heartattack
Análisis

Los Simpson 04x11: El triple bypass de Homer - Corazón saturado

Por Javier Cazallas
-

Quizás algunos lo recordéis, pero para aquellos que no... Corría la tercera temporada de Los Simpson, en el episodio de Lisa, la oráculo, Homer recibió un pequeño toque de atención cardíaco, en aquella reseña ya advertí de que traería cola, y aquí estamos. La cuarta temporada de Los Simpson trae consigo las consecuencias de una vida llena de grasientos excesos que poco a poco obstruirán las arterias de nuestro querido Homer hasta provocarle un problema serio que tendrá que tratar. Pero no nos precipitemos. Antes disfrutemos con la sensacional parodia de Cops con la que arranca este Los Simpson 04x11.

Tras ver los hábitos alimenticios de Homer, a la que se suma la rutina de tener que aguantar a Bart y a Lisa dando voces por casa y que ya de por si se irrita y excita con facilidad, no nos extraña nada lo que pasa a continuación. El Señor Burns llamará a Homer a su despacho y tras alterarle y relajarle varias veces acaba por provocar un infarto a Homer. Tras ser atendido con toda la urgencia del mundo, el Doctor Hibbert hará varias pruebas a Homer y terminará por diagnosticar que éste tiene que realizarse un bypass en la coronaria o corre el riesgo de morir. Claro que los costes de la operación se elevan a 30.000 dólares, 40.000 después de que Homer escuche el primer precio.

Marge y el propio Homer se vuelven locos buscando la forma de costear la operación. En un momento concreto, Homer tendrá que explicar a Bart y Lisa en qué consiste la operación a la que se va a someter. Para ello usará dos marionetas que se tratan de Akbar y Jeff, dos personajes creados por Matt Groening para su publicación semanal La vida en el infierno. Una vez más la tele dará la solución a Los Simpson, el Doctor Nick Riviera, aquél quack que "atendió" a Bart en Un coche atropella a Bart, se ofrece a operar de lo que sea por 199,95 dólares. -¡Qué chollazo!-.

Jamón

Cama arriba....cama abajo.

Cuando se planteó en producción el argumento de éste episodio, los guionistas se plantearon la viabilidad al tratarse de un tema que quizás era demasiado serio para Los Simpson. Se optó por recurrir a David Silverman, un habitual con episodios en su currículum como Sangrienta enemistad o Bart, el General para darle esos toques graciosos que evitaran que se perdiera la esencia Simpson. En la visita al hospital de Krusty el Payaso, se nos hace referencia al marcapasos que tiene el comediante, como se hizo referencia en Krusty va a la cárcel.

Lisa, muy en su tónica, se pondrá a estudiar todo lo relacionado con el corazón humano, empollándose libros para universitarios así, como si nada. Homer tendrá unas emotivas palabras con sus hijos, aunque cada uno de los hermanos le tendrá que echar un cable, porque Homer es un tipo más de acción. Encima para más inri le ponen en la misma habitación que Ned Flanders que va a hacer una donación. Homer tendrá cada vez más miedo de lo que le espera y acaba incluso por encomendarse a Dios, aunque otro pacto como en Homer el Hereje no habría estado mal.

No tardaremos en ver la ineptitud del Doctor Riviera, por si alguien la dudaba. Por suerte, Lisa está presente durante la operación y guiará al "médico" durante los pasos más delicados de la misma. Tras varias horas de desesperación en la sala de espera, Nick Riviera y Lisa salen para dar las buenas nuevas. Veremos también al "amigo" Masmazo, que no está nada contento con Nick Riviera por algún motivo más que evidente. Despedimos el capitulo con Homer recuperándose en la UCI del hospital, aunque su corazón no le permitirá más sustos.

Valoración

Este episodio refleja una realidad que puede vivir cualquier familia. Los momentos divertidos aligeran el dramatismo pero no quitan tiempo a los momentos emotivos.

Hobby

89

Muy bueno

Lo mejor

Las "ultimas palabras de Homer a Bart y a Lisa. Homer recién nacido zampando pizza.

Lo peor

Es una pena que no se pudiera utilizar el Bad Boys de Bob Marley para la parodia de Cops.