Análisis

Crítica de Gravity

Por Raquel Hernández Luján
-

ARGUMENTO: En Gravity asistimos a un grave accidente durante un paseo espacial rutinario, lo que deja a dos astronautas flotando en el espacio. Una es la doctora Ryan Stone, una brillante ingeniera en su primera misión espacial en la Shuttle. Su acompañante es el veterano astronauta Matt Kowalsky. Su objetivo será mantenerse con vida y regresar a la Tierra.2013 - DIRIGIDA POR: Alfonso Cuarón - PROTAGONIZADA POR: Sandra Bullock y George Clooney. Ya en cines.

ACTUALIZADO 23-11-2014: Gravity acaba de llegar a Netflix, así que aprovechamos para refrescaros la crítica que hicimos de la película de Sandra Bullock y George Clooney. Recordad que también la podéis conseguir en DVD y Blu-Ray.

TEXTO ORIGINAL (4-10-2013): De forma periódica, en el maremágnum de producciones cinematográficas que se estrenan en el mundo, aparece una película que da un salto hacia el futuro. Ése es exactamente el caso de la cinta de Alfonso Cuarón (Hijos de los hombres), el director mexicano responsable de la dirección y que coguioniza Gravity junto a Jonás Cuarón, su hijo.

Al contrario de lo que suele suceder, la cinta cuenta con un presupuesto de 80 millones de dólares en el que está justificado cada centavo. No en vano, las ideas plasmadas en el libreto necesitaron desarrollar una tecnología sin precedentes. En su entrevista con Alejandro G. Calvo, de SensaCine, Alfonso Cuarón relata cómo iba encontrando puertas cerradas a su paso hasta que fue asesorado por James Cameron, quien le alentó a seguir adelante: "es probable que tengas que inventar tú mismo la tecnología o a lo mejor tendrás que sustituirla por otra ya existente pero ajena al mundo del cine".


Pues bien, es impresionante la precisión con la que está contada la historia y la belleza que irradia Gravity. Como epopeya espacial, nunca se ha plasmado así el agobio y la congoja de un astronauta a punto de perderse en el vacío.

Todo comienza cuando una lluvia de basura espacial barre el Hubble dejando atrapada a la doctora Ryan Stone (Sandra Bullock) en un brazo mecánico que la mantiene asida a la estructura del telescopio espacial. Si quiere vivir tiene que soltarse, pero eso implica quedar a la deriva. Solo la calma y experiencia de su compañero, interpretado por George Clooney, le proporciona algo de esperanza en la supervivencia.


Como anticipaban los tráilers de la película, el bestial trabajo del equipo creativo queda plasmado en una secuencia tan larga como aterradora que nos enfrenta al miedo a la más absoluta de las soledades. Todo se conjuga con destreza: el trabajo de fotografía (la cinta es en todo momento bellísima), la sofocante banda sonora y una actriz en estado de gracia y excelente forma física a juzgar por la brutal paliza que ha debido suponer rodar muchas de escenas más comprometedoras de la película.

Como si de una partitura musical se tratase, Cuarón consigue en los noventa minutos en los que se circunscribe la historia de Gravity crear una serie de ritmos de un inmenso lirismo en los que la emoción atrapa al espectador.

Por supuesto, el planeta Tierra, esa hermosísima rareza azul que contiene vida (y que late y se transforma como si de una entidad viva se tratara con cada amanecer o aurora boreal), es siempre un punto de referencia para la doctora Ryan y viene a representar su necesidad de "volver a nacer" como queda claramente plasmado en la preciosa secuencia en la que adopta la posición fetal en la ingravidez.

Junto con La vida de Pi, ésta es una de las películas que se han rodado en 3D siendo concebidas desde un principio para ser mostradas en este formato. La riqueza de puntos de vista hace de esta forma de rodar un experiencia totalmente inmersiva: tan pronto la cámara se acerca, como se aleja, rota con la protagonista, se introduce en el interior de su escafandra, nos permite ver su percepción subjetiva, sale de nuevo... Este maravilloso baile es novedoso y acaba de inaugurar una forma de narrar en el cine que realmente nunca antes se había podido ver.

La cámara no es pues un mero testigo en Gravity, ni se corresponde con un único personaje sino que alterna su identidad consiguiendo cierta omnisciencia como si de un poliédrico poema se tratara: somos testigos, compañeros de viaje y por momentos incluso protagonistas de la narración.

Alfonso Cuarón ha conseguido hacernos sentir la gravedad cero, del mismo modo que ha renovado nuestras ganas de vivir atrapando entre las manos la tierra que nos da cobijo. En el espacio el ser humano es insignificante pero la gravedad nos redimensiona haciéndonos sentir inmensos.

Valoración

Deslumbrante odisea espacial narrada desde un intimismo sublime en el que la sensación inmersiva es abrumadora. Una cinta imprescindible de las que hace al cine dar un paso más allá.

Hobby

90

Excelente

Lo mejor

El larguísimo plano secuencia inicial te deja directamente boquiabierto.

Lo peor

Algunas licencias que no terminan de aportar gran cosa a la historia, pecata minuta, eso sí.

Lecturas recomendadas