El videojuego español They Are Billions promete una campaña de 50 horas

They Are Billions

Poco se habla de They Are Billions para el revuelo que está causando a nivel mundial. El juego de los españoles Numantian Games lleva varios meses en Acceso Anticipado en Steam, y sus responsables han comentado novedades sobre el juego.

La primera de ellas es relacionada con su campaña, que prometen que ofrecerá entre 40 y 50 horas de contenido. Para ello, están tomándose con calma el desarrollo y satisfacer a los adeptos que están generando con su trabajo. Al mismo tiempo que afirman que ha sido un desafío elaborar el modo historia de They Are Billions

Los mejores televisores 4K para disfrutar al máximo de tu PS4 Pro y Xbox One X

Al mismo tiempo, desde Numantian Games han comentado que la campaña del juego no estará disponible hasta que no se publique la versión definitiva del título.

They Are Billions

Por si no lo conocéis, se trata del nuevo proyecto desarrollado por Numantian Games, el estudio sevillano responsable de Lords of Xulima. En esta ocasión, con They Are Billions apuestan por un enfoque centrado en la estrategia de lo más particular, ya que se combina con un apocalípsis zombi dentro de una ambientación victoriana. Todo esto provoca que el título sea, cuanto menos, llamativo.

They Are Billions sigue la línea de los juegos de estrategia clásicos en los que no pararemos de dar órdenes, construir estructuras y tratar de obtener recursos o comida que nos ayuden a sobrevivir y a que cada día podamos mejorar las instalaciones de la colonía para controlar la situación de la mejor forma posible cuando vengan mal dadas.

They Are Billions 1

El objetivo en el juego, como parte de una colonia con algunos supervivientes, es precisamente eso: sobrevivir. Para ello debemos dirigir a nuestro ejército de la mejor forma posible, patrullando a los alrededores del lugar o reforzando la seguridad cuando lo creamos oportuno. Hay varias unidades con diferentes habilidades y posibilidades que tendremos que aprender a controlar para usar en el momento adecuado. En última instancia podremos contratar a mercenarios para que nos echen una mano a cambio de dinero o comida.