Logo Hobbyconsolas.com
Logo HobbyCine

Keira Knightley no conserva especial cariño por su tiempo en Star Wars, especialmente por sus aparatosos tocados

Star Wars: Episodio I - La amenaza fantasma (1999) - Sabé / Padmé Amidala (Keira Knightley)

La actriz británica consiguió el papel en la primera entrega de las precuelas por su formidable parecido con Natalie Portman, pero no es un rodaje que atesore con cariño.

El compendio de personajes de Star Wars es sumamente extenso y, a veces, traicionero. A estas alturas, todos sabemos que Natalie Portman interpretó a Padmé Amidala, Reina y posteriormente senadora de Naboo, en la trilogía de las precuelas. Pero, si ponemos de entrada La amenaza fantasma a alguien que no haya visto nada de Star Wars, puede haber equívocos.

Keira Knightley interpretó a Sabé en la película de 1999 con la que George Lucas comenzó a explorar la historia de Anakin Skywalker en su camino hacia el lado oscuro que lo convertiría en Darth Vader. Sin embargo, en Star Wars: Episodio I - La amenaza fantasma, se refieren constantemente al personaje como Su Majestad o Reina Amidala.

Date de alta en Disney+

Date de alta en Disney+

Disney+ tiene cientos de películas y series clásicas y nuevas, y todas ellas las puedes ver desde 5,99€ al mes.

Date de alta

Sabé era la guardaespaldas de Padmé y acostumbraba a ejercer de señuelo para que la reina estuviese segura, oculta como una de sus doncellas. Solo se revelaría el pastel cuando la ayuda de los gungans contra la Federación de Comercio era imprescindible.

Para Keira Knightley, sin embargo, que tenía 12 años cuando se filmó Star Wars: Episodio I - La amenaza fantasma, el rodaje no ocupa ni de lejos las primeras posiciones en su recuerdo.

Trabajar en Star Wars no es divertido para todo el mundo

Hace tiempo, en una entrevista para Total Film, la actriz británica admitió tener muy pocos recuerdos de su tiempo filmando la película de George Lucas, y de los pocos que tiene, no alberga especial cariño por ellos.

"Tenía 12 años, así que no me acuerdo de casi nada. Sí que recuerdo que los tocados que llevaba eran muy pesados y me daban dolor de cabeza, especialmente uno de ellos.

Pasaba tanto tiempo en el fondo [de la escena] que casi me dormía. Me tenía que sentar en una silla y estar en el fondo, pero casi no podía mantener los ojos abiertos. Solo recuerdo eso".

Aunque Keira Knightley ya tenía tablas en rodajes porque llevaba trabajando desde los ocho años, el papel de señuelo de Padmé Amidala en Star Wars no era, precisamente, su trabajo soñado. Otro gallo cantó años más tarde, cuando Elizabeth Swann llamó a su puerta en la saga de Piratas del Caribe.

Sea como fuere, Sabé quedó para la posteridad, aunque la actriz no tenga muchas ganas de recordarla. ¿Qué te pareció a ti el papel de Keira Knightley en Star Wars: Episodio I - La amenaza fantasma

Descubre más sobre , autor/a de este artículo.

Conoce cómo trabajamos en Hobbyconsolas.