Análisis

Análisis de Assassin's Creed Unity: Reyes Muertos

Por Daniel Quesada
-

Versión comentada: Xbox One

Arno Dorian aún no ha jubilado su hoja fantasma. Assassin's Creed Unity recibe su anunciada expansión, Reyes Muertos, que aporta un manto de oscuridad a la trama. Pero lo decimos en plan poético, no necesariamente negativo, ¿eh?

La historia de Assassin's Creed Unity es casi más controvertida que la de la Revolución Francesa en la que se basa. Como bien sabréis, muchos usuarios se quejaron de los numerosos errores que tuvieron que sufrir durante sus partidas. Debido a ello, Ubisoft decidió que la primera expansión del mismo, Reyes Muertos, iba a ser gratis para todo el mundo. ¡Y por fin ha llegado el momento! Hoy martes se puede descargar para Xbox One y PC y será mañana cuando podrán "agenciárselo" los que tengan una PS4.

Una vez descargado, el DLC se puede jugar en cualquier momento, siempre y cuando hayáis superado la secuencia 4 del juego principal. Una vez cumplido ese requisito, tendréis un carruaje listo para viajar al nuevo emplazamiento, justo al lado del que nos lleva a Versalles.

Dennis el travieso

Assassin's Creed Unity: Reyes Muertos nos saca de París y nos lleva a sus suburbios, la Franciade. Con ese nombre se conoció durante la Revolución Francesa al distrito de Saint Dennis, una zona humilde "gobernada" por la basílica del mismo nombre. Los acontecimientos tienen lugar después de lo que vivimos en la campaña principal (de hecho, aparecen en el medidor de progreso como Secuencia 13) y, de nuevo, tienen como protagonista a Arno Dorian, que ha de buscar unas reliquias misteriosas en la región. También entran en escena dos viejos conocidos: el marqués de Sade y Napoleón que, por si os lo preguntáis, vuelve a estar doblado por Christian Gálvez...

En el DLC "heredamos" todo el progreso que hayamos acumulado en la campaña (nivel, armas, equipo, etc.) y viceversa: lo que ganemos en Reyes Muertos se puede usar en París. ¿Y qué es lo que ganamos? Por un lado, tras un par de misiones obtenemos el nuevo mortero guillotina, un arma tan "flipada" como efectiva. Puede lanzar a media distancia una carga explosiva que no es tan letal como la del mortero de Assassin's Creed Rogue, pero sí afecta a muchos enemigos a la vez. Además, es un verdadro peligro en la corta distancia, rápido y muy dañino. Vamos, que os va a hacer la vida más fácil. Eso sí, la munición para media distancia es escasa y sus disparos pueden haceros daño, así que usadlo con un poco de coco.

El otro objeto clave es un candil, que tiene más utilidades de lo que parece. Lógicamente, sirve para iluminar zonas oscuras, pero también para ahuyentar a las ratas que pueblan las criptas que visitaremos. Los roedores no hacen daño, pero sí pueden tapar interruptores clave que debemos buscar. En algunas paredes vemos bichos que nos bloquean el paso, momento para el que también es fundamental usar el candil para abrirnos paso. Algo tan sencillo como esto da pie a algunos puzles interesantes, ya que el contacto con el agua estropea el candil, hemos de recargarlo con vasijas especiales... No os harán gritar "sacré bleu" por su dificultad, pero los puzles basados en el candil resultan interesantes y más propios de un Zelda que de un Assassin's de toda la vida.

Saqueando a los saqueadores

La trama principal se puede resolver en unas 3 ó 4 horas sin problemas, pero la zona de Franciade esconde más jugo. Si antes teníamos las Historias de París, aquí contamos con un puñado de Historias de Franciade, que también son misiones cortas que dan otra perspectiva sobre hechos y leyendas de la región. Merece la pena ir a por ellas, ya que proporcionan recompensas económicas bastante altas e incluso algún objeto o vestuario nuevo, como el curioso traje de Máscara de Hierro.

Otras misiones secundarias consisten en buscar todos los bicornios de Napoleón (en lugar de las escarapelas de París) para sacar un traje más o resolver nuevos acertijos similares a los de Nostradamus, que nos dan acceso a una espada muy poderosa. Como veis, en el fondo todas las misiones extra son similares a las de la campaña principal pero "disfrazadas" de diferentes. Aún así, se agradece el puñado de retos extra.

El catálogo de novedades se completa con una nueva facción de enemigos, los Saqueadores. Solo aparecen en las zonas subterráneas (que es donde pasaremos buena parte del tiempo) y son bastante menos resistentes que los soldados normal, pero tienden a estar en grupos muy numerosos y atacar sin parar, ya sea con espadas o con piedras. Lo interesante es que, si usamos la vista de águila, podemos localizar al líder de cada grupo. Al eliminarlo, todos sus secuaces huirán.

El tono de esta aventura pretende ser un pelín más sombrío y centrarse en la redención de Arno, que ha de dejar a un lado su egoísmo y pensar en el destino de Francia. El catalizador de esta historia es un chaval llamado León, que da un toque más visceral a la lucha del héroe. También se habla sobre los fantasmas, un tema que hasta ahora no había salido a colación en la saga y es una pena que no se haya explotado más, porque podría haber sido muy divertido.

Respecto a la conexión con el resto de la saga, hay alguna que otra sorpresa que no desvelaremos aquí, pero precisamente hubiera molado que esa sorpresa, así como el uso de los enigmas, dieran algo más de sí, porque sus mecánicas son realmente interesantes y, cuando empezamos a "entonarnos", se acaba la aventura. De hecho, el final es un poco abrupto, pero lanza un misterio de esos que la saga gusta de dejar en el aire. ¿Por qué dice Arno "ese nombre" al final? ¡No puede ser que esté vivo!

En definitiva, Reyes Muertos es una digna expansión para Assassin's Creed Unity, que se juega con gusto (principalmente, porque es gratuita) pero que tampoco inventa la rueda ni llega a ser tan valiente en su narrativa y mecánicas como lo fue La tiranía del Rey Washington en Assassin's Creed III, por ejemplo. Con todo, es una piedra más en la mitología de la saga, que todo fan debería conocer.

Valoración

No se sale de los cánones a los que las expansiones "asesinas" nos tienen acostumbrados, pero aporta nuevas ideas de juego muy decentes.

Hobby

69

Aceptable

Lo mejor

El mayor peso de los puzles. Las nuevas armas.

Lo peor

La historia es intrascendente. La mecánica podría haber dado más de sí.

Lecturas recomendadas