Análisis

Análisis de Sniper Elite III

Por Daniel Acal
-

Versión comentada: PS4

África es el escenario de Sniper Elite III, en el que deberemos demostrar de nuevo nuestras dotes de francotirador (paciencia, puntería, astucia...) para decantar la II Guerra Mundial del lado aliado de una vez por todas en un juego de acción con un enfoque más pausado que otros exponentes del género pero que logra divertir... a su manera.

Sniper Elite es una serie de juegos de acción en tercera persona desarrollada por el sello británico Rebellion que nos sumerge en la piel de un francotirador en los momentos decisivos de la II Guerra Mundial. Su primera entrega salio en septiembre de 2005 para PC, PS2 y la primera Xbox. Tuvimos que esperar hasta 2012 para disfrutar de su segunda entrega, Sniper Elite V2, que se desarrollaba igualmente en la II Guerra Mundial, concretamente en la batalla de Berlín que tuvo lugar entre abril y mayo de 1945. Su subtítulo V2, además de sugerir "secuelismo", hace alusíón al programa alemán de cohetes V2, el "papá" de los cohetes modernos. El V2 fue el primer misil balístico de largo alcance de la historia y se calcula que durante la contienda se lanzaron cerca de 3.000 de estos cohetes, matando a más de 7.000 personas principalmente en Londres y ciertas zonas de Bélgica. 

 

Pero además de rigor histórico, en Sniper Elite V2 se sentaron las bases de lo que vamos a encontrar en este Sniper Elite III: un pausado desarrollo basado en misiones en las que el sigilo tiene mucho más protagonismo que la acción pura y dura. Un juego de acción ambientado en la II Guerra Mundial con un punto de vista diferente. O para ser más exactos, desde el punto de vista de la mira telescópica de un rifle de precisión. Pues ahora nos llega para PS3, PS4, PC, Xbox One y 360 esta tercera entrega, aunque en esta ocasión el objetivo de nuestras balas serán los integrantes del Afrika Korps y sus aliados italianos. Aquí os dejo un gameplay para que os hagáis una idea de cómo es el juego, aunque os adelanto que la versión final está traducida y doblada al castellano.

 

 

Sniper Elite III continúa la historia del francotidor de élite Karl Fairburne cuyos letales disparos a distancia serán claves para decantar la II Guerra Mundial del lado aliado, aunque en esta ocasión abandonamos Berlín para viajar a un territorio muy diferente: el norte de África. Escenarios reales de la contienda como Tobruk, el paso de Halfaya, Kasserine o el oasis de Siwa serán algunos de los enclaves en los que tendremos que cumplir nuestras misiones, con objetivos tan dispares como eliminar a ciertos oficiales del Afrika Korps, destruir blindados o baterías antiaéreas, recuperar documentos, interrumpir las comunicaciones enemigas, realizar emboscadas y sabotajes varios o rescatar a un "pez gordo" aliado de las entrañas de una prisión para terminar escoltándolo hasta su libertad.

Misiones con variados objetivos

Éste es uno de los aspectos que más nos ha gustado de Sniper Elite 3: los objetivos de sus misiones son bastante variados, lo que no deja lugar al aburrimiento. Además, en todos y cada uno de los niveles encontraremos además tareas secundarias (como destruir 10 camiones o romper todos los focos en cierta misión nocturna), además de otros objetivos opcionales como buscar distintos tipos de coleccionables como cartas y diarios de guerra o descubrir nidos de francotiradores. Todo ello da lugar a una campaña que puede durarnos entre 15 y 20 horas dependiendo del nivel de dificultad que elijamos (hay cuatro niveles además de un quinto que puede ser personalizado) y de nuestra paciencia para completar todos los objetivos secundarios de cada mision.

 

 

Pero antes de empezar cada nivel, en Sniper Elite III hay elegir nuestro equipo, que constará básicamente de prismáticos (con los que podremos “marcar” a los enemigos” para conocer su posición), pistolas tipo Welrod (con silenciador incorporado para eliminar enemigos a corta distancia sin llamar la atención) o Luger, ametralladoras (empezaremos con la Stern, pero luego desbloquearemos otros modelos de la época no menos míticos como la Thompsom…) y por supuesto rifles con mira telescópica, también todos ellos modelos reales como el Gewehr 43 o el Carcano. Muchas de estas armas ya estaban disponibles en Sniper Elite V2, como la pistola Welrod, la Thompson o muchos de sus fusiles, aunque algunos de ellos como el LEE-Enfield MK. III o el M1 Garand con el que comenzaremos Sniper Elite III, llegaron después a través de DLC.

 

Evidentemente, cada arma tiene sus propios parámetros. Y más aún en el caso de los fusiles de precisión, los auténticos protagonistas de Sniper Elite 3: temblor de mira, velocidad de salida de la bala, zoom, retroceso y daño. El juego puntuará cada muerte que "brindemos" a nuestros enemigos (en función de nuestra posición, la distancia con el objetivo, si somos descubiertos o no, la zona de su cuerpo en la que impacte la bala., etc. etc.) y así iremos acumulando experiencia que nos dará acceso a nuevas armas que podremos elegir, insistimos, antes de comenzar cada misión.

 

Muerte a distancia

A partir de ahí, en Sniper Elite III nos internaremos en amplios escenarios (aunque siguen siendo algo “pasillescos”), con distintas alturas en los que deberemos aprovechar el entorno para ocultar nuestros disparos (buscando la mejor posición, aprovechando si hay ruidos en las cercanías para que “ahoguen” nuestros disparos...). Habrá que aprovechar las sombras y cualquier elemento del escenario que nos pueda servir de cobertura. Y lo más importante: elegir el mejor momento para disparar. En los modos de dificultad más asequibles tendremos algunas ayudas al apuntado, ya que podemos "vaciar el aire de nuestros pulmones" y activar así el llamado "tiempo de enfoque", que ralentizará la acción por unos instantes para facilitarnos él éxito en nuestros disparos. Cada tiro certero será recompensado, además de con los citados puntos de experiencia, con la Kill Cam, que vuelve para "deleitarnos" con el recorrido de la bala desde que sale de nuestro fusil hasta que se incrusta en la cabeza, los pulmones o los testículos de nuestra pobre víctima. Lo veremos en "rayos X" con todo lujo de detalles.

 

 

Eso sí, si normalmente Sniper Elite 3 exige al jugador una cierta dosis de paciencia, esta exigencia se multiplica sobre todo en los niveles de dificultad más avanzados, en los que además de prescindir de toda ayuda, se tienen en cuenta parámetros como el viento, la caída de la bala o el efecto Coriolis, que hace referencia a la influencia que puede tener el movimiento de rotación de la Tierra en nuestros disparos. Sea como fuere, con el segundo tiro desde la misma posiciòn normalmente los enemigos descubrirán nuestra ubicación y vendrán a por nosotros. Si nos descubren, tocará reubicarse (dejaremos un “fantasma” en la última posición en la que hemos sido vistos para que nos sirva de referencia.). Los enemigos cuentan con una inteligencia artificial bastante decente (con sus fallos puntuales) y el clásico sistema de "avistado" con un código cromático que va desde el amarillo que denota sospecha hasta el rojo que significa que nos han visto.

 

 Y es que en Sniper Elite III los disparos a distancia no siempre serán la mejor opción. A veces habrá que ser sigilosos, movernos silenciosamente y acabar con los enemigos por la espalda. Contamos además con distintas herramientas para captar su atención y atraerles al sitio que nos interese, lo que nos permitirá realizar emboscadas para las que usaremos distintos explosivos como minas o trampas-cable que podremos poner entre paredes. Y si nos descubren, podemos defendernos con unas ráfagas de ametralladora para cubrir nuestra retirada y encontrar un nuevo escondite desde el que reconducir la misión. Pero mucho ojo con esto ya que Sniper Elite 3 no es un shooter al uso y no es posible atravesar sus misiones "a tiro limpio" (además de que si lo hiciésemos así nos cargaríamos toda la "gracia" del juego). Así que si sois de "gatillo fácil", creemos que Sniper Elite III no será vuestro juego favorito. Avisados quedáis...

 

 

Francotirador solitario... o no

Además, en Sniper Elite III la Campaña puede disfrutarse en solitario o en cooperativo con otro amigo (siempre Online, no hay opción de jugar cooperando en la misma consola a pantalla partida). Y dentro del cooperativo, nuestro amigo podrá ser un francotirador como nosotros o bien disfrutar de la experiencia como "observador" en plan “overwatch”. También hay desafíos extra fuera de la Campaña (de Vigilancia, de Supervivencia...) que puede disfrutarse en solitario y también podremos resistir las oleadas enemigas junto a un amigo. Y no nos olvidamos del multijugador online, con 5 modos distintos para hasta 12 jugadores (en Sniper Elite V2 sólo podían jugar 8 y hay que recordar que la versión de consola recibió el multijugador seis meses más tarde que en PC vía DLC gratuito). Lamentablemente, en el momento que realizamos este análisis Sniper Elite III no estaba todavía a la venta así que no hemos podido probarlo. Os dejo con un vídeo al respecto que nos ha pasado la gente de Rebellion y con la promesa de actualizar este análisis cuando hayamos podido jugarlo "en condiciones".

 

 

En cuanto al apartado gráfico, en la "next gen" Sniper Elite III cumple con corrección pero sin muchos alardes. Lo hemos jugado en PS4 y los escenarios, aunque algo pasillescos, son bastante amplios y lucen un buen nivel de detalle. Pero los enemigos son bastante “clónicos” y efectos como el fuego son bastante mejorables y nos remiten a las versiones de PS3 y Xbox 360, con las que no presentan un salto demasiado significativo, la verdad. Eso sí, cuenta con un buen doblaje al castellano (los enemigos hablan entre ellos en “su idioma original”) y sale a un precio bastante apetecible, sobre todo en PS3 y 360. Además, los que lo reserven tendrán un incentivo bastante goloso (un DLC llamado Hunt the Grey Wolf en el que deberemos intentar dar caza al mismísimo Adolf Hitler) y los que se vayan a la versión de PC tienen una edición coleccionista que no tiene desperdicio ninguno y que está limitada a sólo 1.000 unidades.

 

En resumen, Sniper Elite III es un juego bélico que apuesta por un desarrollo bastante más pausado que otros "compañeros de trinchera", aunque eso no quiere decir que sea aburrido; todo lo contrario. Sabe cómo entretener desde que arranca hasta que termina su duradera campaña. Eso sí, es divertido... a su manera. Tienes que dejarte llevar por tus instintos más "camperos". Sniper Elite 3 no es un juego para impacientes ni para fans del "gatillo fácil".

 

Valoración

Aunque con un planteamiento similar a V2, Sniper Elite III lo mejora en todo. Es un juego bélico diferente, más... pausado. Pero consigue divertir a su manera.

Hobby

81

Muy bueno

Lo mejor

Es más variado de lo que pudiera parecer y su duración supera la media del género.

Lo peor

Los escenarios, aunque amplios, son pasilleros. Gráficamente no pasa de correcto.

Lecturas recomendadas