Imagen de perfil de David Martínez
La opinión de
David Martínez

¿Una bala en la cabeza?

imagen por defecto contenido opinión

La mayoría de vosotros no recordaréis la noche de los transistores. Fue un episodio político de la historia de España, en el que todo el país estuvo pendiente de la radio, ya que se estaba produciendo un golpe de Estado. Salvando las distancias -unas distancias enormes- me recordó a lo que pasó anoche en mi cuenta de Twitter, @DMHobby.

Sumergido entre un montón de mensajes sobre el trailer de GTA V, la huelga y el partido de fútbol, encontré los primeros análisis de Call of Duty Black Ops Declassified para PS Vita. ¡Qué desastre! Los medios británicos y americanos coinciden en una duración vergonzosa, que no llega a una hora, un control torpe, una IA inexistente, fallos en la conexión del multijugador... aún no lo he probado, así que no puedo suscribir estas opiniones. Os prometo que en cuanto le ponga las manos encima tendréis el análisis más exhaustivo.

Pero lo que sí puedo decir es que el juego aún no ha llegado a la redacción (estamos a día 15 de noviembre, dos días después del lanzamiento) y que todo el mundo está quitándose responsabilidades. Cuando visité las oficinas de Treyarch, en Los Ángeles, ellos se apresuraron a decir que no tenían nada que ver con esta versión. Ni siquiera la habían visto. Por su parte, Activision comenta que dejó esta exclusiva en manos de Sony, y Nihilistic Software (los desarrolladores) se quejan de que sólo tuvieron cinco meses para sacarlo adelante... y hasta han disuelto el estudio antes del lanzamiento.

No se trata de buscar culpables, pero si este título es tan malo, puede que las consecuencias sean peores de lo que pensamos. Dada la delicada situación que atraviesa la máquina (las ventas no terminan de despegar, el precio es elevado y no aparecen juegos "vende consolas") ¿Acaso no es un suicidio "estropear" su lanzamiento más esperado? ¿Qué imagen se llevarán los jugadores que compren el pack de PS Vita y Declassified? ¿Aguantará el envite de 3DS estas Navidades? Puede que su movimiento más audaz se haya convertido en el golpe de gracia que acabe con ella... o le obligue a tomar medidas como una bajada de precio dramática.

Me temo que aquel sueño de "jugar online en una portátil como si fuese una consola de sobremesa" seguirá siendo un sueño. 

Lecturas recomendadas