Análisis

Crítica de Plan de escape

Por Raquel Hernández Luján
-

ARGUMENTO: El Plan de escape un ingeniero especializado en seguridad se mete en su propia ratonera. Su misión será escapar de una prisión que él mismo ha construido para lo que tendrá que aprender en confiar en otro de los presos con los que comparte cautiverio.2013 - DIRIGIDA POR: Mikael Håfström. PROTAGONIZADA POR: Arnold Schwarzenegger, Sylvester Stallone, Jim Caviezel, Amy Ryan, Vincent D’Onofrio, Curtis ‘50 Cent’ Jackson, Vinnie Jones, Faran Tahir y Sam Neill. Ya en cines.

Håfström ha construido una interesante propuesta siguiendo el siguiente lema "dejad que los nostálgicos se acerquen a mí" y juega sus cartas de maravilla retrotrayéndonos al cine de antaño: una misión, una pareja que rezuma carisma cinematográfico por sus cuatro (cuadrados) costados, una estructura clásica y un clímax final. Funciona.

En Plan de escape el musculado Sylvester Stallone encarna a Ray Breslin, un experto en seguridad que prueba el diseño de las prisiones elaborando elaborados planes de fuga y haciéndose internar en los centros que ha diseñado. Es el responsable de algunas de las cárceles de alta seguridad más prestigiosas del mundo y su perspicacia le convierte en un verdadero especialista en fugarse de cualquier lugar. Su cometido: descubrir los puntos débiles y eliminarlos.


Recibe entonces el encargo de hacerse pasar por un terrorista a la fuga para ser conducido a una cárcel secreta que alberga a los hombres más preligrosos del planeta.

La prisión cuenta con tecnología punta para aislar a los presos y evitar que puedan siquiera reconocer en qué lugar se hallan. Allí conocerá a Emil Rottmayer (Arnold Schwarzenegger), un ambiguo compañero cuyas dudas en torno a su pasado hacen dudar a Ray sobre si debe o no confiar en él.


Cuando presencien el asesinato de un preso ante ellos a manos de uno de los sádicos guardias, indiferenciados gracias a su uniforme y las máscaras que cubren sus rostros, y con el beneplácito del implacable alcaide (Jim Caviezel), Ray tratará de activar un código de seguridad para emergencias que para su sorpresa no funcionará.

Por primera vez estará realmente atrapado y tendrá que ponerse en las manos de alguien más para poder salir del laberinto: lo que implica incluso las alianzas más insospechadas.

Vaya por delante lo sugerente de la puesta en escena de una cárcel dividida en módulos individuales y aislados y lo inquietante que resultan por una parte esos carceleros letales y el propio Jim Caviezel, uno de esos villanos impolutos a los que no les gusta despeinarse y que nunca alzan la voz.

El guión de Plan de escape es obra de Miles Chapman y Jason Keller, uno de los productores de La jungla: un buen día para morir. Y hay que decir que, aunque alberga en su desarrollo pocas sorpresas, es lo suficientemente solvente como para mantener el interés durante todo el metraje.

 


 

Huelga mencionar que tanto Stallone como Schwarzenegger se encuentran viviendo una suerte de segunda juventud cinematográfica que a buen seguro nos deparará muchas y quizás incluso mayores alegrías. ¡Pues larga vida a la entente! La gran virtud de esta cinta es que no se hacen sombra ni hay codazos por los primeros planos sino que se aprecia cómo se redimensionan el uno al otro. Y es que son inteligentes como intérpretes y como inversores: está claro que la unión hace la fuerza.

 

A modo de gymkana os reto a encontrar entre las críticas gafapastosas que abundan por la red una en la que la que no haya un chiste geriátrico sarcástico... Así, por deporte.

Valoración

Interesante mano a mano entre Stallone y Schwarzenegger en una clara apuesta con reconquistar a sus fans una vez más. Funciona en su faceta de cine de acción y entretenimiento sin demasiadas pretensiones más allá.

Hobby

70

Bueno

Lo mejor

Comprobar de nuevo que hay química entre Sly y Swarzy y que les sobra energía.

Lo peor

No le busques la poesía porque no la vas a encontrar...

Lecturas recomendadas