Imagen de perfil de Jesús Delgado
La opinión de
Jesús Delgado

El Rey León - ¿Hacía falta un remake de "imagen real"?

El Rey Leon Rafiki

Se ha mostrado ya el primer tráiler del remake de El Rey León de Walt Disney Pictures, una película que será realizada con una mezcla de CGI e imágenes reales, recreando la historia original estrenada en cines en 1994. ¿Hacía falta realmente una nueva versión?

Nants ingonyama bagithi Baba!! Sithi uhm ingonyama!! Nants ingonyama bagithi baba Sithi uhhmm ingonyama Ingonyama....  Quien sea capaz de cantar a la perfección esta estrofa inicial de la canción El Ciclo de la Vida de El Rey León, la icónica película de Walt Disney Pictures se lleva un caramelo como premio. Y si ya nos cantáis la canción entera, os lleváis una bolsa de sugus. 

Arrancamos con esta coñita sabanera porque se nos ha revelado el primer tráiler de la película de acción real de El Rey León de Jon Favreau. Ya sabéis, el remake que se realiza con CGI, a imagen y semejanza de lo que ya el propio Favreu hizo un par de años atrás con su versión de El Libro de la Selva

No vamos a valorar ni el teaser, ni el aspecto de los bich... animalillos, ni zarandajas por el estilo. Esto se lo dejamos a las personas más activas de las redes sociales. 

¿Has visto ya la selección de películas Disney en Amazon?

De lo que sí vamos a hablar es de una cuestión que llevamos tiempo barruntando y sobre la que queríamos opinar, llegado el momento. Y no hay mejor momento que el presente, con este adelanto de el nuevo El Rey León que se estrenará en 2019, ya que este vídeo nos ha dejado paladear un bocado de lo que está por venir. Y gracias a ello, se nos ha permitido encender, aunque sea temporalmente, el polvorín de la controversia.

El re-ciclo de la vida

Cuando tenemos que hablar de este nuevo Rey León, hemos de tener presentes muchas cosas. La primera, la historia de las dificultades detrás de la película original y los obstáculos que hubo de superar. Y no, no nos referimos a que El Rey León fuera una película acusada de plagio, más bien nos referimos a que El Rey León era la apuesta pequeña de Disney, que en aquel entonces dividió su estudio para hacer dos películas. Por un lado esta que nos referimos, la cual contó con no demasiado presupuesto, y luego Pocahontas, que fue la que, de entrada, contó con mayor apoyo de la compañía. 

La historia habla por sí sola, y aunque Pocahontas está muy bien considerada como cinta de animación, El Rey León fue la que marcó a toda una generación. Y no solo por su BSO, su refrito de argumental de Shakespeare, la calidad de la animación y la oleada de merchandising que se produjo en su momento. En honor a la verdad y a la calidad de la cinta, The Lion King sigue siendo un peliculón dentro la historia del cine de dibujos animados. No en vano, es una de las grandes obras de Disney. Que luego haya quien le critique ciertos temas de la historia... bueno, eso ya es harina de otro costal.

Tras este prefacio, llegamos a la primera cuestión acerca de si es necesario o no este remake de El Rey León. Teniendo en cuenta que la primera película cumplirá 25 años en 2019, sigue teniendo una calidad excelente y los temas que trata, y cómo los trata, siguen teniendo validez y pervivencia en nuestra sociedad actual, ponderamos que resulta un poco innecesario un remake de esta película a día de hoy. Sobre todo, cuando hay otras tantas cintas que merecen revisión.

Comparémosla con El Libro de la Selva o Cenicienta, por ejemplo. Una es del propio Jon Favreau y la otra de Kenneth Branagh. El Libro de la Selva es una actualización necesaria de la película original, mal que le pese a más de uno. Principalmente, en cuanto a tratamiento de ciertos personajes, el enfoque de ciertos temas como son la identidad y la familia y en cuanto a cuestiones de racismo simbólico, que en su momento no se hicieron con mala fe, pero que, actualmente, pueden ser entendidas de muy mala manera. Aceptémoslo, poner monos hiphoperos y que el rey Louie estuviera por el rapero de moda no son muy buenas ideas para que la película cale en ciertos estratos sociales, máxime si no quieres que la sala se encienda, literal y metafórmicamente hablando.

De manera paralela, Cenicienta (o incluso Maléfica) presentaba cambios de paradigma, dando algo más de entidad a las princesas-florero Disney y mayor dimensión a los príncipes, cuyo único rol era salvar a la dama en apuros de turno. Y, ojo, que Felipe de La Bella Durmiente nos parece uno de los príncipes más activos de las películas antiguas y companion de primera en Kingdom Hearts

En esta sentido, nos cuesta entender por qué se ha apostado por un remake ahora. Como decimos, no es una cinta que necesitase una revisión a fondo. Ahora bien, nosotros tenemos algunas ideas al respecto que explicarían el motivo de esta producción. Una de las teorías que manejamos es la de que el ratio de acierto de las live action de Disney es de 1 a 3. Esto es, una película satisfactoria y entretenida por cada tres producciones de dudosa calidad. Quizá el nuevo El Rey León deba ser esa película "buena" que ya toca.

La otra teoría que barajamos está emparentada con otro live action reciente, el de La Bella y la Bestia, que aparentemente tampoco tenía mucho sentido. Sobre todo, habida cuenta también de que la película de animación ya fue un exitazo en su momento y que no parecía necesitar "un lavado de cara". Sin embargo, fue una película no exenta de encanto, a pesar de un traspiés o dos. 

Ahora bien, hemos de tener presente que tanto El Rey León como La Bella y la Bestia fueron películas que dejaron mucho metraje y secuencias musicales fuera de la producción final. En el caso de las aventuras de Simba, la cuestión musical se solventó con la introducción de ciertos temas en la secuela para home video. Posteriormente, además, tanto la historia del león como la de los amantes franceses se llevaría a Broadway y sus respectivas adaptaciones a musical, a su vez, introducirían en parte todo este trabajo "desechado". 

Si hacéis memoria, cuando hace dos años vimos La Bella y la Bestia, muchos comprobamos que se había introducido precisamente elementos tanto del musical como del cuento original, dando una vuelta de tuerca a la trama. Esto nos podría dar también la clave de la nueva película. Es decir, Jon Favreu pretende hacer El Rey León que se quiso hacer 25 años atrás, y no se pudo por medios, calendario y presupuesto. 

Dicho esto, no, no creemos que fuera necesario un remake de El Rey León. Pero, siendo honestos con nosotros mismos, hemos de señalar que el teaser tráiler de este live-action (o película de CGI, o como queráis llamarlo) ha captado nuestra atención. Quizá sea que el tráiler es un calco/homenaje al tráiler clásico de la película o que nos guste cómo Favreau adapta los personajes Disney originales al estilo de captura de movimiento. Sea como sea, esta es una película que queremos ver. Después de todo, para echar pestes de ella ya tendremos tiempo al salir de la sala... O quizá no, quizá salgamos encantados.

Habrá que esperar a 2019 para saberlo. Mientras, paciencia y... HAKUNA MATATA!!

Y además