Redención
Análisis

Redención - Crítica del drama pugilístico de Antoine Fuqua

Por Raquel Hernández Luján
-

Crítica del drama pugilístico de Antoine Fuqua titulado Redención (Southpaw) protagonizado por Jake Gyllenhaal, Rachel McAdams, Forest Whitaker y Oona Laurence.

¡Qué tarde llega Redención a la cartelera española! Titulada en versión original Southpaw es una película que Antoine Fuqua rodó en 2015 entre The Equalizer y Los siete magníficosAhora Filmax la rescata para regalarnos un festín interpretativo a cuenta del siempre camaleónico y genial actor Jake Gyllenhall que no hace sino encadenar papelones: Prisioneros, Enemy, Nightcrawler o Animales nocturnos son algunos de sus mejores trabajos recientes y ya estamos deseando verlo en Life.

Las mejores películas de Jake Gyllenhaal en Blu-Ray

En esta ocasión da vida a Billy Hope, un boxeador profesional que ha conseguido llegar a lo más alto de su carrera. Invicto en decenas de peleas, ostenta el título de campeón mundial en la categoría de peso semipesado.

Además del éxito deportivo, Hope tiene una vida idílica con su esposa Maureen y a su hija Leila pero su vida cambia drásticamente tras ser intimidado por el púgil Miguel Escobar, y desatarse un hecho que lo dejará hundido, física, emocional y económicamente.

Aunque Hope ha caído en desgracia, el boxeador no se rinde y acude a Titus “Tick” Wills, un entrenador que, retirado de su labor a nivel profesional, se dedica a entrenar a boxeadores amateur y tratar así de darles una nueva vida. Así, Hope luchará por encontrar su redención y se dará cuenta de que si quiere recuperar su vida tiene que volver a enfrentarse a su pasado, esforzarse y recuperar la fe en sí mismo.

Redención

Si un buen actor es aquel que se transforma en pantalla, tenéis que ver la metamorfosis de Gyllenhaal que solo a nivel físico ya es alucinante. Por lo demás, consigue emocionar al espectador en cada momento, haciendo que sea fácil empatizar con él incluso cuando está hundido en el fango y su comportamiento es más irracional.

El guión de Kurt Sutter, que se estrena en esta tarea tras haberle dedicado sus esfuerzos a grandes series como Hijos de la anarquía o The Shield, no es ningún alarde de creatividad: de hecho es bastante topicón, pero el potente reparto y el un firme Fuqua en la dirección consiguen que la película sea de lo más eficiente y que incluso llegue a tocarte por dentro.

Redención

Varias cosas a destacar en este sentido: los personajes secundarios están muy bien desarrollados. Forest Whitaker, que suele ser muy irregular con grandes papeles y otros muy mejorables, está perfecto como mentor del protagonista, la joven Oona Laurence a la que hemos visto después en Peter y el dragón y en Malas madres, lo borda y en general no hay pegas en un sólido elenco en el que también encontramos a Rachel McAdams y a Naomie Harris y que contribuyen a hacer la propuesta creíble.

La otra cuestión a destacar es el ritmo de la película y la utilización de la banda sonora y del montaje para que no haya momentos valle en Redención: los 124 minutos de metraje se pasan volando porque estás atrapado en la narración. En el apartado técnico también destaca la utilización de la luz que nos lleva de la oscuridad inicial al aspecto televisivo de la última pelea, en la que notamos un importante cambio en el grano de la película y más riesgos formales que pasan por la utilización de primerísimos primeros planos o la cámara subjetiva. Los puñetazos se sienten en carne propia, es tremendamente realista.

Redención

Al final, haciendo balance, es cierto que Fuqua consigue algo complicado, que haya una correctísima correlación entre el plano íntimo y la espectacularidad de las peleas públicas y multitudinarias, entre la agresividad de los contendientes y toda la parte que tiene el boxeo de táctica, estratagema e incluso ballet en el ring.

Y por encima de todo, una enternecedora historia de amor paterno-filial narrada a golpes en la que la sangre se mezcla con los recuerdos de una dura infancia. La lectura profunda es que es necesario esforzarse para lograr alcanzar las metas y que el juego sucio solo procura un éxito fugaz.

Redención es un notable trabajo que puede llegar a ser inspirador dentro de sus limitaciones argumentales. Y habría sido muy fácil hacer algo mucho menos interesante y trascendente habida cuenta de que visitamos todos y cada uno de los lugares comunes del género: el sentimiento de culpa, la bajada a los infiernos del protagonista, la recuperación de la dignidad a través del trabajo y, finalmente, la expiación. 

Valoración

Notable drama pugilístico que podría resultar formulario de no ser por los dos pilares básicos que lo sostienen: un inmenso Jake Gyllenhaal y un diestro Fuqua en la dirección que atrapa, emociona y mantiene al espectador interesado de principio a fin en la evolución de los personajes.

Hobby

75

Bueno

Lo mejor

Jake Gyllenhaal está transfigurado y perfecto, como acostumbra. Los secundarios van a la zaga realizando un gran trabajo y se viven los combates.

Lo peor

El guión de Kurt Sutter no podría ser más tópico pasando exactamente por todos los momentos que esperas encontrar en él. Pocas sorpresas.

Lecturas recomendadas