Honda e Super Nintendo

¿Alguna vez imaginaste cómo serían los coches del futuro? Seguro que pensaste que volarían, o que tendrían estas puertas que se abren hacia arriba, como el DeLorean (a pesar de que sea el diseño menos práctico de la historia), o que tendrían avanzados sistemas de camuflaje y pilotaje automático en los que un androide vestido de taxista tomaría el asiento delantero... Soñar era gratis, pero seguro que nunca imaginaste que, en el futuro, habría coches que nos permitieran jugar... a la Super Nintendo.

Pero es el caso de este Honda e 2020, el primer modelo eléctrico del fabricante japonés. Un avanzado vehículo urbano que deslumbra por el derroche tecnológico en su interior. El salpicadero está ocupado por dos enormes pantallas digitales de 12,3" (que es, aproximadamente, el doble que la pantalla de Nintendo Switch), que exponen con todo detalle toda la información de un panel de instrumentos íntegramente digital. Hasta los retrovisores son digitales, dentro del propio vehículo. Eso sí, si queremos darnos el gusto, nos tocaría desembolsar nada menos que 34.800 €... 

VIDEO

VÍDEO: Honda e, ya lo hemos probado y estas son nuestras primeras impresiones

Estas son las TV más vendidas ahora mismo en Amazon España

Pero como nada puede acallar nuestra vena jugona, los compañeros de AutoBild se preguntaron si esos enormes pantallones se podían utilizar para algo más. Y la respuesta es que... acabaron echando una partida al Super Mario Kart (¿acaso había otro juego más apropiado?). El sistema tiene entrada HDMI, por lo que podemos enchufar nuestras SNES Mini y echarnos unas carreritas ahí mismo si estamos parados.

Incluso podemos distribuir toda la información a la pantalla más cercana al conductor, mientras el copiloto se queda con la pantalla de la derecha. ¿Os imagináis cómo debe ser jugar al Star Fox 2 en un coche en movimiento? No me gustaría ser luego el que rasque los restos de vómito de la pantalla de cristal líquido...

Análisis de Classic Mini Super Nintendo con 21 juegos de 16 bits

Por supuesto, la SNES Mini es solo uno de los múltiples usos que podemos sacar a esas pantallas, ya que también podríamos meter pelis, música... o incluso cualquier otra consola, porque el coche también tiene enchufes de corriente "normales", como los que tenemos en casa. Lo que desgraciadamente no tiene es Euroconector, por lo que nuestras Super Nintendo originales mejor se quedan en casa...

Y además