Ir al contenido principal

Valheim: cómo empezar a jugar y todo lo que debes saber del último gran éxito de Steam

Valheim
Te ofrecemos los mejores consejos para empezar a jugar a Valheim, el último gran éxito que ha aparecido en Steam y que ya puedes jugar.

Una vez más la cultura vikinga está en primera plana de la información tras el lanzamiento en Steam de Valheim, uno de los títulos favoritos de los jugadores y donde debemos controlar a un vikingo que tendrá que sobrevivir en un lugar repleto de peligros y que no será nada sencillo de digerir al principio.

Como los títulos de supervivencia no son precisamente sencillos, vamos a ofrecerte esta guía de Valheim para principiantes donde nuestro vikingo tendrá que derrotar a monstruos gigantes y también construir todo tipo de armas, objetos y hasta edificios.

Así que a través de esta guía de iniciación para Valheim, te enseñaremos a construir la primera base, obtener nuestras primeras armas y objetos y hasta enfrentarnos al primer gran jefe.

Valheim: cómo empezar a jugar y todo lo que debes saber del último gran éxito de Steam

Lo primero de todo: crea a tu personaje y el mundo

Antes de que empecemos a jugar debemos crear a nuestro personaje, sea hombre o mujer. Podremos seleccionar un montón de peinados distintos, establecer el color del pelo y también de la piel, elegir distintas marcas, y evidentemente un nombre para que podamos pasar a la fase que realmente nos gusta que es empezar a jugar.

Eso sí, antes debes crear el primer mundo otorgándole un nombre e incluso se nos dará la opción de ingresar una especie de semilla, y que seguro que ya puedes encontrar a través de Internet y que hayan dejado otros usuarios, aunque te recomendamos que al principio lo dejes tal como te aparece y empezar la partida.

Valheim

Nuestra primera arma: un garrote

Aunque te hubiera gustado empezar con una espada, lo primero que puedes hacer es construir una especie de garrote y esto se hace reuniendo un poco de madera. Así que en cuanto empieces el juego, recoge ramas del suelo y de los árboles más pequeños para obtener los trozos de madera necesarios para crear un garrote. En cuanto lo tengamos podremos acabar con los primeros enemigos que nos encontremos con tres o cuatro golpes.

También debemos comer

Aunque pienses que la mejor solución es ir con el garrote liquidando a todo tipo de animales, es recomendable que al principio busques bayas y hongos con lo que podrás alimentar a tu personaje durante los primeros minutos. Si quieres empezar a matar animales para comer, te aconsejamos que empieces con los jabalíes que son bastante numerosos y no muy complicados de vencer si tienes el garrote.

A por nuestras primeras herramientas

En cuanto hayas recolectado bastante madera es momento de ir a por la piedra, que la vamos a requerir para construir nuestra primera hacha y el martillo a través del menú de elaboración. Así que busca pequeñas rocas en el suelo y recoge todas las que puedas mientras vas descubriendo el mapa.

Valheim

El banco de trabajo

Vamos a necesitar este banco de trabajo para construir edificios y reparar herramientas. Para crear un banco de trabajo requieres de 10 unidades de madera. Por suerte puedes desmantelar cualquier cosa que hayas creado antes y conseguir de vuelta todos esos materiales.

Construye un cobertizo

Solo necesitas construir varias paredes y un techo, y podemos meter en su interior por ejemplo del banco de trabajo.

Crea tu primera fogata y una cama para dormir

Requieres tanto las fogatas como la cama si quieres que tu personaje pueda descansar tras este primer día de trabajo. Además la cama también sirve como punto de reaparición. Date cuenta que para poder construir la cama debes haber creado una especie de cobertizo dado que si no el juego no te dejará construirla diciéndote que está demasiado expuesta.

Sólo nos queda construir una fogata cerca y ya podrás ver hacer que el personaje pueda dormir hasta el día siguiente.

Construyendo nuestra primera base

Estos son todos los pasos que deberías seguir para construir la primera base:

Valheim
  • Construye una azada a través del banco de trabajo, que nos permitirá realizar caminos, nivelar la tierra o incluso levantar la tierra
  • Despeja alguna zona para empezar a levantar la casa con sus distintas paredes: lo más básico es que hagas cuatro paredes, una puerta y un techo. Intenta construirla lejos de los árboles, dado que al cortarlos o al caerse por distintas circunstancias podrían dañar la casa o base.
  • Nivela la tierra con la azada, es fundamental que alrededor de nuestra base tengamos la tierra lo más nivelada posible para no tener dificultades después.
  • Coloca baldosas en el suelo, puedes también crear distintos pisos para la base si quieres hacerla un poco más compleja, o bien extenderla hacia los lados.
  • Lo último que nos quedaría es el techo, y para ello debemos antes fabricar unas cuantas escaleras para poder alcanzarlo.
  • No se te olvide rodear la base con algún tipo de pared protectora, un muro que evite que otros enemigos puedan atacarte.
  • Si necesitas madera siempre puedes descomponer los cobertizos que creaste durante los primeros momentos e invertirlos en construir muebles para el interior de la base.

Enfrentándonos al primer gran enemigo: Eikthyr

Debes tener un set de equipo básico y te aconsejamos que ya hayas fabricado un casco de cuero, que tengas una túnica de cuero, pantalones de cuero, un arco básico, al menos 100 flechas y una gran variedad de comida para sanarte.

  • Si necesitas el cuero lo que debes hacer es matar a los jabalíes que hay bastantes por la zona. También prueba a matar a los ciervos si ves que no hay suficientes jabalíes.
  • En lo que respecta al arco y las flechas, lo puedes hacer en cualquier banco de trabajo.
  • En cuanto tengas suficiente cuero o piel de ciervo puedes crear el casco, la túnica y los pantalones.
  • Reúne alimentos, y para que puedas sanar completamente al personaje debes consumir alimentos variados.

Venciendo al jefazo

Valheim

Para que sepas la localización de este enemigo es tan fácil con que revises la piedra rúnica de Eikthyr del principio del juego, que te dirá su localización exacta. Simplemente necesitas llegar a su santuario, y colocar un trofeo de algún ciervo que hayas matado anteriormente.

Para vencer a este enemigo es básicamente la paciencia, así que inicialmente observa cada uno de sus movimientos, y cuando te los hayas aprendido, aprovecha esos momentos muertos donde el enemigo no se mueve para atacarle, y después retrocede.

Si bien con el equipo de armadura que tienes lo vas a derrotar bastante fácil dado que puedes aguantar muchos golpes, si ves que es muy complicado para ti intenta utilizar el arco y las flechas para poderle derrotar a distancia.

Todo lo que te hemos contado está destinado para las primeras horas de juego, más que suficiente para que sepas lo que hacer en el resto de la aventura.

Y además