Los videojuegos violentos podrían estar relacionados con un comportamiento agresivo

Una investigación académica ha relacionado jugar a videojuegos violentos con el posible desarrollo de un comportamiento agresivo. Para realizar el informe, se han basado en el estudio del comportamiento de niños y adolescentes de entre 8 y 17 años de Singapur.

Un nuevo estudio realizado sobre videojuegos indica que, el jugar muy a menudo a videojuegos violentos cuando se es niño, puede conllevar el desarrollo de un comportamiento agresivo en el futuro. De acuerdo con los resultados, los niños pueden llegar a tener mayores niveles de pensamientos y comportamientos violentos. La investigación se basa en datos procedentes de Singapur, e indica que los niños expuestos a juegos violentos llegan a creer que pegarse es aceptable.

“Al igual que los cuerpos de los niños son afectados por lo que comen, sus cerebros pueden verse también afectados por acciones que hacen repetidamente”, ha declarado a Reuters el investigador Douglas A.Gentile, de la Universidad Estatal de Iowa.

El estudio, llevado a cabo durante tres años, incluyó alrededor de 3000 niños y adolescentes, de entre 8 y 17 años. Algunas de las preguntas a las que tuvieron que contestar eran: sobre sus videojuegos favoritos, qué pensaban acerca de la violencia, o cómo estaban sus padres involucrados a la hora de comprarles un juego, compartir con ellos el tiempo, o vigilarles las horas de juego.

Las conclusiones a las que llegaba la investigación eran que, los niños que jugaban más a videojuegos violentos tenían una mayor tendencia a los comportamientos agresivos. Sin embargo, el estudio puede no resultar demasiado fiable, ya que según Christopher Ferguson, profesor e investigador de la Universidad de Stetson, los niños al dar las respuestas podrían ser poco exactos, e indico: “Puede haber una conexión con algunos actos menores, pero no hay evidencias ciertas”

Los videojuegos siempre han estado en el punto de mira cuando se habla de sus efectos negativos, pero también hay que destacar que tienen muchos efectos positivos: entretienen, ayudan a mejora los reflejos, aumentan la agilidad mental y crean valores. Y como todo, tiene sus pros y sus contras, depende del uso que se haga de ellos. ¿Vosotros que opináis?

Fuente: Gamespot

Lecturas recomendadas