Frostbite, el motor de EA y DICE, muestra un nuevo nivel de realismo al recrear el pelo

Electronic Arts

Desde que se hablase por primera vez de la nueva generación de consolas, los desarrolladores se han puesto manos a la obra para mejorar su tecnología y así poder aprovechar al máximo todas las opciones de las nuevas máquinas. Electronic Arts y DICE (su filial sueca) han estado trabajando en su motor gráfico Frostbite y ya podemos ver los primeros resultados. 

EA nos ha dejado una muestra de las nuevas técnicas de renderizado del cabello que se han implementado en su motor gráfico. Tal y como señalan los desarrolladores, su objetivo es producir un cambio gradual en el tiempo real y alcanzar resultados cercanos a la película y al renderizado offline. En los vídeos se ven los cambios dinámicos de la melalina del pelo y los parámetros de suavidad que hay disponibles, y que producen un cambio de color bastante natural. Quizá una de las cosas que más llama la atención es el volumen del cabello que, por lo general, suele estar bastante apelmazado en los juegos. 

Todas estas mejoras están enfocadas a los juegos que saldrán para la próxima generación de consolas y según han informado EA y DICE, a lo largo de las próximas semanas podremos ver más muestras de sus avances tecnológicos. Estamos deseando ver el fruto de todo este trabajo en las consolas de nueva generación y esperamos que los desarrolladores exploren al máximo sus capacidades. 

PS5 Rumores de la nueva consola de Sony

Aumenta la potencia gráfica de tu PC con las tarjetas gráficas mejor valoradas

La nueva PlayStation tendrá resolución 8k y será compatible con la tecnología de trazado de rayos, usada habitualmente en los efectos especiales de Hollywood. Por otro lado, la nueva Xbox promete ser aún más potente que la consola de Sony aunque todavía no tenemos ningún detalle de sus especificaciones. Lo que sí sabemos es que Sony ya ha comenzado a distribuir sus devkits entre los desarrolladores así que muchos de ellos ya están trabajando para adaptarse a PS5. 

Y además