Análisis

Cine de superhéroes: El Caballero Oscuro, la Leyenda Renace. ¡Crítica doble!

Por Daniel Quesada
-

CTÍTICA DE El Cabellero Oscuro: La leyenda renace - 2012 - DIRIGIDA POR Cristopher Nolan - PROTAGONIZADA POR Christian Bale, Anne Hathaway, Gary Oldman, Marion Cotillard, Tom Hardy. ARGUMENTO: años después de su retirada, Batman ha de regresar para enfrentarse a Bane, un terrorista que amenaza con instaurar un nuevo orden en Gotham. Mientras, una versátil ladrona entra en escena...

ACTUALIZADO 12-10-2014: Nuestro especial de cine de superhéroes acaba su ciclo de críticas de Batman. Esta El Caballero Oscuro: La leyenda renace, fue la primera película que analizamos en HobbyConsolas.com, así que he decidido darle un nuevo visionado para ver qué tal ha envejecido. La nota que le di en su momento, un 70, generó bastante debate porque para muchos resultaba demasiado baja.

Pues bien, después de revisitarla, me mantengo: sin duda es un buen cierre para la trilogía de Christopher Nolan, pero ni los personajes ni la historia acaban de eclosionar. Bane apunta unas maneras que se diluyen incomprensiblemente en la recta final y los puntos fuertes de la historia se basan en unas licencias de guión demasiado autoindulgentes como para ser pasadas por alto.

En cualquier caso, estamos ante una película de acción (más que de superhéroes) notable, a la que se nota el talento como director de Nolan. Por cierto, os invito a leer, al final del texto, una segunda impresión de Manuel del Campo, que da su punto de vista, más positivo, acerca de la última aventura de Bruce Wayne.

TEXTO ORIGINAL (21-07-2012):

Estrenamos nuevo contenido: a partir de ahora reseñaremos también las películas que resulten interesantes para la mayoría de vosotros, para que en esta web podáis disfrutar de todo el ocio que os gusta. Hemos pensado que una ocasión ideal para empezar es la nueva entrega de Batman. Así pues, os proponemos acompañarnos en la reseña de El Caballero Oscuro, la Leyenda Renace.

Se acaba una era

La sombra del Joker es alargada. Es algo que resulta evidente tras ver esta película. El exitazo de público y crítica que fue El Caballero Oscuro (The Dark Knight, 2008) puso el listón muy alto. Superar su puesta en escena, su guión y el inolvidable papel del desaparecido Heath Ledger no iba a ser tarea fácil. Pero si un director ha sabido aunar a la crítica y al público en los últimos años, ese ha sido Cristopher Nolan. Así pues, ¿qué nueva dirección se debería tomar a partir de aquí?

Al final, se ha optado por la de enmedio. La historia sigue en La Leyenda Renace, sí, pero no para de conectarse con los acontecimientos de las dos películas anteriores. Éste es el final de la trilogía si una recaudación millonaria no "invita" a lo contrario y, como pasa en tantos otros cierres (hay quien dice que juegos Mass Effect 3 o Metal Gear Solid 4 son en sí unos gigantescos epílogos de sus entregas anteriores), es tan importante recordar todo el camino recorrido como atar bien todos los cabos que queden sueltos.

Eso no es malo y, de hecho, es lo que muchos fans esperan. Pero da la sensación de que Nolan está más preocupado de cerrar de forma satisfactoria la cinta que de ofrecer un producto que tenga la suficiente entidad por sí solo.

La hora de los tipos duros

Para empezar, tenemos a los personajes. Todos están más o menos bien esbozados (quizá Selina Kyle, Catwoman, sea la más interesante), pero ninguno de ellos consigue emocionar. Esto resulta especialmente grave con Bane, el "malo" con más peso en la película. Se trata de un personaje que tiene mucha más chicha y simbolismo en los cómics (incluso en el juego Batman: Arkham Asylum se le saca más partido), pero aquí es un tío cachas que suelta alguna frase grandilocuente. Resulta demasiado genérico, demasiado visto.

Como decíamos al principio, el Joker de Ledger destilaba carisma, así que no podemos evitar sentir que el malo de La Leyenda Renace es un paso atrás en esa dicotomía orden-caos que tan bien se modeló en El Caballero Oscuro. La sorpresa sobre su verdadero papel en la trama no hace sino empeorar esto, en un giro de guión que parece más propio de una telenovela que de una peli para el recuerdo. Es más, a los que conozcáis bien los cómics no os pillará desprevenidos.

Y ojo, que la trama pone muy buenas ideas sobre la mesa. Todo el arco argumental del foso o la escena del estadio parecen ideales para un desarrollo épico. Así es durante la mayoría del tiempo. Pero al final, nuestra emoción creciente se transforma en un "¿y ya está?". No se acaba de rematar la faena en ninguno de los actos, es como si faltara fuerza a la hora de poner el broche. A su favor hay que decir que, para durar casi tres horas, la película nunca se hace aburrida. En ningún momento paran de suceder cosas, de urdirse planes, de sugerirse ideas que se desarrollarán más adelante. Estamos entretenidos en todo momento, en ocasiones ligeramente emocionados, pero nunca asombrados. Se vislumbra la energía, pero al final todo queda algo desaprovechado. Quizá los únicos tramos impactantes son los que protagoniza el Bat, la nueva nave voladora.

Esto se debe en gran parte a que tanto esa escena como el resto de la película están rodados con mucho talento. A Nolan se le notan las tablas y tanto la fotografía como el montaje son tan impecables como siempre. El diseño de vestuario y de los vehículos (con especial protagonismo para la Batpod) resulta elegante y atractivo, así que solo hay sitio para las alabanzas en el apartado técnico.

El elenco de actores de La leyenda renace también es envidiable y cada uno de ellos se esfuerza en sacar partido a su personaje, pero el problema es que muchas veces hay más que rascar en la actuación física que en el desarrollo emocional o argumental. Se agradecen ciertas "apariciones estelares" que preferimos no desvelar aquí, si bien su presencia es más bien anecdótica. Incluso el propio Batman aparece más bien poco. Hay mucho Bruce Wayne y poco Hombre Murciélago (se profundiza más en él como concepto, como símbolo, que como héroe), a pesar de que toda la película gira en torno al concepto de volver a ponerse la máscara.

Hora de plegar las alas

No podría comentar el final sin entrar en "spoilers", así que lo dejaré en que me ha parecido demasiado autocomplaciente, poco valiente... aunque lógico si se busca agradar a una buena porción del público. En mi opinión, todo lo que sucede en torno a Wayne y Batman es un error, precisamente porque da la vuelta al mensaje final de El Caballero Oscuro, que resultaba más... Oscuro, más dramático.

En resumidas cuentas, el film está rodado con talento, "pasta" y buenas bases, lo que le basta para agradarnos durante toda la sesión. Pero mucho nos tememos que dentro de un par de meses nadie estará hablando ni de los malos de la película, ni de su puesta en escena... Hay calidad aquí, si bien la revolución acabó en El Caballero Oscuro. Nolan firma un buen trabajo y todos los fans le debemos mucho por todo lo que ha aportado al Señor de la Noche en esta trilogía. Pero quizá, cuando en unos años haga balance de este capítulo final, se le aparecerá Joker en el espejo y le susurrará... why so serious?


Segunda opinión

Por Manuel del Campo

Si hay algún defecto que encuentro a un director admirable, responsable de algunas de las mejores noticias que nos ha dado el cine en los últimos años como es Christopher Nolan, es su tendencia a rizar el rizo, a sobredimensionar sus aciertos. Tuve esa sensación con Origen, a pesar de que pasé un buen rato, y con El Caballero Oscuro La Leyenda Renace, me ocurrió en parte lo mismo. El listón que había dejado con su anterior film de Batman se quedó tan alto que quiso dar una vuelta más de tuerca, y en conjunto da la sensación de querer llegar a más en todo (acción, drama, tensión, amenaza), sin llegar a conseguirlo en nada. La desmesura se impone esta vez a la inteligencia.

La Leyenda Renace vuelve a ser un thiller de nivel más que una película de superhéroes (esta vez con más argumentos, puesto que Batman aparece bien poco), de factura impecable, con secuencias que quitan el hipo, como la primera en el avión (increíble cómo está rodada) y otras más épicas como toda la trama de la cárcel. Me gusta que Batman las pase más canutas que nunca, y la llegada de Catwoman (con un trabajo de mucha clase por parte de Anne Hathaway) supone un interesante aliciente. La película mantiene la tensión en todo momento -aunque su ritmo es algo irregular- y alcanza cotas de clímax impactantes.

Por contra, Bane, que me parece un buen villano, tiene el problema de enfrentarse a la alargada sombra del Joker, y no es tanto problema el esforzado trabajo de Tom Hardy (y su impresionante aspecto) que de un guión que no le ofrece suficiente juego. La película peca de exceso de grandilocuencia por momentos, y el malvado plan (con el tema del reactor) es algo confuso y poco consistente por excesivo. Y, como bien señaló Dani en su momento, algún giro final del guión es más propio de telefilm de sobremesa. Aún con todo, me parece un contundente espectáculo y un entretenimiento de primera (ya quisieran la mayoría de películas), que no se aleja demasiado de la calidad de los dos anteriores, y un buen broche (aunque no de oro) a una trilogía inolvidable. Mi puntuación es un merecido 82.

Otros superhéroes esperan su turno...

Con esta crítica doble terminamos el repaso a las películas del murciélago, pero nos quedan otros héroes enmascarados y supertipos por recordar. La semana que viene, nuestro especial de cine de superhéroes continuará con un vampiro negro que golpea a ritmo de chunda-chunda...

Valoración

Un cierre aceptable y bien rodado para una saga que ha hecho época. No sorprende ni rompe moldes como las películas precedentes, pero sabe entretener.

Hobby

70

Bueno

Lo mejor

El elenco de actores. Algunas escenas de acción. Los nuevos vehículos.

Lo peor

Ha perdido mucho factor sorpresa. Personajes y trama no acaban de emocionar.

Lecturas recomendadas