Trucos y consejos para empezar a jugar a Bloodborne

Bloodborne

Si vas a empezar a jugar a Bloodborne ahora es una gran oportunidad con su disponibilidad para usuarios de PS Plus. Pero antes necesitarás algunos trucos y consejos para que tu regreso sea lo más natural posible y no mueras a la primera intentona.

Bloodborne es una de las sorpresas para los usuarios de PlayStation Plus del mes de marzo, y con ello se da la opción de volver a disfrutar de uno de los mejores títulos exclusivos que existen en la sobremesa de Sony. Seas nuevo jugador o bien que ya hayas disfrutado anteriormente de la aventura, jugar a Bloodborne es obligado si te gustan los videojuegos, y nuestros consejos te van a venir muy bien.

Como bien sabes no estamos ante un título sencillo, así que hemos preparado estos consejos para empezar a jugar a Bloodborne que te van a permitir entrar a dicho mundo de sombras y criaturas siniestras con garantías de supervivencia. Así que coge tu mejor arma, y prepárate para jugar y también para morir.

Mira este merchandising de tus juegos favoritos

Trucos y consejos para empezar a jugar a Bloodborne

Con estos trucos para empezar a jugar a Bloodborne no habrá bicho raro que se te resista, aunque no confíes en nada ni en nadie.

Aprovecha el entorno

No es una buena idea que te enfrentes a varios enemigos al mismo tiempo, así que usa el escenario. Intenta llevarlos a distintas zonas del lugar para poderlos abordar con más garantías. Súbete a estructuras para acertarles mejor, divide su número y evita callejones sin salida. Si entiendes dónde pisas tendrás ya mucho ganado, pero también se puede volver en tu contra si eliges mal el lugar de acción.

Bloodborne

Aprende de tus muertes

Sí, vas a morir mucho en Bloodborne, pero debes entenderlo como una manera de aprender. Intenta no morir nunca de la misma manera, y evita errores anteriores. Si te han matado por atacar de frente a un enemigo concreto, no lo vuelvas a hacer. Si te han atrapado junto a una cueva, no abordes esa zona por el mismo lugar. Si te han sorprendido tras una esquina, guarda más distancias la próxima vez. Aprende y no repitas las muertes.

Conoce lo que tienes

A veces la solución para superar una zona del escenario o acabar con un enemigo lo tienes en el mismo inventario. Lee las descripciones de los objetos, mira si hay algo que te puede ayudar en combate, y úsalo. También dedícate a romper todo lo que puedas del escenario porque te permitirá obtener más y más objetos. Eso sí, recuerda que cuando lees las descripciones de los objetos no se pausa la aventura, así que ten cuidado de que no te ataquen en el proceso.

Bloodborne

No malgastes tu dinero

Casi todos los objetos, armas y armaduras que consigues de vendedores ambulantes te acaban saliendo de manera natural en el juego. Con ello intenta reservar recursos en otras cosas que puedas necesitar en la aventura. Además date cuenta que tener una mejor armadura tampoco te va a ayudar mucho en el devenir de la historia dado que lo que más importa son los parámetros de tu personaje.

Usa los atajos del mapa

Como hemos comentado, si te conoces bien el escenario ya tienes mucho ganado. Debes intentar aprenderte siempre atajos del mapa, no sólo para llegar más rápido, sino también para evitar enfrentamientos innecesarios. El mapa de Bloodborne está lleno de muchos atajos, así que ve con tranquilidad e intenta descubrir cada uno de ellos porque te van a facilitar mucho la tarea de supervivencia.

Ludwig Bloodborne

Déjate de héroes, y corre

Aunque seas un jugador muy orgulloso, en ocasiones es mejor huir y no pelear. Cuando veamos que el nivel del enemigo está muy por encima del nuestro, es mejor directamente salir corriendo porque la muerte está asegurada. Aún pensando que lo podemos vencer, al final habremos dedicado muchos recursos a derrotarlo y lo vamos a pagar poco después. Así que huye si ves que te cuesta mucho acabar con algún enemigo en concreto.

No creas en los mensajes que dejen los jugadores

Una de las gracias en la comunidad de Bloodborne es dejar mensajes para que otros usuarios lo lean, y muchos de ellos suelen ser falsos. No te fíes mucho de si tienen más negativos o positivos, porque algunos mensajes van para eso, hacer la gracia. De esta manera si ves algo sospechoso del tipo “Tírate al abismo que hay un cofre”, es mejor que no lo hagas. Para asegurarte de si dicen la verdad o no, busca espectros cercanos a la zona, por si ha picado otro jugador anteriormente o se trata de un mensaje con algo de verdad.

No te olvides farmear ecos de sangre

Si ves que llegas a una zona donde los enemigos son muy duros para ti, es que no tienes el nivel adecuado. No te queda otra solución que farmear ecos de sangre para subir de nivel y mejorar las armas. También puedes buscar caminos alternativos, pero al final el problema te lo acabarás encontrando de nuevo. Así que dedica una hora a farmear de vez en cuando.

Repara las armas, es barato

Siempre que pases por el taller del Sueño del Cazador, repara todas tus armas. Aunque veas que están poco desgastadas, es probable que pase mucho tiempo hasta que veas otro taller, así que intenta siempre reparar las armas dado que no te piden muchos ecos de sangre para ello. De esta manera siempre tendrás las armas a pleno poder y con muchos enfrentamientos por aguantar.

Sabiendo esquivar, tienes mucho ganado

Si debes dedicar tiempo a perfeccionar un movimiento es el de esquivar. Siempre que te enfrentes a un enemigo lo vas a tener que utilizar, sobre todo cuando avances un poquito más en la aventura. Si ya lo has perfeccionado desde el principio vas a encontrarte con mayores éxitos que fracasos, así que te invitamos a que sea de las primeras cosas que domines en el juego.

Este es nuestro análisis original de Bloodborne

Estos son los mejores trucos y consejos para empezar a jugar a Bloodborne, para que la aventura no te resulte tan complicada como es.