Usar un portátil gaming en 2020 se ha convertido en una de las mejores opciones para jugar

OMEN 15

De ser pesadas maletas a sofisticados dispositivos capaces de equipararse en rendimiento a cualquier equipo gaming de sobremesa. Los portátiles gaming han evolucionado como ningún otro dispositivo para que tú puedas seguir evolucionando en tus habilidades en el juego.

Hubo un tiempo en el que los portátiles solo tenían cabida en el ámbito profesional y se limitaba su uso a los directivos de las grandes corporaciones. La evolución era inevitable y, en parte, ha sido responsable del resurgimiento del gaming desde el PC.

Los primeros portátiles eran la antítesis de los portátiles actuales. Máquinas enormes y pesadas que ofrecían un rendimiento escaso y en las que, por supuesto, era impensable ejecutar cualquier tipo de juego o entretenimiento.

En el polo opuesto tenemos equipos como los nuevos OMEN 15, una joya de la ingeniería que integra la tecnología más vanguardista para llevar tus habilidades un poco más lejos y elevar tu nivel para hacerte mejor jugador y un ser humano más avanzado.

VIDEO

OMEN. Laboratorio de procreación Transcend Humanity

Antes todo esto era VGA

La historia de los portátiles se remonta hasta principio de los 80 del siglo pasado, pero hasta los primeros años 2000 no empezaron a despuntar portátil con los requisitos mínimos para ejecutar juegos. Los más veteranos del lugar todavía recordarán algún portátil por casa, con demasiado trote a sus espaldas y un equipamiento que ahora sorprende por su escasez de recursos.

OMEN 15

Testigo de un pasado en el que las pantallas monocromáticas daban paso a las primeras pantallas en escala de grises o las más avanzadas que permitían mostrar algo de color.

No fue hasta el milagro de los gráficos 3D a finales de los 90 cuando, con un hardware tan mítico como la GeForce 2 Go que montaba unos astronómicos 32 MB de memoria de vídeo dedicada podíamos comenzar a hablar de los primeros portátiles para jugar.

Desde entonces, los fabricantes de portátiles, gaming o no, se han preocupado por mantener una buena calidad gráfica en sus equipos. Sin embargo, la idea de poder entretenerse en cualquier momento y lugar con el DOOM o algún juego de la época, resultaba cada vez más atractiva para los fabricantes.

VIDEO

OMEN 15. ¡No querrás utilizar otro portatil!

Desde entonces, la evolución de los videojuegos ha ido estrechamente ligada a la evolución del hardware y por extensión a la evolución de los portátiles gaming que hoy se han convertido en una pieza clave para los jugadores.

Parece que ha pasado una eternidad de aquellos primeros portátiles gaming, pero apenas han pasado dos décadas en las que los portátiles han revolucionado el hardware que incluyen difuminando los límites de rendimiento que históricamente había existido entre los portátiles y los equipos de sobremesa.

OMEN 15

De aquellos píxeles del tamaño de puños se ha evolucionado a tecnologías como el Ray Tracing que incorporan los nuevos OMEN 15 que viene equipados con las últimas gráficas GeForce RTX de la serie 3000 de Nvidia. Frótate los ojos que no vas a creer las maravillas que esta tecnología puede hacer con tus juegos.

El LED es lo mejor que les ha pasado a los portátiles

Los primeros portátiles montaban unas infames pantallas diseñadas únicamente para mostrar texto. Pronto llegaron las primeras pantallas TFT, que aportaban algo de calidad de imagen para unas ya dañadas retinas.

Poco a poco las pantallas TFT dieron paso a las primeras pantallas LCD y con ellas una auténtica escalada en resoluciones. Con cada nueva generación se aumentaba la resolución y de forma progresiva se iba pasando del formato 4:3 a los 16:9 que encontramos en la actualidad.

OMEN 15

La evolución de las pantallas de los portátiles ha sido otro factor clave para llegar al nivel de sofisticación actual, afectando no solo a la impresionante calidad de imagen de los equipos actuales, sino que también tiene un impacto en el tamaño y peso del portátil. De aquellas pantallas toscas y limitadas, llegamos a las pantallas que montan los portátiles gaming más avanzados.

VIDEO

OMEN. Bienvenido al complejo Bright Dimensions

No necesitamos contarte la enorme diferencia, pero de todas formas lo vamos a hacer porque de mostrar 256 colores, hemos pasado a pantallas LCD LED como las que montan los nuevos OMEN 15 con pantallas con bisel estrecho para reducir al máximo el tamaño del portátil y una tasa de refresco de 300 Hz para que no pierdas de vista a tu enemigo ni en las batallas más disputadas.

Superprocesadores, memorias más rápidas y almacenamiento SSD

Dónde más se aprecia cómo se desdibuja la línea entre los portátiles gaming y los PC gaming de sobremesa es en el rendimiento. Lejos quedan los tiempos en lo que un portátil solo servía para tareas tan aburridas como editar textos.

La Ley de Moore ha hecho posible el milagro de la miniaturización de los transistores y con ello se ha logrado que el rendimiento de los procesadores se multiplique de forma exponencial con el paso de las generaciones.

OMEN 15

De ese modo, pasamos de procesadores de un solo núcleo y una frecuencia de apenas 1 GHz a auténticos superprocesadores como son los Intel Core i7 de 10ª generación, capaces de arrancar las pegatinas a los supercomputadores de investigación de hace una década.

A la potencia bruta de los nuevos portátiles se suma hasta 16 GB de memoria RAM y 512 GB de almacenamiento SSD con el soporte de un subidón de potencia que aporta la tecnología Intel Optane que acelera la ejecución de los juegos y tareas habituales entre dos y tres veces.

Esta potencia desatada hace que no exista una diferencia apreciable entre los PC gaming de sobremesa y los portátiles gaming, aportando todos los beneficios de poder jugar dónde y cómo quieras a tus juegos sin estar limitado por un cable y sentir el verdadero poder del gaming bajo tus dedos.

Sistemas de refrigeración con la potencia de un tornado

La refrigeración es otro de los factores decisivos en la evolución de los portátiles, y está directamente relacionada con la optimización del hardware. Los portátiles han pasado de necesitar unos enormes bloques de refrigeración ante la mala optimización de la gestión energética del hardware, a consumir muy poca energía logrando mantener a raya las temperaturas con sistemas de refrigeración mucho más sofisticados.

OMEN 15

En el caso de los nuevos OMEN 15, esta refrigeración corre por cuenta del sistema OMEN Tempest, que emplea cinco vías de aire para aumentar la presión y disipar el calor de la forma más eficiente y silenciosa.

Una pareja de ventiladores con velocidad de variable se encarga de optimizar la disipación del calor de la forma más eficiente en cada momento, utilizando los sensores del sistema para monitorizar en todo momento la temperatura y no interferir en la experiencia de juego incluso cuando el juego se intensifica.

OMEN 15

La utilización de aleaciones y procesos de fabricación más eficientes han logrado reducir considerablemente el peso y el volumen de estos sistemas de refrigeración, logrando portátiles más compactos y ligeros que soportan tanto el juego en movilidad como sustituir a un PC gaming de escritorio que puedes usar de forma habitual.

Un entrenador dentro del portátil

El soporte de gaming es otra de las grandes novedades que encontramos en los nuevos portátiles. Este soporte de software se materializa con herramientas que te permitan exprimir al máximo las prestaciones del portátil.

OMEN Gaming HUB es un entrenador integrado en los ordenadores OMEN que permite mejorar el rendimiento de tu portátil en los momentos críticos, pero también hace las funciones de entrenador para mejorar tus habilidades en el juego.

VIDEO

Take Your Game to Legendary Status | OMEN Gaming Hub | OMEN

No siempre es necesarios que el portátil funcione a máximo rendimiento. De hecho, con la enorme potencia de los nuevos OMEN 15 solo lo verás en todo su esplendor durante el fragor de la batalla. Es en estos casos cuando establecer perfiles de rendimiento desde OMEN Gaming HUB consigue domesticar a la bestia que late en su interior.

Además, con un solo clic OMEN Gaming HUB ofrece una visión clara del estado del hardware y su funcionamiento, pudiendo aplicar un perfil de Overclock al procesador para darlo todo en los momentos clave y sin tener que preocuparte de complejas configuraciones en la BIOS. ¡Aquí hemos venido a jugar!

OMEN 15

Por otro lado, OMEN Gaming HUB te permite mejorar tu experiencia en los juegos, empezando por la ambientación de tu altar gaming configurando las luces RGB del portátil y de los accesorios.

Decimos que este software se comporta como un entrenador para tus habilidades porque OMEN Gaming HUB es una herramienta esencial para estar a la última en las tendencias y lanzamientos de nuevos juegos, creando un espacio en el que se concentra todas tus estadísticas y resultados de las partidas, ayudándote a mejorar tus habilidades humanas.