Análisis

Hobby Consolas, hace 20 años: Theme Park

Por Daniel Quesada
-

Versión comentada: Retro

¿Salvar el mundo? Sí, eso está muy bien, pero concebir un parque de atracciones que funcione también puede ponernos los pelos de punta. De eso iba Theme Park, que apareció... ¡Hace ya 20 años!

Como os comentábamos las semanas anteriores, a comienzos de 1995 las consolas sufrían una tremenda fiebre por los juegos de lucha, pero en medio de ese revuelo llegó un título que rompía totalmente con la tónica. Antes de que el mundo quedara enamorado de Los Sims, los consoleros descubrimos que la estrategia podía tener un enfoque desenfadado con Theme Park. Con el mismísimo Peter Molyneux tras las bambalinas (sus grandilocuentes declaraciones todavía no eran conocidas por los jugones), este juego retomaba el testigo de otras apuestas como Sim City para proponer algo más insólito: gestionar un parque de atracciones.

El objetivo era crear uno desde cero y convertirlo en un complejo tan exitoso que hiciera palidecer a Disneylandia. Podíamos montar de todo: pequeñas atracciones, puestos de comida, decoración... Teníamos que operar contra reloj, ya que llegados a un punto, los visitantes comenzaban a llegar y reaccionarían a nuestra gestión: si poníamos demasiada sal en las patatas fritas, tendrían sed; si los aparatos eran demasiado vertiginosos, podrían marearse... ¡Hasta sufrir accidentes! Pero claro, también había que tener el cuenta nuestro dinero, las averías, las quejas de los usuarios... ¡Como en la vida real, vaya!

Por supuesto, el punto culminante era la construcción de las montañas rusas, para las que podíamos regular la altura, la inclinación o las curvas a placer, al más puro estilo Scalextric. Theme Park había tenido mucho éxito en PC en 1994, así que a comienzos de 1995 fue llegando a todas las consolas. Realmente, el usuario que no había tocado un ratón en su vida veía como un "bicho raro" este juego de Bullfrog, pero su desenfadada temática abrió las puertas al mundo de la estrategia para muchos. También ayudó el hecho de que se hiciera una apuesta bastante extraordinaria para la época: ¡el juego se tradujo al castellano!

Pincha para leer el análisis del nº 43 de Hobby Consolas:

El título recibió numerosas secuelas tras el paso de los años (Theme Park World se hizo bastante popular, ya que nos permitía probar las atracciones de primera mano) y tuvo un sucesor espiritual en el también jocoso Theme Hospital. Como decimos, luego llegó Maxis con Los Sims... Y nada volvió a ser lo mismo. Por cierto, este primer Theme Park tuvo una versión corregida y aumentada para Nintendo DS, pero su control era bastante extraño.

La semana que viene seguiremos repasando otras apuestas consoleras que conocimos en abril de 1995. ¡Ya ha llovido, sí! Mientras podéis repasar otros análisis históricos de la antigua Hobby Consolas.

Valoración

Un planteamiento sencillo que proporciona horas y horas de juego. Toda una delicia de programa.

Hobby

92

Excelente

Lo mejor

Que se tradujera al castellano. Que fuera tan entretenido.

Lo peor

Arruinarse en alguno de los parque y tener que volver a empezar.

Lecturas recomendadas