Análisis

Crítica de Dragon Ball: El regreso de Broly

Por Estela Villa
-

ARGUMENTO: Broly, el guerrero legendario, busca venganza tras haber sido derrotado por Goku 7 años atrás. Goten, Trunks y Videl tendrán que enfrentarse a él tras despertar de su letargo. 1993 – DIRIGIDA POR Shigeyasu Yamauchi - GUIÓN DE Takao Koyama.

Nos encontramos ante la 13ª película basada en Dragon Ball y la 10ª de la saga Z. Estrenada el 12 de Marzo de 1993, nos cuenta el regreso de uno de los guerreros más poderosos que ha visto el Universo, el legendario saiyano Broly. Si quisiéramos ubicarla dentro de la serie de anime tendríamos que situarnos justo antes de que el mago Babidi y su creación, el monstruo rosado Buu comenzasen a amenazar la Tierra tras la celebración del torneo de artes marciales.

En cualquier caso, como ya hemos dicho en otras ocasiones, lo que se cuenta en esta película no es del todo estricto cronológicamente y no debería ser tenido en cuenta como "canónico" dentro del universo Dragon Ball.

El regreso de Broly es conocida en Japón con el nombre de Kiken na futari! Super senshi wa nemurenai y comienza con algo que no nos suele gustar a los seguidores del anime, relleno. Nos presenta a Videl, Goten y Trunks en busca de las bolas de dragón, algo habitual en la serie. La trama comienza a ponerse interesante cuando Broly es despertado por el llanto de Goten y da comienzo una lucha sin cuartel entre él y los pequeños, pues el saiyano sólo tiene en mente una cosa, destruir a Kakarot, su única frase en la película. El resultado es una batalla con un aire cómico, incluso se llegan a orinar en la cara del guerrero legendario, en la que Goten y Trunks no tienen ninguna posibilidad, de hecho resulta hasta aburrida.

La película comienza a remontar el vuelo una vez que Son Gohan entra en escena. Empieza una lucha encarnizada entre él y Broly, en la que nos vuelven a demostrar lo desaprovechado que está este personaje, que pasó de ser uno de los guerreros más poderosos tras conseguir deshacerse de Cell, a convertirse en un pagafantas incapaz de derrotar a ningún enemigo. Como era de esperar, Goku hará una breve aparición para ayudar a sus hijos e intentar vencer a Broly, ¿lo lograrán?

Los "coleccionistas de momentos icónicos" han de tener en cuenta este film por la imagen que tenéis sobre estas líneas: Gohan, Goku y Goten lanzando un Kamehameha al mismo tiempo, algo que nunca sucedió en el manganime original y que, en el fondo, es una suerte de homenaje a ese ataque final que lanzó Gohan a Cell con la ayuda de su padre.

Regresando a la película, también volveremos a ver a Krilin, pero como suele ser su rol habitual ha quedado para servir de sparring a los enemigos, ¿será que con el pelo le hizo perder todo su poder? Sea como fuere, aporta un toque gracioso que nunca viene mal.

Nos quedamos con un sabor de boca agridulce puesto que tenía todos los ingredientes para haber sido un filme para recordar y se quedó en agua de borrajas. Si has visto la primera película de Broly, ésta te resultará más de lo mismo o incluso peor. Hay que recordar que este personaje es una creación que aparece únicamente en las películas de anime, aunque dada su popularidad también lo podemos ver en la mayoría de videojuegos relacionados con la saga.


Recordad, en nuestro especial podréis leer las críticas de todas las películas de Dragon Ball.

Valoración

El impacto de la primera aparición de Broly se intenta estirar en exceso y eso lastra el ritmo de la película, aunque el uso de personajes más "jóvenes" aporta cierto dinamismo.

Hobby

60

Aceptable

Lo mejor

La pelea de Gohan vs Broly y las situaciones cómicas que se dan en la película.

Lo peor

La falta intensidad en las peleas y la corta duración de las mismas.

Lecturas recomendadas