Logo Hobbyconsolas.com
Logo HobbyCine

Crítica de Mala persona, la comedia con Arturo Valls que se queda a medio camino

Mala persona
Foto del redactor Ekaitz Ortega

Crítica de Mala persona, comedia dirigida por Fernando García-Ruiz que cuenta con las interpretaciones de Arturo Valls, Malena Alterio, Julián Villagrán y José Corbacho. Estreno este 3 de julio de 2024.

El funcionamiento de las comedias enfocadas para el gran público se basa más en los aciertos con los gags cómicos o las interpretaciones que en las mismas historias. Una trama como la de Mala persona es un ejemplo, con un punto de partida poco novedoso, pero que podría decantarse hacia cualquier lado.

Fernando García-Ruiz vuelve a trabajar tras las cámaras después de estrenar Descarrilados en 2021. Y por partida doble, este año lanza dos películas: Odio el verano y Mala persona.

Antes de ponernos con la critica, aquí está el trailer de la película que se sustenta sobre todo en Arturo Valls. 

El argumento de la película parte de las circunstancias de Pepe, una de esas personas de las que se puede decir que de bueno es tonto. Tiene un bar en un barrio obrero en el que fía a los clientes, está continuamente sacando a su hija de la comisaria por robar motos, ayuda a los ancianos, lleva comida al comedor social, dirige un coro integrado por personas en riesgo de exclusión... 

Este comportamiento no tiene nada de malo, al contrario, el problema es que se aprovechan de él y malvive cuando podría llevar una economía mucho mejor.

Pero todo cambia cuando una doctora diagnostica que le quedan unos meses de vida por un tumor cerebral terminal. Ante esa situación, en vez de preocuparse por sí mismo, decide que no quiere hacer sufrir a nadie, así que se convertirá en mala persona para que no lo echen en falta cuando fallezca.

El cambio lo intentará con la ayuda de un amigo abogado que se dedica al soborno, a consumir drogas y al alcohol. ¿Una tarea sencilla? Desde luego que no, menos todavía cuando su mujer es  incapaz de encontrar maldad en él, esta interpretada por la siempre fantástica Malena Alterio.

Tal como se ve, el punto de partida podría ser divertido con las piezas adecuadas; sin embargo, no logra encontrar el tono, lastrado por un guion que se queda a medio camino, en el tópico, sin arriesgar.

Mala persona no consigue aprovechar sus puntos fuertes

Quizá Mala persona sea un largometraje que confía demasiado en sus bazas, principalmente Arturo Valls, y ahí está el principal error. El actor y showman hace un buen trabajo con su interpretación: encuentra el tono adecuado, conoce las expectativas y el tempo cómico, pero las circunstancias a las que se enfrenta no son los suficientemente interesantes.

El subtexto de la película está claro, pero el camino que recorre no es novedoso. Por resumirlo con una frase: Pepe intenta transformarse en una especie de Torrente. Asesorado por el abogado, insulta a emigrantes, simula tener una aventura con una mujer latina, conduce de forma agresiva, dice cosas machistas...

Esta propuesta sitúa Mala persona en un enfoque comercial que se suma a la oleada de comedias españolas que buscan a un público ya convencido, al que no sorprenderá a ningún nivel.

Dicho esto, es cierto que se encuentra algún momento cómico, pero pocos teniendo en cuenta que casi cada escena tiene ese objetivo. Una lástima porque el trabajo de los tres actores principales es notable y conocen bien a sus personajes, pero están desaprovechados en un paquete insatisfactorio.

Esto resulta especialmente notorio en el final, donde se ve con claridad que la comedia no está funcionando con una escena que debería ser un climax y queda desangelada. Deja al espectador absorto.

Por lo demás, Mala persona tiene una producción aceptable a nivel técnico: montaje, sonido, fotografía, soluciones formales con algunas escenas complicadas de rodar... Una pena que la película no logre acertar.

Conoce cómo trabajamos en HobbyConsolas.

VALORACIÓN:

Mala persona no consigue funcionar lastrada por un guion que desaprovecha sus puntos fuertes y a unos actores solventes. La película se queda en el tópico, cuando el personaje es bueno y cuando es malo, por lo que no logra sorprender.

LO MEJOR:

Los actores que saben encontrar sus papeles.

LO PEOR:

La historia cae en el tópico y no logra su principal objetivo: divertir.
Hobby

38

Malo