Instalar NVMe SSD físicamente más grandes en Steam Deck es posible con este mod... pero arriesgado

Steam Deck review

Steam Deck puede acoger NVMe SSD más grandes, de 2242, que el estándar de Valve 2230. Un usuario lo demuestra con este mod: imitarle te dará más opciones de almacenamiento... pero es arriesgado.

Steam Deck es una gran máquina para jugar a videojuegos de PC cómodamente, como si fuera una consola portátil mucho más potente que otras del mercado. Pero, cuanto más exigentes son los juegos (recuerda que puedes jugar a títulos como God of War, Cyberpunk 2077 o Resident Evil Village), más espacio necesitas. 

Puedes ampliar cómodamente el tamaño de Steam Deck usando tarjetas microSD, con opciones baratas de 64 GB que van hasta 2TB. 

Pero algunos usuarios, haciendo caso omiso a las recomendaciones de Valve, han abierto las entrañas de la consola y cambiado el NVMe SSD del Steam Deck por uno con más capacidad. En el modelo básico, que no tiene SSD NVMe sino eMMC de solo 64 GB, le añaden uno (los otros modelos de Steam Deck más caros tienen NVMe SSD de 256 GB y 512 GB.

VIDEO

ANÁLISIS de STEAM DECK - ¡La ponemos a prueba con varios juegos!

No obstante, todos los NVMe SSD que puedes poner en Steam Deck tienen una limitación de tamaño: deben ser de tipo M.2 2230 (22 milímetros de ancho por 30 mm de largo). 

Pero el usuario de Twitter TheSmcelrea ha creado una solución para instalar M.2 2242, más largos, y que ofrecen más opciones en el mercado que los M.2 2230, mucho menos usados en la mayoría de PC (el estándar que tienen la mayoría de ordenadores es 2280, en cualquier caso).

En estas imágenes explica que su mod, al abrir la placa base de Steam Deck, no colisiona con ningún otro componente ni aplica presión en los cables, y se puede volver a montar sin problemas. Solamente tuvo que mover un thermal pad, "pero no debería dar problemas".

Con esta reorganización de los componentes que muestra en las imágenes, los que se atrevan a abrir el Steam Deck podrían instalar otros SSD como el KingSpec PCIe 3.0 x2 de 512 GB que ha usado este usuario, con una velocidad de escritura de 1000/1100 MB/s.

Ten en cuenta, eso sí, que al cambiar un componente oficial de Steam Deck como su SSD pierdes toda garantía. Y aunque el proceso es seguro, no es lo recomendable: te arriesgas a que un SSD más exigente drene la batería o empeore el calentamiento, por ejemplo, a pesar de las mejoras que Valve ha lanzado de su hardware.

Lo más recomendable es que uses tarjetas microSD, aunque es cierto que la capacidad de almacenamiento del ordenador, si apuestas por el modelo básico más barato de 419 euros, son solo 64 GB, insuficientes para la mayoría de juegos y que te obligarán a pasar por caja para aumentar tu tamaño.

Si quieres que tu Steam Deck venga con un SSD NVMe de 512 GB de serie, tendría que comprar el modelo más caro, de 679 euros. Los tres modelos se pueden reservar en la web de Valve, pero tardarán varios meses en salir del almacén.

Y además