Análisis

Crítica de Monuments Men

Por Raquel Hernández Luján
-

ARGUMENTO: En Monuments Men a un selecto grupo de historiadores, directores de museos y expertos en arte, tanto británicos como norteamericanos, se les encomienda la importante y peligrosa misión de recuperar las obras de arte robadas por los nazis durante la Segunda Guerra Mundial.2014 - DIRIGIDA POR: George Clooney - PROTAGONIZADA POR: George Clooney, Matt Damon, Bill Murray, John Goodman, Cate Blanchett, Bob Balaban, Jean Dujardin, Hugh Bonneville. Ya en cines.

No habrá sido por que Clooney no haya puesto toda la carne en el asador... co-escribe el guión junto a Grant Heslov (Buenas noches y buena suerte, Los idus de marzo) basándose en el libro de Robert M. Edsel "The Monuments Men: Allied Heroes, Nazi Thieves, and the Greatest Treasure Hunt in History", además de dirigir la cinta y formar parte del elenco. O a lo mejor precisamente ésa es la causa de que Monuments Men (no me preguntéis por qué para el estreno en castellano le han quitado el "The") suponga una pequeña decepción. ¿Ha abarcado demasiado? Puede ser.

Hay que reconocer que las expectativas eran muy altas: el nuevo proyecto de George Clooney, centrado en las personas que dedicaron sus esfuerzos a recuperar y restaurar a su legítimo lugar las obras de arte expoliadas al régimen nacionalsocialista, viene trufado de intérpretes que son un verdadero lujo. Aquí podéis ver el tráiler.

El caso es que Monuments Men nos transporta a uno de los momentos más delicados de la historia europea reciente: la Segunda Guerra Mundial. Narra la historia de un grupo de expertos en arte que tratan de recuperar obras robadas por el régimen nazi con el fin de ser acaudaladas en futuros museos o, directamente, con el fin de ser almacenadas y rentabilizadas con el paso del tiempo. De hecho, en ocasiones se encontraron auténticos tesoros en forma de lingotes de oro en los mismos lugares en los que escondían el arte, ¿quién podría ponerle precio a obras como el autorretrato de Rembrandt?

Sea como fuere, la cuestión es que claramente Clooney intenta que la película se comunique con las películas bélicas amables de los años 60 sin conseguirlo en absoluto. Se ve la intención, pero no se consigue el objetivo. Muy a su pesar la cinta resulta demasiado tibia y maniquea hasta el punto de que el espectador llega a preguntarse qué está viendo en verdad. sobre todo cuando empiezan a desfilar toda clase de tópicos por la pantalla: la valiente resistencia francesa, los malísimos y feísimos nazis, las tropas soviéticas torpes y lentas y los Estados Unidos salvadores del patrimonio europeo...


Uno de los grandes desatinos de la Monuments Men es desaprovechar hasta tal punto el talento interpretativo de una Cate Blanchett que nos ha dejado locos recientemente en Blue Jasmine, la última cinta de Woody Allen. De facto es el único personaje femenino relevante en la trama y brilla con luz propia, pero su giro romántico-seductor casa mal con el resto del metraje y con la coherencia interna de su personaje.

Con un comienzo simpático y distendido Monuments Men se introduce en un laberinto de subidas y bajadas de nivel en el que es difícil reconocer si hay verdad o todo es pantomima: los momentos críticos de la película parecen un tanto ridículos mientras que otros cobran un cariz inesperadamente solemne.

Ni unos ni otros alcanzan a emocionar como deberían, aunque hay que decir que es imposible no tener a John Goodman, Matt Damon (en sustitución del primeramente elegido Daniel Craig), Bill Murray, Bob Balaban o Jean Dujardin y no conseguir también momentos álgidos fabulosos y secuencias memorables.

En suma, Monuments Men parece anticuada para los tiempos que corren: se echa en falta profundidad, concisión (se hace más bien larga porque buena parte del metraje es prescindible) y templanza a la hora de hilvanar un guión al que le faltan un par de revisiones.

Valoración

Una pequeña decepción: con un reparto inmejorable y muchas buenas intenciones la película resulta muy irregular y no termina de encontrar el tono: ni es comedia, ni es drama sino una amalgama un poco extraña que no termina de emocionar.

Hobby

62

Aceptable

Lo mejor

El reparto es un lujazo y brinda momentos fabulosos, aunque deslavazados.

Lo peor

Resulta frívola a veces y otras demasiado seria... Y no falta el momento de la bandera... Ufff...

Lecturas recomendadas