Análisis

Fallout New Vegas entra en review

Por José Luis Sanz
-

Dos años han pasado desde el lanzamiento de Fallout 3 en 2008, uno de los mejores títulos de rol que han visto los tiempos y que intentaba seguir la estela que la propia Bethesda había creado con el superlativo Oblivion. Todos ellos tienen el denominador común de ponernos a los mandos de un héroe que tiene ante sí el desafío de abrirse camino en un mundo violento lleno de peligros.

Fallout New Vegas debería ser una expansión de Fallout 3 pero Bethesda, al ver la enormidad que tenía entre manos, ha preferido tratarlo como un juego independiente aunque, en realidad, no lo es. Es independiente en cuanto a que no necesitamos tener Fallout 3 para jugar y que el argumento cambia, pero en todo lo demás, es más de lo mismo. Desarrollo de la aventura, motor gráfico, etc.

Tú a Whasington y yo a La Vegas

Fallout 3 nos ponía en la pìel de un habitante del llamado Refugio 101, instalación en la que vivían los humanos desde que se produjo el apocalipsis atómico. Fuera de ese lugar, se suponía que no había vida y lo que antes fue conocido como el área metropolitana de Whasington, ahora todos lo llamaban el Yermo.

En el Yermo de Fallout 3 proliferaban las tribus de asesinos, bestias mutadas por culpa de la radiación y nuevas ciudades en las que la vida humana apenas tenía valor. La moneda oficial ya no son los dólares sino las chapas y cualquier objeto que pudiéramos encontrar en las interminables llanuras podía tener un valor incalculable.

Bethesda, en Fallout New Vegas, sigue contándonos lo duro que es vivir en el Yermo y de la capital americana nos hemos movido hacia el Oeste, hacia los desiertos de Nevada y la recién bautizada megápolis de New Vegas. Allí combaten dos facciones muy poderosas: el ejército de la República de Nueva California y la Legión. Los primeros son civilizados y velan por restaurar los viejos valores americanos mientras que los segundos son una banda de asesinos que imitan los métodos salvajes de las legiones romanas.

¿Y nosotros qué pintamos en este lío? Pues somos un mensajero que intenta llevar un paquete a New Vegas pero, en el camino, nos asaltan unos bandidos, nos dan una paliza, nos dejan hecho trizas y nos roban el paquete. ¿Misión? Pues vengarnos de los canallas y recuperar la caja para entregársela a su legítimo dueño.

Rol, rol, rol, la botella de rol

Fallout New Vegas es un enorme juego de rol donde cada decisión que tomamos afecta al desarrollo de la historia. Una contestación mal dada, un personaje al que disparamos por error, una indumentaria que nos ponemos mal o un camino que pillemos por equivocación pueden dar un vuelco a la partida.

El juego está lleno de pequeñas facciones que se llevan a matar. Si pisamos territorios nuevos, será mejor que seamos amigos o que podamos pasar por él camuflando nuestra pertenencia a otras bandas o caeremos víctimas del enemigo. Pero tan importante como saber quiénes son nuestros aliados, es mejorar el equipo de nuestro héroe.

A las indumentarias que pillemos de los enemigos muertos, hay que unirle las armas. Las hay más o menos potentes, más rápidas y, sobre todo, unas mejor cuidadas que otras. En Fallout New Vegas, la corrosión de la radiactividad hace que las pistolas se encasquillen en cualquier momento o que dejen de funcionar. Entonces, lo mejor es salir corriendo a comprar otra o... ¡¡fabricarla!!

En Fallout New Vegas tendremos un banco de trabajo de objetos que nos permite dar uso a los miles que podremos recoger durante el juego. Sólo hay que ponerse manos a la obra y ver qué ingredientes hacen falta para construir tal o cual objeto. Igual pasa con las comidas. Si estás harto de meterte con un filete de rana +2 de RAD, vete a una fogata y cocínate algo más sano y natural...

Combates como siempre

Como siempre, que un combate se decante de nuestro lado depende de que tengamos una buena arma. Siempre podremos recurrir a infiltrarnos pero en ciertos casos, los enemigos van bien pertrechados tanto en su indumentaria como en los fuscos que llevan. Lo bueno de estos enemigos es que si los derrotamos, podremos hacernos con ese arsenal y mejorar sensiblemente nuestro equipo.

Fallout New Vegas es una búsueda constante de buenas armas e indumentarias con altos niveles de defensa a los ataques. Por suerte, nuestro personaje también evoluciona y con cada nuevo nivel que alcanzamos ganamos unos puntos que podremos asignar a stats y especializaciones. Así, podremos diseñar un personaje más defensivo, más carismático, más hábil en ataques a distancia, etc. De nuestras preferencias a la hora de jugar al rol dependerá cómo queremos fabricar a nuestro protagonista.

Por supuesto, Bethesda ha dejado intacto el sistema V.A.T. y los puntos de acción que nos permite acabar con un enemigo ahorrando munición de una forma mucho más sencilla. Eso sí, cuidado con intentar usarlo contra grupos numerosos de enemigos con un mayor nivel que el nuestro.

Más de lo mismo... ¡¡bien!!

Bethesda no se ha complicado lo más mínimo a la hora de desarrollar Fallout New Vegas y ha calcado el más nimio de los detalles de su exitazo Fallout 3. El sistema de subir al personaje no cambia, las misiones son del mismo tipo y se amoldan a la nueva historia y, gráficamente, también es un calco. Eso sí, jugador de Fallout 3 como he sido con partidas de más de 100 horas, debo reconocer que me ha costado mucho más meterme, pillarle la gracia a este Fallout New Vegas. Eso sí, cuando ya entras en el juego, la satisfacción que uno recibe es total.

Reconozco que cuando me puse a jugar con la versión de PC a tope, noté algo mejor el juego pero no mucho. Los modelos de los personajes eran los mismos y el aspecto general también olía a Fallout 3. ¿Eso es motivo para cargárselo? Creo que no. Fallout New Vegas tiene la importancia que tiene por sus misiones, por la enorme calidad del rol, por su nuevo argumento y por las decenas de horas que son necesarias para completarlo.

El cogollo que hace de este Fallout New Vegas funcionar al margen de su renqueante motor gráfico es la diversión, el entretenimiento que proporciona y la enorme libertad que nos da en todo momento. No sé si podría llamarse a Fallout New Vegas como un sandbox rolero, pero desde luego está muy cerquita de serlo.

Fallout New Vegas es un enorme cargamento de diversión que consigue hacernos olvidar las virguerías técnicas que en la actualidad podemos encontrar en PC y consolas. Un juegazo que recomendaría a los que amen el rol...

Valoración

Sensacional continuación de Fallout 3 y que mantiene intacto su desarrollo y forma de jugar, añadiendo muy poquitas novedades. Fallout New Vegas es de esos juegos largos, largos, largos...

Hobby

87

Muy bueno

Lo mejor

Su desarrollo, la evolución del personaje y su enorme duración.

Lo peor

El motor gráfico ya chirría bastante y le hace parecer peor de lo que es.

Lecturas recomendadas