El mejor verano de mi vida
Llega la comedia El mejor verano de mi vida, con el actor y monologuista Leo Harlem en su salsa y acompañado por Silvia Abril, Maggie Civantos, Isabel Ordaz y Berto Romero, entre otros. En cines a partir del 13 de julio de 2018.

¿Qué le pides a una comedia española veraniega? Nosotros, que nos haga evadirnos durante la proyección, que nos resulte refrescante y muy, pero que muy divertida. Cuatro manos han intervenido en el guión de El mejor verano de mi vida: la del también director Dani de la Orden, Marta Suárez, Daniel Castro y Olatz Arroyo, pero parece que muchas líneas las hubiera escrito el mismísimo Leo Harlem: el alma de la película.

Las mejores comedias a un precio de risa

El en otro tiempo hostelero y ahora humorista y actor al que podéis ver en teatros en vivo, programas de televisión y hasta campañas publicitarias, debutó en el cine en la más bien olvidable Villaviciosa de al lado, en la que él encarnaba a uno de los pocos personajes rescatables de la cinta... No le hacía justicia, pero el éxito en taquilla fue tajante y por tanto, primera piedra de lo que parece que va a ser una carrera más larga (algo muy de agradecer). No lo perdáis de vista, porque este mismo año está previsto que se estrene Perdiendo el este, donde también lo veremos trabajar junto a Carmen Machi, Malena Alterio y Javier Cámara, entre otros.

VIDEO

Tráiler de El mejor verano de mi vida

El caso es que Leo Harlem es especial: hay un antes y un después de verlo sobre el escenario lanzando ocurrencias a toda velocidad. Es el más digno protagonista de una película de humor como ésta, que se titula El mejor verano de mi vida porque lo tiene todo para hacer que el público se retuerza de risa en la butaca y, si hay algo que se necesite como agua de mayo en la época estival, es justo eso: reír y aflojar la tensión acumulada durante todo el año. Y compartir unas buenas carcajadas puede de facto hacer que un verano sea "el mejor de nuestras vidas", ¿cierto?

Hay que decir que se trata de un remake de la película italiana más taquillera de 2013: Sole a catinelle (podríamos traducirlo como "sol a cántaros") escrita por Checco Zalone y Gennaro Nunziante, que sigue un esquema muy similar, pero que aquí se ha sabido adaptar de una forma perfecta ateniéndose a nuestros regionalismos.

¿De qué trata? Leo Harlem es en la ficción Curro, un fantasioso vendedor de robots de cocina que sueña con un trabajo en el mundo financiero y tiene cierta tendencia a soñar despierto.

En plena crisis de pareja y con fuertes deudas, hace a su hijo una promesa que no puede cumplir: si Nico lo saca todo sobresaliente, le llevará a unas vacaciones de verano inolvidables. Contra todo pronóstico, el niño lo consigue y padre e hijo emprenden un viaje que les llevará a conocer gente y vivir situaciones que jamás hubiesen imaginado.

A nivel de realización, El mejor verano de mi vida es una película sencilla con un hilo conductor muy claro: la relación afectiva paterno-filial, algo que os remitirá a películas como La vida es bella o Ilusiones de un mentiroso, pero con una perspectiva mucho más vitalista. De hecho, adopta el punto de vista del niño, con un tono de comedia familiar muy blanquito y accesible que roza lo naif. Hay una crítica muy obvia a la ambición desmedida y la falta de escrúpulos de la élite, pero sin grandes pretensiones de llevarlo más allá del trazo grueso.

El mejor verano de mi vida

Además del pícaro simpático y de buen corazón al que da vida Harlem, hay que decir que los secundarios son excepcionales: desde los actores como papeles más serios como Antonio Dechent y Maggie Civantos hasta los perfiles más cómicos de Arturo Valls, Mariam Hernández, Silvia Abril, Berto Romero, Isabel Orgaz, Gracia Olayo, Salva Reina o Jordi Sánchez. Todos tienen su momentito de gloria y aportan al conjunto, que avanza con buen ritmo gracias a un constante bombardeo de gags. 

El único personaje que chirría más es el de Toni Acosta, que tanto nos divirtió en Sin rodeos pero que en esta ocasión carga con la parte más dramática y ñoña de la película, sin tener ocasión de arrojarse a los brazos de la comedia, como en otras ocasiones.

En suma, El mejor verano de mi vida es una buena elección para ir al cine en familia y dejar aparcados un rato los problemas. No os cambiará la vida, pero os permitirá relajaros y pasar una velada agradable. Aun con sus imperfecciones y su falta de ambición en el trasfondo, es, de largo, la mejor comedia española de la temporada.

FlechaIcono de flecha

VALORACIÓN:

Comedia fresquita y blanca, tremendamente bienintencionada para pasar un rato divertido. El mejor verano de mi vida cumple las expectativas e invita a un visionado despreocupado que se podría traducir como un monólogo largo de Leo Harlem.
FlechaIcono de flecha

LO MEJOR:

Leo Harlem es un salsa, con un guión que le hace justicia y lo exprime al 100%, y rodeado de secundarios de lujo: Silvia Abril, Maggie Civantos...
FlechaIcono de flecha

LO PEOR:

Aunque la parte dramática no es mucha, es excesivamente infantil y bobichuela. Fuerza un poco su lado enternecedor.
Hobby

78

Bueno

Y además

El mejor verano de mi vida (2018)

Lanzamiento:

Argumento:

El mejor verano de mi vida es una comedia española dirigida por Dani de la Orden. Su estreno en cines de nuestro país tiene lugar el 6 de julio de 2018, postulándose como una de las películas de humor españolas más esperadas del año. Stephanie Gil, Sílvia Abril, Toni Acosta o Leo Harlem forman el reparto deEl mejor verano de mi vida, que...