Star Wars batle of Scarif
Reportaje

Las naves espaciales más icónicas de la saga de Star Wars

Por Javier Cazallas

Repasamos algunas de las naves más míticas que ha parido el imaginario de Star Wars. Desde el inmortal Halcón Milenario hasta la "enormemente grande" Estrella de la Muerte pasando por los versátiles Ala X y los imponentes destructores estelares imperiales.

Normalmente, cuando comenzamos una conversación sobre Star Wars nos suelen venir a la mente dos cosas: coreográficas luchas con sables de luz entre Jedi y Sith, y por supuesto, naves espaciales de todo tipo y tamaño. La saga creada por George Lucas hace ya más de 40 años nos ha dejado un parque móvil estelar tan amplio que merece la pena pararse un instante a rememorar las naves más míticas que hemos visto en pantalla... o con las que hemos jugado en diferentes videojuegos.

Desde modestas astronaves monoplazas hasta descomunales estaciones de combate, pasando por naves tan variopintas como diferentes son sus usos, Star Wars nos ha dejado hasta el momento más de un centenar largo de naves estelares con las que deleitarnos, y la inminente llegada de Los últimos Jedi a la gran pantalla promete dejarnos algunas más para nuestro recuerdo particular.

 

La Estrella de la Muerte

Fácilmente se la puede confundir con una pequeña luna, ya que su inmenso tamaño (140 km de diámetro) confunde a cualquiera. Aunque técnicamente no es una nave espacial, sino una estación espacial, la Estrella de la Muerte merece un espacio en cualquier listado de Star Wars. Su descomunal poder ya quedó patente en 1977 en Una nueva esperanza. Un arma capaz de diezmar un planeta y dejarlo reducido a polvo y escombros es un arma a tener en cuenta.

Death Star

La poderosa estación de combate volvió a aparecer en 2016 en Rogue One: Una historia de Star Wars, donde el Director Krennic y el Gran Moff Tarkin harán sendas demostraciones de su poder, sin llegar a sacar todo el partido destructivo a la Estrella de la muerte.

Los mejores sets de LEGO Star Wars

El Esclavo I

A ojos incultos, el Esclavo I puede parecer un pisapapeles gigante o un montón de chatarra flotante, circunstancia que Boba Fett no duda en aprovechar en El Imperio contraataca mientras sigue las órdenes de Jabba el Hutt. El Esclavo I es una nave de la clase Firespray. Inicialmente fue una nave de patrulla y escolta utilizada por la Antigua República. Pero una de esas naves "terminó" en poder de Jango Fett que la modificó para servir a sus propios y lucrativos fines. Ya sabéis, un poco de chapa y pintura y cinta aislante y te queda una nave renegada de lo más pintona.

Slave I

Lanzadera Imperial clase Lambda

Como en cualquier ejército, las tropas y las personalidades requieren de transporte especial para desplazarse de un lugar a otro. El Imperio Galáctico tenía claro que requería de un tipo de lanzadera que combinase la elegancia y la sobriedad a partes iguales. La lanzadera T-4a clase Lambda cumplió con esos estándares, e incluso el Emperador Palpatine la utilizó en varias ocasiones. Por desgracia para el Imperio, como vimos en El retorno del Jedi, a los rebeldes tampoco les importa utilizar estos transportes para infiltrarse en Endor a bordo de la lanzadera Tydirium.

Lambda shuttle

Caza-bombardero estelar Ala-Y

Cuando la potencia de fuego es algo necesario, la Alianza Rebelde recurre a los potentes caza-bombarderos BTL Ala-Y. Sus lanzatorpedos de protones pueden dar buena cuenta de la mayoría de instalaciones enemigas, al tiempo que su torreta armada con un cañón de iones puede inutilizar la mayoría de naves enemigas temporalmente. El escuadrón Oro de la Alianza se curtió en muchas batallas a bordo de estos polivalentes caza-bombarderos, aunque también sufrieron y murieron a bordo de ellos.

Y-Wing

Bombardero TIE

El homólogo imperial del Ala-Y es el bombardero TIE/sa fabricado por Sistemas de Flotas Sienar. Este bombardero ligero de la línea TIE es un pequeño arsenal volante con una capacidad destructiva alarmante al servicio del Imperio. Una de las imágenes más aterradoras para la población de un planeta es ver aproximarse un escuadrón de bombarderos TIE, porque saben que sus intenciones no suelen ser amistosas. Pudimos ver a los bombarderos TIE hostigando el campo de asteroides de Hoth en El Imperio contraataca.

TIE Bomber

Sombra Furtiva

El Sombra Furtiva fue un transporte imperial modificado empleado por Starkiller (Galen Marek) el aprendiz de Darth Vader durante su campaña para erradicar a Jedi ocultos. Pudimos disfrutar de las peripecias de Starkiller y Juno Eclipse en El poder de la Fuerza y su secuela. Sistemas de flotas Sienar fue la empresa encargada de producir el diseño base del Sombra Furtiva.

Rogue Shadow

Caza estelar Ala-X

Gracias a los esfuerzos inestimables de los comandos rebeldes, la Alianza pudo robar el diseño y prototipos de los cazas estelares T-65B Ala-X de la Corporación  Incom. Estos cazas polivalentes no tardaron en convertirse en la joya de los escuadrones de cazas rebeldes, y sustituyeron rápidamente los obsoletos Z-95 Headhunter que empleaba la Alianza. Sus características alas plegables se han podido ver en toda la Trilogía Original, y también podemos disfrutar de sus sucesores en la actual trilogía, en la que la Resistencia pilota los modelos T-70 de los Ala-X.

X-Wing

Caza TIE

Una de las cosas que la memoria auditiva de todo warsie recuerda e identifica en el acto es el ahogado sonido del vuelo de un caza TIE. De la misma línea que el ya mencionado bombardero TIE, el caza estelar TIE constituyó una flota de tamaño desproporcionado con un precio de lo más asequible para el Imperio Galáctico. Aunque muy frágiles, los cazas TIE gozaban de una gran maniobrabilidad. Eso si, el piloto TIE que iba dentro debía ataviarse con sistemas de soporte vital y rezar por que el Imperio ganase la batalla, porque el salto a velocidad luz no era una opción.

TIE Fighter

Como orgulloso socio del Lado Oscuro...y de los créditos galácticos, Sistemas de Flotas Sienar brindaron esta línea de cazas al Imperio, y sus modelos posteriores a la Primera Orden.

El Halcón de Ébano

En una época que muchos se niegan a recordar, el destino de la galaxia dependió de la pintoresca tripulación de un carguero, el Halcón de Ébano. La galaxia tiene una historia muy...muy larga, y no solamente ha habido héroes y villanos en la era del Alzamiento del Imperio. En la Antigua República, esta nave tuvo que hacer frente a multitud de peligros. Podemos todavía disfrutar de las aventuras de sus tripulaciones en los excelentes Star Wars: Caballeros de la Antigua República y en su digna secuela.

Ebon Hawk

Destructor estelar clase Venator

Cuando la Antigua República requirió naves capitales para su ejército, Astilleros de Propulsores Kuat ofreció el diseño de una nueva nave de línea con poder suficiente para hacer frente a las naves más avanzadas de la Confederación de Sistemas Independientes. El destructor estelar clase Venator fue el resultado de dicha asociación. Pudimos verlos en acción durante las Guerras Clon en La venganza de los Sith y durante The Clone Wars.

Venator star destroyer

Acorazado clase Providencia

Los líderes separatistas de la Confederación de Sistemas Independientes precisaban de naves de línea para hacer frente a los destructores de clase Venator de la República. El Cuerpo de Ingenieros Voluntarios de Dac Libre, un grupo principalmente quarren de fabricantes de naves estelares produjeron una gran cantidad de Acorazados clase Providencia para el ejército droide separatista. Probablemente la más conocida de estas naves es la Mano Invisible, bajo el mando del General Grievous, que pudimos ver al comienzo de La venganza de los Sith.

Invisible Hand

El Espíritu y el Fantasma

Bien conocida por las autoridades imperiales, especialmente en el planeta Lothal. El Espíritu era un carguero ligero corelliano VCX con bastantes modificaciones. Los fans de Star Wars Rebels conoceréis las aventuras y desventuras de esta nave perfectamente. Su capitana Hera Syndulla influenció y mucho en los primeros pasos de la Alianza Rebelde, tanto que pudimos ver al Espíritu durante la batalla espacial de Scarif en Rogue One: Una historia de Star Wars.

The Ghost

El Fantasma es una pequeña lanzadera auxiliar de ataque que va acoplada al Espíritu. Es utilizada por la tripulación cuando quieren infiltrarse discretamente en posiciones imperiales o cuando quieren separarse para cubrir más terreno o atender dos asuntos al mismo tiempo. Pequeña pero matona, el Fantasma cuenta con un armamento decente para su tamaño.

Interceptor Ala-A

El interceptor RZ-1 Ala-A de Incom se diseñó poco después de la batalla de Yavin como respuesta a la producción de los interceptores TIE por parte de Sienar. Como sucedía en casi todas las naves rebeldes, el Ala-A era mucho más seguro y contaba con más potencia que su homólogo imperial. Pudimos ver al Ala-A en acción por primera vez en El retorno del Jedi, y nos hemos puesto a sus mandos en muchas ocasiones, sin ir más lejos en el Star Wars Battlefront.

A-Wing

Caza estelar Interceptor TIE

Una de las versiones mejoradas del Caza TIE de Sistema de Flotas Sienar fue el Interceptor TIE/IN, que al igual que el Ala-B pudimos ver en acción por primera vez durante El Retorno del Jedi -Esa batalla dio mucho juego para la aparición de nuevos juguetes-. Sus alas con forma de flecha y sus sistemas mejorados hicieron que solamente los ases imperiales tuvieran el privilegio de pilotar este poderoso caza estelar en combate.

TIE interceptor

Droide buitre

También conocidos como cazas droide, los droides buitre componían el grueso de los escuadrones de cazas del ejército droide separatista. Baratos y autónomos, un escuadrón de estos droides podía operar en la superficie de cualquier planeta y en cualquier estación o nave capital. Además, al igual que al resto del ejército droide, no había que mantenerlos demasiado... aunque la mayoría acababan explotando en combate también hay que decirlo...

Droid starfighter

Caza estelar N-1

Uno de los cazas de combate más elegantes de la saga de Star Wars. El caza estelar N-1 componía los escuadrones de cazas reales del Palacio de Theed en Naboo. Durante el bloqueo ilegal de la Federación de comercio en La amenaza fantasma pudimos ver varios escuadrones de N-1 haciendo frente a los cazas droides en una encarnizada batalla espacial.

N-1 Starfighter

Nave real de Naboo 327 tipo-J

Al igual que el caza estelar N-1, la 327 tipo J es una de las naves estelares más elegantes del imaginario de Star Wars. Su superficie cromada y sus líneas elegantes confieren a la 327 una silueta inconfundible. La Reina Amidala y su séquito empleó la 327 modificada del Palacio Real de Theed para huir del bloqueo de la Federación de comercio. La nave gozaba de un buen número de droides astromecánicos que ensombrecieron ante la pericia de nuestro inestimable R2-D2.

327-J royal ship

Corbetas y cruceros Cabeza de Martillo

Muchos fans de los juegos de Caballeros de la Antigua República o de Star Wars: The Old Republic notaron con regocijo como, durante la batalla de Scarif, una silueta similar emergía para poner un punto de inflexión en la batalla. Las naves de tipo cabeza de martillo, en sus diferentes categorías, corbeta y crucero, llevan sirviendo a la República miles de años, y, pese a su longevidad y su diseño a priori desfasado, han demostrado su utilidad en los momentos más acuciantes. 

Hammerhead corbet

Nave de batalla clase Lucrehulk

Aunque los fines iniciales de las naves de la clase Lucrehulk de la Federación de comercio estaban muy lejos de los enfrentamientos armados, los oscuros fines de los líderes separatistas convirtieron estas enormes naves en poderosas máquinas bélicas que actuaban como naves capitales. Su peculiar silueta con un núcleo que podía descender a la superficie de muchos planetas es fácil de identificar. La nave de control de droides que administraba las tropas de ocupación de Naboo en La amenaza fantasma era un crucero de clase Lucrehulk que ya contaba con armamento por cortesía del Senado.

Lucrehulk crusier

Transporte mediano Gallofree

Cuando las tropas de la Alianza Rebelde necesitaban moverse entre mundos o transportar equipos y personal, recurrían al modesto pero eficaz transporte GR-75, o más conocido como Gallofree en referencia a sus constructores, los Astilleros Gallofree. En el Imperio contraataca pudimos ver varios transportes Gallofree huyendo del helado mundo de Hoth al amparo del cañón de iones que no dejó de dar la lata a la flota imperial que amenazaba la integridad de los transportes...y sus pasajeros.

Gallofree Transport

Defensor TIE

Aunque en muchas ocasiones el Imperio considera prescindible a la mayoría de sus tropas, en ocasiones las pérdidas son intolerables. Sistema de flotas Sienar tuvo que hacer frente a estas exigencias con un modelo de caza más seguro. El Defensor TIE/D incorporaba entre otras cosas un escudo deflector y un generador de hipervelocidad. El escuadrón Fénix descubrió que abatir un Defensor TIE no es ni de lejos tan fácil como abatir un caza TIE estándar.

TIE Defender

Caza estelar A/SF-01 Ala-B

Durante los primeros compases de la Batalla de Endor, en El retorno del Jedi, pudimos ver y disfrutar de la silueta de un peculiar caza rebelde. El caza estelar Ala-B combinaba una potencia de fuego tremendamente elevada con una maniobrabilidad sin igual, al hacer que el grueso de la nave pivotase en torno a la carlinga. Los fans de Star Wars Rebels también pudieron disfrutar de esta nave en un episodio de la serie titulado Las alas de la maestra. Además hemos podido pilotar la nave en una buena cantidad de videojuegos como la saga Rogue Squadron.

B-Wing

Fragata Nebulón-B

La fragata de escolta EF76 Nebulón-B es una de las principales naves capitales de la Alianza Rebelde, y también es utilizada por la Nueva República. Es una nave polivalente con capacidad para albergar cazas e instalaciones útiles para un mando móvil. Los más veteranos conocimos la primera Nebulón-B como "la fragata médica" de la flota rebelde. Su silueta en forma de pistola es inconfundible y, pese a no ser la nave más poderosa de la Alianza, cuenta con una buena potencia de fuego.

Nebulon-B Frigate

Destructor estelar imperial

Allá por el lejano 1977, cuando Una nueva esperanza se estrenó como La guerra de las galaxias a secas, los espectadores quedaron sobrecogidos cuando una pequeña nave huía de la imponente figura del hoy inconfundible destructor estelar imperial. Aquel plano ventral de la inmensa nave ha quedado para siempre en nuestras memorias. Los enormes destructores imperiales albergan tanto potencia de fuego como una buena cantidad de cazas para imponer por la fuerza la ley imperial en cualquier rincón de la galaxia. La presencia de una de estas naves de guerra suele ser suficiente para que la mayoría de intentos de rebelión se sofoquen.

Imperial star destroyer

Lanzadera clase Upsilon

La lanzadera clase Upsilon, fue diseñada por la gente de Sienar tras la caída del Imperio Galáctico para servir de lanzadera de mando. Su silueta nos recordó durante El despertar de la Fuerza a la de la lanzadera clase Lambda imperial. Comúnmente los fans conocemos esta nave como la lanzadera de Kylo Ren.

Upsilon clas shuttle

Lanzadera clase Delta

Y hablando de lanzaderas, como veis la gente de Sienar tiene predilección por el alfabeto griego a la hora de bautizar sus naves. La lanzadera T3-c Clase Delta fue utilizada por el director de la división de investigación de armas avanzadas Orson Krennic y su unidad de escolta de soldados de la muerte durante Rogue One: Una historia de Star Wars. Como es normal, su silueta nos recuerda a las dos anteriores lanzaderas, si bien esta tiene más semejanzas con la Lambda que con la Upsilon.

Delta class Shuttle

Caza estelar Ala-U

Seguimos en Rogue One para hablar de la que fue la nueva incorporación al parque móvil rebelde. El caza estelar UT-60D Ala-U ocupó un papel importante durante la película. Sus alas por supuesto plegables se podían mover para conferir al Ala-U forma de flecha. Sus portones laterales nos recordaron a las cañoneras republicanas, que a su vez eran una clara referencia a los helicópteros de asalto Huey.

U-Wing

Segador TIE

Cuando las naves rebeldes alcanzaron la superficie de Scarif, no contaban con que el Grupo de Diseño Militar de Scarif tuviera en su arsenal prototipos de naves experimentales como es el segador TIE/sk. La nave está diseñada principalmente para el vuelo atmosférico, y pierde sus virtudes cuanto más lejos se encuentra de la superficie planetaria. Sus alas se pueden desplegar dando al caza un aspecto mucho más agresivo.

TIE Striker

Crucero Mon Calamari

La batalla de Endor no podría haberse ganado sin la presencia de un estratega nato como fue el Almirante Ackbar. A él precisamente se le debe el diseño de las enormes naves capitales conocidas como cruceros Mon Calamari, en honor a su planeta y a su especie. Su nave insignia, el Hogar 1, era la más avanzada de estas naves de guerra. Sus escudos podían resistir las embestidas de varias naves enemigas, aunque no podían hacer nada contra la magnitud del fuego de la Estrella de la Muerte.

Mon Calamari Cruiser

Superdestructor estelar Ejecutor

Cuando el desmesurado tamaño de un destructor estelar no era suficiente para infundir el terror entre los enemigos, el Imperio contaba con un enorme as de 19 kilómetros de eslora en la manga. El superdestructor estelar de clase Ejecutor era una de las naves más grandes concebidas en la galaxia. Ejercía como nave de mando imperial y nave insignia para sus flotas. Desgraciadamente, en El retorno del Jedi pudimos comprobar que su puente de mando estaba demasiado expuesto, y que si este caía.... la nave también.

Super stardestruyer Executor

Corbeta corelliana

Las corbetas CR90 de orgullosa producción corelliana comenzaron a utilizarse durante los días de la Antigua República como naves consulares al servicio del Senado. Con el alzamiento del Imperio muchas de estas naves siguieron sirviendo mientras el Emperador mantuvo el Senado, pero muchas de ellas se usaron también como naves espía rebeldes, ya que muchos senadores apoyaban la causa. La más famosa de estas corbetas es la Tantive IV, que es también la primera nave en aparecer en toda la saga de Star Wars.

Corellian Corbet

Aerodeslizador T-47

Al igual que sucede con el segador TIE, el aerodeslizador T-47 no es una nave optima para el vuelo espacial, y su diseño está más enfocado al vuelo atmosférico. Su carlinga está preparada para alojar un piloto y un artillero. El uso de tácticas poco ortodoxas de estos deslizadores quedó demostrado durante la batalla de Hoth, cuando se utilizaron cables de remolque para abatir algunos caminantes AT-AT imperiales. Siempre recordaréis El Imperio contraataca por esa escena, entre otras cosas claro.

T-47 speeder

Caza estelar Jedi

Aunque los Jedi son guardianes de la paz, si las cosas se ponen feas en el espacio no suelen tener ocasión de emplear su sable de luz. Por ello la Orden Jedi recurrió al uso de pequeños cazas estelares para que sus caballeros pudieran plantar cara a las amenazas. Durante El ataque de los Clones, Obi-Wan Kenobi pilota un interceptor ligero Delta-7 de clase Aethersprite, mientras que en La venganza de los Sith, tanto él como Anakin Skywalker pilotan interceptores eta-2 clase Actis, más avanzados.

Jedi Starfighter

TIE Avanzado x1

Darth Vader precisaba de un caza estelar superior a cualquier otro que Sistemas de flotas Sienar soñase en producir. Dentro de la línea TIE ninguno cumplía las especificaciones del lord Sith, por lo que tuvieron que esforzarse para diseñar en TIE Avanzado x1. El resultado fue altamente satisfactorio como pudimos ver el Una nueva esperanza. El Tie Avanzado dejó a los demás cazas imperiales y a la mayoría de las naves rebeldes a la altura del betún.

Advanced TIE

Halcón Milenario

No podíamos si no dejar para el final al montón de chatarra más rápido de la galaxia. Si, parece un montón de basura, si, casi deja vendidos a los héroes en El Imperio contraataca y si, cualquiera podría pensar que hace mucho que tendría que haber dejado de estar en servicio. Pero no podríamos concebir a día de hoy Star Wars sin este montóncito de chatarra. El Halcón Milenario ha demostrado una y otra vez que, al igual que lo hizo el Halcón de Ébano miles de años atrás, los cargueros corellianos tienen un aura especial para...meterse en problemas.

Milennium Falcon

El Halcón Milenario es un carguero YT-13000 que ha sufrido tantas modificaciones como dueños. Este hecho ha convertido este carguero en una nave veloz como el rayo, capaz de hacer la carrera Kessel en menos 12 pársecs.

Star Wars sigue teniendo la capacidad de sorprendernos incluso a día de hoy. Bien es cierto que muchos somos unos nostálgicos de la Trilogía Original, pero todavía nos maravillamos con las creaciones que las mentes pensantes de Lucasfilm y dibujantes y escritores asociados nos dejan de este universo. Hoy nos hemos centrado en naves, otro día si queréis, hablamos de otra cosa. ¡Que la Fuerza os acompañe!