Análisis

Análisis de Persona 4 Arena Ultimax para PS3

Por Alberto Lloret
-

Versión comentada: PS3

Persona 4 Arena Ultimax vuelve a reunir a los genios de Arc System Works y Atlus para ofrecer un nuevo juego de lucha basado en el universo Persona. Un título que une un gran sistema de lucha con historias "dignas" del RPG del que bebe.

ACTUALIZADO: rescatamos el análisis de Persona 4 Arena Ultimax con motivo de la llegada del juego a PS Plus en febrero. ¡Muy atentos a todas las virtudes que ofrece esta curiosa mezcla de lucha y RPG!

Hace justo un año y medio, y con bastante retraso respecto al lanzamiento original, llegó a Europa Persona 4 Arena, un juego de lucha 1 vs 1 del que podéis leer aquí nuestro análisis. Nos gustó porque tenía el arrojo de llevar a cabo algunas ideas nuevas, como continuar la historia de un juego de rol en su modo historia. Y es que Atlus, los creadores de Persona 4, estuvieron implicados hasta la médula, algo que se ha vuelto a repetir en esta continuación Ultimax. Y no solo en la historia: el “look” gráfico, el elenco de personajes, la música e incluso el doblaje o las frases al ganar un combate.

Además, Arc System Works, fiel a su estilo. se sacó de la manga el que probablemente es uno de los más profundos y densos sistema de combate 2D, con numerosas técnicas específicas para situaciones concretas (como los Fatal Counters), sin descuidar a los jugadores menos hábiles: machacando un único botón puedes realizar impresionantes combos. Todo eso sigue también sigue en P4 Arena Ultimax, así que, ¿qué novedades introduce esta secuela?

Afinando una sólida base ya conocida

Sobre la base conocida, Ultimax refina y mejora cada uno de los aspectos del juego. Si empezamos por los modos disponibles, el modo Historia ahora es doble, con dos campañas independientes (centradas los personajes de Persona 3 y Persona 4). Como en el anterior, la historia ha corrido a cargo de Atlus y, aunque no llega a los niveles de calidad de los RPG de los que procede, tiene algunos momentos muy buenos. Eso sí, el esquema de juego sigue como en el anterior: parrafadas de texto en plan “visual novel” y, entre medias, combates.

También vuelven los modos de la anterior entrega, desde las lecciones para aprender todos los rudimentos del sistema de combate a un modo arcade sin “historia” o un modo desafío (con 25 combos a dominar, en lugar de los 30 del anterior), pero entre todos ellos brilla con luz propia Golden Arena, un intento por acercar el juego a un estilo más RPG: es como un modo Survival, pero en el que podemos recorrer hasta 100 plantas de una “mazmorra”, en las que nos enfrentamos a enemigos, subimos de nivel, aprendemos  habilidades e incluso podemos establecer una conexión social con otros personajes.

También hay mejoras aquí y allá en los combates online, que como en P4A, siguen siendo bastante fluidos y sin apenas lag si la conexión del oponente, que la indica el propio juego, es buena (con los valores 0-1 es mala, con 2-3 buena). Las novedades se concentran en torno a la forma de presentar el vestíbulo online, como si fuera un salón recreativo. Creamos un avatar y nos movemos con libertad por el salón, eligiendo en qué máquina (partida) queremos sentarnos para competir. No es que sea nada “revolucionario”, pero la forma de recrear los salones nipones es un plus…

Reforzando la plantilla de luchadores

Ultimax también consigue mejorar otro de los aspectos que menos nos gustaron del primer Arena: el plantel de luchadores. Aparte de los 13 personajes del anterior, Persona 4 Arena Ultimax añade otros 6 más, que amplían aún más el espectro de personajes “tipo”. Aparte de los típicos personajes que luchan desde lejos o muy de cerca para realizar llaves, se añaden hasta personajes con “mascota”. Pero no es menos cierto que 19 siguen siendo pocos personajes, aunque son muy distintos entre si y requieren tiempo para dominarlos.

El “problema” es que podemos ampliar el plantel de luchadores vía DLC, viniendo algunos de ellos incluidos en el propio disco, al estilo de Capcom. Vamos, que no solo nos llega el juego tarde respecto al mercado japonés o americano, sino que además no recibimos ninguna ventaja por ello. Ni siquiera los dos primeros personajes que han llegado vía DLC se han dado “gratis”, como en EE.UU., durante la semana de lanzamiento, teniendo que pasar por caja y pagar 5 euros por cada uno de ellos. Y hay más en camino…

Un último e interesante aporte

Al menos la gran mayoría de los personajes ofrecen un modo “sombra”, que cambia radicalmente la forma de jugar con ellos al plantear un sistema de “riesgo-recompensa” distinto. Y es que nuestros golpes normales no causan tanto daño, al tiempo que perdemos algunas técnicas y ganamos otras habilidades, como poder pasar de un asalto a otro nuestra barra de especial. Añade otras mejoras como ajustes en el equilibrio entre personajes, y el resultado es un juego de lucha profundo y con posiblidades.

La parcela técnica sigue lo visto en el primer Arena, con una estética que sigue a pies juntillas lo visto en la serie Persona (menús coloristas, un gran diseño de personajes…) y una banda sonora que remezcla los temas más reconocibles de P3 y P4, regado todo con buenos efectos y las voces, tanto japonesas como inglesas, de todos los personajes. Es un juego que convence en lo visual y sonoro, sin ningún tipo de duda… ¿pero y en todo lo demás? Pues… es difícil decirlo.

Si ya tienes P4A, puede dejar la sensación de ser una actualización en la línea de Ultra Street Fighter IV. Sí, añade un modo historia doble y otras mejoras… pero la base sigue siendo la del anterior juego. Si eres muy, muy fan de los juegos de lucha y de Persona en particular, no te decepcionará, aunque al resto quizá sí. Otro caso muy distinto es si no tienes el anterior juego. En ese caso, te puedes hacer con su versión más completa, además de poder comprar por 9,99 euros el DLC con el modo historia del primer P4A.

Sea cual sea tu caso, en términos globales, P4A Ultimax es un buen juego de lucha, de esos que puedes aprender a jugar en un día pero que, dominar, lleva meses. Se le pueden reprochar muchas cosas, como que llega sin los textos en castellano, que el modo historia tiene mucho diálogo (puedes pasar fácilmente una hora solo leyendo) o que no se hayan incluido en disco los personajes que ya se venden como descarga. Pero, aún con todo, a poco que te guste la lucha, tiene muchas virtudes para enganchar...

Valoración

Ultimax vuelve a hermanar la más profunda (y a la vez asequible) lucha con tramas y elementos propios del rol, dejando un título muy completo y disfrutable. Aunque si tienes el anterior, puede resultar muy parecido...

Hobby

83

Muy bueno

Lo mejor

Los nuevos personajes. Estética, banda sonora, sistema de combate profundo, los añadidos...

Lo peor

La trama de la historia es mejorable. Personajes vía DLC: No hay un gran salto respecto a P4A.

Lecturas recomendadas