento. 

Mario Kart 8 Deluxe

Conclusiones

Como hemos dicho al principio del análisis de Mario Kart 8 Deluxe para Nintendo Switch, nos parece un juego perfecto para la consola. Las posibilidades multijugador de la nueva máquina estallan con modos y opciones para todos los gustos, tanto en nuestra TV como en portátil. Sin embargo, después de tres años, las mejoras respecto al original de Wii U no son demasiadas. 

Es cierto que se trata del Mario Kart con más corredores, más objetos y más circuitos en la historia de la franquicia, que no es poco, y también es verdad que las novedades que incluye son perfectas para que lo disfruten los "recién llegados". Pero nos hubiera gustado que la versión Deluxe contase con circuitos nuevos para el modo Grand Prix y con cambios en la mecánica, como en su momento fueron los tramos antigravitatorios, que nos diesen la sensación de que realmente es un juego diferente.

Mario Kart 8 Deluxe 14

Puestos a pedir, cuando conectamos varias consolas en modo inalámbrico, cada una necesita un juego, y nos hubiera gustado que -como en los juegos de DS y 3DS- se pudiera compartir un sólo cartucho (aunque fuese una versión reducida). Y además, dado que la máquina tiene un nuevo procesador, GPU y el doble de memoria RAM, hubiera sido perfecto alcanzar los 60 FPS también para 4 jugadores "split screen". 

Pero la fórmula sigue funcionando de perlas, y no cabe duda de que va a convertirse en otro de los imprescindibles de Switch, tras la estela de Breath of the Wild. Seguro que todas estas novedades llegarán cuando tengamos una nueva entrega que no sea una versión de un juego anterior, sino un desarrollo específico para la nueva consola. Por ahora, tenemos todo un universo de carreras para disfrutar. 

Valoración

Parece que Nintendo Switch fue diseñada para un juego como Mario Kart 8 Deluxe. Estas carreras son increíblemente divertidas, sobre todo en multijugador (local para 8 jugadores y online para 12). Sin embargo, no ofrece demasiadas novedades respecto a la versión de Wii U: 6 pilotos, objetos y nuevos modos de juego en batalla.

Hobby

90

Excelente

Lo mejor

Está cargado de contenido, y sus carreras son tan divertidas como siempre. Los nuevos modos batalla y las distintas opciones de control.

Lo peor

No hay nuevos circuitos en Grand Prix. Las caídas de FPS en el multijugador a pantalla partida. En modo inalámbrico, cada Switch necesita un cartucho.

Lecturas recomendadas