Análisis

EA Sports UFC 2 - Ánalisis para PS4 y Xbox One

Por Alejandro Alcolea
-

Versión comentada: Xbox One

Hemos entrado al octógono para traeros el análisis de EA Sports UFC 2. Electronic Arts vuelve a ofrecernos su visión del Ultimate Fighting Championship manteniendo una posición conservadora respecto al primero pero añadiendo novedades muy necesarias. ¿Conseguirán llegar esta vez al olimpo de la UFC?

No hay deporte que no tenga su adaptación a los videojuegos. Está claro que el fútbol y el baloncesto, con la saga FIFA y NBA 2K, arrasan en todo el mundo. Cada vez son más las personas fuera de Estados Unidos que muestran interés por NHL o NFL, dos sagas de videojuegos basados en deportes muy populares en USA y Canadá e, incluso, los amantes del boxeo pudieron disfrutar durante algunos años de los espectaculares FNC.


EA Sports UFC 2, tráiler gameplay por hobbyconsolas

Casi todos los juegos de deportes tienen en común una cosa, son desarrollados por Electronics Arts y, tras la debacle de THQ que obligó a la compañía a desprenderse de todas sus licencias, la gigante norteamericana cogió el relevo y nos ofreció en 2014 su primer acercamiento al Ultimate Fight Champion con su EA Sports UFC.

El juego, como os contamos en su análisis, era notable aunque, eso sí, pecaba de ser la primera entrega de lo que apuntaba sería una saga basada en un deporte que, cada vez más, fascina al gran público. Al juego le faltaban modos y los luchadores parecían todos iguales en cuanto a estilo de combate. Sin embargo, en lo visual era un título muy potente y, además, los amantes de la UFC le dieron el beneficio de la duda ante la ‘primera entrega’.

Con EA Sports UFC 2, Electronic Arts busca congratularse con la creciente afición de esta modalidad de artes marciales mixtas mejorando lo presente en la primera entrega y añadiendo interesantes novedades. ¿Conseguirán conquistar al respetable? Acompañadnos en el análisis de EA Sports UFC 2.

UFC 189. Termina la pelea

EA Sports UFC 2 comienza sin andarse por las ramas. Tras una breve secuencia cinemática nos vemos controlando a Lawler en el último asalto del reciente combate UFC 189 contra McDonald. Este primer combate hará la función de tutorial básico donde nos familiarizaremos con los controles de pegada, algo que es bastante simple al asociar equis, círculo, triángulo y cuadrado (A, B, X, Y en Xbox One) cada uno con una extremidad.

Al terminar este primer y anecdótico combate se abrirá ante nosotros un mundo de posibilidades en forma de menú donde vemos varios modos, bastantes más que en EA Sports UFC, pero donde destaca uno que resulta ideal para comenzar a familiarizarnos con el juego.

Electronic Arts ha creado un modo carrera renovado en el que empezaremos creando nuestro propio luchador. El editor del juego no está nada mal, poniendo a nuestra disposición, además de la elección de sexo, un buen puñado de opciones a la hora de elegir rostro, peinados, torsos, complementos e, incluso, la posibilidad de crearnos nuestros propios tatuajes por capas. Este primer paso es importante ya que pasaremos muchísimas horas con nuestro personaje.

Ya sea hombre o mujer, el modo carrera será igual para ambos y empezaremos en el mismo lugar, el gimnasio de TUF, donde combatiremos en una pelea clasificatoria que puede llevarnos varios intentos hasta que le cogemos el tranquillo a los controles. Y es que, EA Sports UFC 2 no es un juego precisamente sencillo. Sí, todo el mundo puede golpear pero nos llevará algo de tiempo aprendernos las combinaciones de botones (y para lo que sirven) y, sobre todo, cómo pelear en el suelo.

Dentro del modo carrera tendremos varias opciones, como las del editor de personaje, el modificador de potenciadores, algo que iremos desbloqueando a medida que juguemos, el gimnasio y la elección de combates, además de otros medidores como el de los fans que tenemos o el tiempo que nos queda ‘en activo’.

Es muy interesante hacerse con la mecánica de entrenar desde el principio. Y es que, nuestro personaje empezará con unos stats demasiado bajos algo que, unido al estilo de lucha que hayamos seleccionado, puede penalizarnos si, por ejemplo, hemos elegido un tipo boxeador pero luego hacemos uso de patadas.

Para eso está el gym, para entrenarnos y mejorar nuestras habilidades a la vez que sirve como un tutorial avanzado tanto de movimientos básicos, como puede ser el pegar, como más complejo, como los agarres y los cierres tanto de pie como en el suelo.

Aunque hay un tutorial propiamente dicho en el menú principal, el del modo carrera nos permite adaptarnos a nuestro luchador, descubrir sus puntos fuertes y lo ya comentado, mejorar sus habilidades. Durante los combates es cierto que nos avisan sobre qué combinaciones hacer pero en los cierres estaremos bastante perdidos, por lo que es de gran ayuda este ‘tutorial-entrenamiento’ dentro del modo carrera.

Esto nos ha gustado mucho ya que, poco a poco veremos como nuestro personaje evoluciona y es capaz de realizar más y mejores combinaciones. Sin embargo, dentro del propio modo carrera hay algo a lo que no le veo demasiado sentido, me explico. Nuestro luchador comienza siendo un don nadie que entrena en un gimnasio y, tras dos combates, de golpe y porrazo estamos en la UFC llenando estadios.

Un modo carrera en el que vayamos poco a poco, llenando gimnasios locales, firmando contratos y, posteriormente, ‘toreando’ en los grandes octógonos como el del Staples Center, había resultado más creíble, divertido e inmersivo. Por el contrario tenemos un modo donde sólo controlamos qué pelea queremos y si vamos a entrenar, o no, antes del combate. Eso sí, tiene herramientas que lo hacen accesible como, por ejemplo, no poder entrenar una sesión ya que estamos grabando los movimientos para un juego de MMA de una importante compañía.

Por último, además de los diferentes modos online como las divisiones, las peleas rápidas, crear nuestros campeonatos personalizados o el poder retar a los amigos de la consola, encontramos un modo KO que casi convierte EA Sports UFC 2 en un juego de lucha tradicional al eliminar los agarres y las sumisiones, algo que EA ha mejorado notablemente en esta entrega aunque sigue sin dar con la tecla de la perfección, como os contaremos más adelante. Ahora toda hablar de un gran añadido, el Ultimate Team.

Ultimate Team

Sin embargo, la novedad más radical la encontramos en una especie de FIFA Ultimate Team pero dentro de Ultimate Fighting Championship. UFC Ultimate Team funciona exactamente igual que el homólogo de FIFA. Estamos ante un modo donde debemos manejar un equipo de luchadores de diverso rango para disputar combates tanto offline como online (siendo estos últimos los que realmente nos dan recompensas jugosas).

Encontramos todos los elementos como la moneda ingame, la moneda Ultimate que debemos pagar con dinero real, los sobres con elementos de combate o potenciadores y las divisiones, tanto online como offline.

Se trata de un modo que no está mal pero al que le veo menos sentido que al de FIFA ya que sí, llevaremos a nuestros luchadores a lo más alto en los modos online pero encuentro que es algo que podría haberse integrado a la perfección con el modo carrera ya que, de este modo encontramos un modo offline para nuestro combatiente tanto en el propio modo carrera como en Ultimate Team.

Además, aún está por ver cuando se abra el juego a la comunidad de jugadores cuáles son los elementos, y la importancia, de las compras con moneda real.

Cierre en el suelo

Por fin llego a uno de los apartados que más controversia despertó con la primera entrega, tanto que la propia compañía tuvo que lanzar videotutoriales para intentar explicar el confuso sistema de agarres. En la primera entrega no teníamos ningún indicador a la hora de realizar las sumisiones y debíamos valernos de nuestra intuición, y toda la suerte del mundo, a la hora de someter al rival.

EA ha aprendido la lección y ha hecho algo tan simple como añadir un pequeño marcador octogonal cuando agarramos al oponente que nos indica los diferentes movimientos y llaves a realizar dependiendo de hacia dónde movamos el stik derecho y de si tenemos los botones de ‘golpe especial’ pulsados.

Ahora es mucho más sencillo saber qué estamos haciendo, si una defensa, un cierre, una guardia, aprisionar al rival contra la lona… pero sigue habiendo un factor que hace que huya de las sumisiones. Y es que, sabemos cómo empezamos pero nunca sabremos cómo terminamos el agarre. Puede parecer que vamos ganando y, de repente, cuando somos nosotros los que manejamos la situación, encontramos que nos hayamos en una posición malísima de cara a realizar alguna llave o un golpe. Esto EA debe solucionarlo de cara a una más que probable tercera entrega de la saga ya que es la mecánica sobre la que pivota este deporte y deben recrearlo a la perfección.


EA SPORTS UFC 2 _ Fight For The Cover por hobbyconsolas

Por lo demás, estamos ante un juego bastante competente y más dinámico que el anterior, al golpear de manera más fluida y, sobre todo, realista, sintiendo más cada impacto en el rival. Quienes hayan jugado a la primera entrega ya conocerán el sistema de energía y botones especiales pero, por si acaso, realizaré un repaso.

En EA Sports UFC 2 contamos con los botones de golpeo ya detallados y la posibilidad de cambiar la altura del golpe utilizando L2 (LT en Xbox One). Además, si usamos L1 (LB) realizaremos una modificación del golpe base, algo que suele traducirse en un golpe algo más poderoso.

R1 y R2 se utilizarán para cubrirnos de los golpes del rival. Si conseguimos adivinar dónde se producirá el impacto y lo paramos a tiempo, nos será más sencillo encajar dos o tres golpes seguidos en el cuerpo de nuestro rival. Esto es algo que me ha gustado ya que también fomenta ese dinamismo de esta segunda entrega del UFC de EA aunque, eso sí, sin pasarse. Seguiremos notando que los golpes son más lentos que en un combate real UFC, algo que también deben mejorar de cara al futuro ya que un combate real es violento, y no sólo por la sangre que brota del rostro de los luchadores.

Los golpes serán más lentos aún cuando se nos acabe la barra de estamina que aparece en la parte superior de la pantalla y que se regenerará tras unos segundos sin bloquear. Por último, al igual que en la entrega anterior y los juegos de THQ, aparece un modelo del cuerpo del personaje donde se marcan los golpes y las zonas que debemos cubrir para no caer abatidos.

De peso paja a peso pesado

Otra de las novedades es la amplia lista de luchadores disponibles. El ‘roster’ de personajes aumenta hasta los 250 con luchadores de diez categorías, desde peso paja a peso pesado, pasando por las categorías femeninas.

Aunque el número de personajes a elegir es más que generoso, aquí también hay una pega importante que ponerle al juego de Electronic Arts. Sí, tenemos un montón de luchadores de distintos estilos, boxeadores, kickboxers, judocas, freestyle o practicantes de Jeet Kune Do como Bruce Lee. Sin embargo, esas diferencias de estilo no se palpan a la hora de controlar a los personajes, lo que es una auténtica lástima porque es algo que daría más profundidad al combate.

A la hora de la verdad, la principal diferencia entre Ronda Rousey y McGregor, por ejemplo, es que uno da una patada giratoria y un rodillazo al mentón y la otra no. No encontramos mayores diferencias a la hora de comparar los estilos de lucha, lo que me parece una nueva bala perdida.

A la hora de hablar de las diferentes categorías, si es cierto que, cuanto más ligero sea el peso, más rápido encadenarán los golpes. Un peso pesado se nota demasiado lento y gastará más energía, aunque también pegará más duro, que un peso medio.

Ignite de carne y hueso

Donde pocas pegas se pueden poner es en el apartado visual de EA Sports UFC 2. La primera entrega fue uno de los juegos abanderados de Ignite, el nuevo motor gráfico de EA Sports, donde las físicas parecían ser protagonistas.

En esta segunda entrega volvemos a ver personajes hiperdetallados, rozando lo obsesivo en el caso de los luchadores más ‘carismáticos’, y notamos una mejora en el sistema de físicas a la hora de tener contacto con el octógono y a la hora de pegar y recibir golpes.

Sigue habiendo algunas patadas, sobre todo, que encajaremos de forma extraña pero, definitivamente, el sistema de físicas al golpear se ha mejorado respecto a lo visto hace un año y medio.

En los combates ‘en directo’ el rendimiento es soberbio. Sin embargo, cuando vemos las repeticiones encontraremos extremidades que traspasan los cuerpos de los luchadores, patadas que, más que impactar, peinan al rival y algunas caídas y movimientos algo antinaturales que, seguramente, provocarían alguna que otra dislocación en la vida real.

Otros efectos como el sudor, la sangre que brota de las heridas abiertas, los moratones y los impactos están recreados de forma alucinante en los cuerpos de los luchadores. En cuanto al apartado sonoro, la banda sonora cuenta con música de estilo hip hop y ‘metalera’ interpretada por grupos conocidos. Sin embargo, no tiene el ‘carisma’ del tracklist del primer juego. En cuanto a los comentarios, estamos ante un juego con voces en inglés, textos en castellano y algunos subtítulos (al comentarista no lo subtitulan) en nuestro idioma.

Conclusión

EA Sports UFC 2 mejora, en todo, al primer acercamiento de Electronic Arts a este deporte, al menos de forma oficial. Tiene más modos, muchísimos más luchadores, un sistema de combate más pulido y un motor gráfico que bebe de la experiencia de estos años.

Sin embargo, no sólo cuentan los números cuando hablamos de un juego así sino que importa, y mucho, la experiencia. El juego es más divertido que el anterior, no es tan lento y, sobre todo, mejora notablemente el sistema de sumisión. Sin embargo, aún siento que los luchadores se mueven demasiado despacio y el sistema de agarre debe mejorar para hacerlo tan dinámico como el de la realidad.

En definitiva. Si os gusta este deporte, EA Sports UFC 2 no os va a decepcionar. Tiene sus fallos pero muestra una clara evolución respecto al juego que vimos en 2014. Si no sois fans de la UFC, puede que os cueste decidiros por este juego habiendo otros títulos tan buenos en el mercado en este momento pero, seguro, su sistema de combate sencillo de entender pero complicado de dominar os encantará y os ‘picará’ de lo lindo. Además, todo está envuelto en un papel de regalo impresionante gracias a un apartado visual de escándalo.

Valoración

Electronic Arts ha demostrado que aprende de los errores y, aunque no es perfecto, nos deleita con un EA Sports UFC 2 que sigue sorprendiendo en lo visual, añade modos y pule la jugabilidad.

Hobby

80

Muy bueno

Lo mejor

Gráficamente es sublime. Jugabilidad muy técnica. Modo carrera mejorado y Ultimate Team.

Lo peor

Poca variedad en los estilos de lucha. Demasiado complejo para alguien que no sea fan de la UFC.

Lecturas recomendadas