Análisis

Crítica de La gran revancha

Por Raquel Hernández Luján
-

ARGUMENTO: En La gran revancha, treinta años después de su última pelea, Billy McDonnen "The Kid" y Henry Sharp "Razor", dos boxeadores rivales, se dejan persuadir para postergar su jubilación y volver a enfrentarse en un nuevo y espectacular combate que se magnifica gracias al poder de las redes sociales.2013 - DIRIGIDA POR: Peter Segal - PROTAGONIZADA POR: Robert De Niro, Sylvester Stallone, Kevin Hart, Alan Arkin, Kim Basinger y Jon Bernthal. Ya en cines.

No sabemos si ha tenido relación con la recepción de La gran revancha en cines, pero lo cierto es que Sylvester Stallone, tras haber protagonizado una serie de películas en las que conjugaba acción y humor, ha declarado que da por finiquitada esta etapa cinematográfica para centrarse en proyectos más serios: "Esta es la dirección que quiero tomar ahora. ¡No hay mucho más que pueda hacer en la acción excepto explotar!".

Del regreso de De Niro y Stallone al ring esperábamos una gran comedia, sobre todo teniendo en cuenta sus precedentes en el género ¡Rocky Balboa vs. Jacke La Motta! y el enfoque que se le había dado a la campaña de promoción de la película que incluía el desacharrante clip de vídeo en el que ambos, ataviados de la forma más ridícula posible para la captura de su movimiento, se liaban a tortazos.


Lo cierto es que el guión de Tim Kelleher y Rodney Rothner es bastante irregular, con momentos álgidos y líneas de diálogo ágiles y otras que no lo son tanto y en las que el drama innecesario y predecible gana terreno. A su favor varias metáforas como la de la afición a la escultura inspirada en chatarra de "Razor", que viene a reivindicar en forma metalingüística a su personaje y a su vez a su faceta como actor.


Sea como fuere, salvo por la batalla campal final y un reparto de lo más interesante que incluye a una fabulosa Kim Basinger (el tercer vértice del triángulo amoroso de rigor), un Alan Arkin que sigue en la senda de papeles anteriores como el de Argo o Tipos legales y un cada vez más interesante Jon Bernthal del que también estamos disfrutando en la televisión vía Mob City, poco más hay que reseñar de una cinta que podría haber dado bastante más de sí.


Y no por lo que a metraje se refiere, que las casi dos horas de duración de la película son del todo injustificables a juzgar por lo anecdótico del meollo argumental de la cinta... La titubeante mano del director tanto a la hora de planificar las secuencias como en la sala de montaje no ayudan.

Eso sí, recomendadísima la versión original para disfrutar de los personajes secundarios cuyo doblaje les hace perder mucha carga cómica y toda una serie de matices que les restan enteros. Una verdadera lástima que no se mantenga el tono sarcástico que prometían los primeros minutos de metraje, aunque sí haya guiños a las cintas pugilísticas que encumbraron a estas dos leyendas del cine que se resisten a quedar relegados en el olvido.

Valoración

Menos divertida de lo esperado esta comedia se templa al final del metraje. Habrían hecho falta más gags para calentar ese encuentro final entre Stallone y De Niro.

Hobby

60

Aceptable

Lo mejor

El sentido del humor de Alan Arkin y los guiños a las cintas de boxeo de los protagonistas.

Lo peor

La falta de ritmo del conjunto y el doblaje de los secundarios... ¡mejor en VO!

Lecturas recomendadas