GAMEFEST: Logitech y sus artilugios

El stand de Logitech en GAMEFEST 11 es, cuanto menos, curioso. La compañía ha puesto mucho interés en mostrar sus últimas novedades en periféricos, plataformas y soportes de juego. En su zona podremos probar los últimos volantes de la marca y adquirir teclados y otros periféricos para ordenador a precios rebajados.

Pero, por encima de ratones, teclados y accesorios tradicionales, Logitech ha hecho es esfuerzo para volver a traer los asientos con suspensión hidráulica que ya nos sorprendieron en el anterior GAMEFEST. Con un diseño más estilizado y una mejora en las programaciones, podremos utilizarlos tanto para jugar a títulos de conducción o simulación (en los que comenzó la andadura de estos artilugios) como en el género FPS (First Person Shooter). El retroceso del arma al disparar, los pasos que da el soldado o la vibración que produce la explosión de una granada cercana podrán experimentarse en todas las articulaciones del cuerpo.

Como elemento de exposición y ‘cata’, Logitech ha dispuesto el magnífico modding del barcelonés Alex Lebrero. Una motocicleta Suzuki GSX 600 F de 1992 que alberga dos ordenadores completos. Uno de ellos tiene un procesador Core i7 con refrigeración líquida, mientras que el otro usa un Core i5 refrigerado por aire, aunque ambas configuraciones usan aceleración gráfica de última generación.

Logitech ha querido realizar algo fuera de lo común. Utilizando placas Asus, memoria Kingston y otros componentes de máxima calidad, este modding combina lo mejor de lo clásico con las últimas tendencias en sistemas. La alimentación total desarrolla hasta 1.650 W y, en definitiva, el buen jugar está asegurado en esta moto que ahora, convertida en PC, tiene ‘más cilindrada’ que con su anterior motor.