Xenoblade Chronicles
Reportaje

Avance de Xenoblade Chronicles: Definitive Edition para Nintendo Switch

Por Álvaro Alonso
Xenoblade Chronicles: Definitive Edition llega a Nintendo Switch para permitirnos redescusbrir este clásico de los JRPG con gráficos mejorados, multitud de cambios y un capítulo de historia adicional. Tras pasar un buen número de horas recorriendo sus inmensos y bellos escenarios, os contamos nuestras primeras impresiones.

El próximo 29 de mayo llegará a Nintendo Switch Xenoblade: Chronicles Definitive Edition, revisión de uno de los juegos más recordados de Wii y la punta más afilada del tridente JRPG que formó junto a The Last Story y Pandora's Tower. Entre las novedades más destacables de esta nueva versión encontramos un apartado audiovisual mejorado, multitud de cambios que mejoran la calidad de vida y un capítulo de historia adicional.

Nosotros ya hemos tenido la oportunidad de embarcarnos en el viaje de Shulk por todo Bionis y volver a empuñar la espada Monado, y vamos a contaros cómo está siendo la experiencia en nuestro avance de Xenoblade Chronicles: Definitive Edition para Wii.

La espada que todo lo ve

Pero antes de hablar de los cambios que introduce esta revisión, hablemos un poco de Xenoblade Chronicles. Su lanzamiento supuso el regreso por todo lo alto de la saga Xeno, que nunca había terminado de despegar fuera de Japón. Además, fue el primer juego que Monolith Soft, con Tetsuya Takahashi a la cabeza, desarrolló en exclusiva para Nintendo después de que comprasen el estudio en 2005.

Xenoblade Chronicles Definitive Edition

Vamos, que Nintendo apostó fuerte por Monolith y los resultados no pudieron ser mejores: Xenoblade Chronicles fue un éxito enorme en Wii (años más tarde se lanzaría también en 3DS), y hoy es habitual encontrarlo en las listas de los mejores JRPG de la historia. Pero, ¿qué lo hace tan especial? Al jugar a Xenoblade Chronicles: Definitive Edition todas sus fortalezas resultan aún más evidentes.

Para empezar, el planteamiento de su mundo es único: recorremos el cuerpo de una gigantesca criatura orgánica, conocida como Bionis, que quedó "congelada" en el sitio mientras libraba un combate contra otra criatura, también gigantesca pero de carácter mecánico, de nombre Mekonis.

Xenoblade Chronicles Definitive Edition

Esto se traduce en unos escenarios en los que prima la sensación de grandeza. Y esa sensación, uno de los puntos fuertes del juego de Wii, sigue estando muy presente en Xenoblade Chronicles: Definitive Edition. Pese a que desde entonces se han lanzado infinidad de juegos de mundo abierto con mapas de tamaños inabarcables, poner un pie en los escenarios de Xenoblade sigue despertando un asombro que es difícil de describir.

Aquí juegan un gran papel la variedad y la dirección artística, aspectos que no dejan de mejorar y mejorar a medida que avanza la historia. Cuando creemos que ya hemos visto la localización más impresionante, nos topamos con otro escenario aún más grande, impresionante y hermoso.

Xenoblade Chronicles Definitive Edition

Y gracias al lavado de cara gráfico de Xenoblade Chronicles: Definitive Edition, la belleza de la que hacen gala los escenarios se ha multiplicado. También es la primera vez que el juego se muestra con gráficos en alta definición (cuesta creer que Wii no llegase más allá de los 480p). Aunque los principales beneficiados de este mejora son sin duda los modelos de los personajes, y en particular los de los protagonistas, que ahora lucen caras con rasgos más suavizados, similares en estilo a la animación japonesa.

La única pega que podemos ponerle por el momento es que se nota, y mucho, que la base es el juego de Wii, pues las animaciones han quedado muy anticuadas. Además, la diferencia de resolución entre los distintos modos es muy evidente, y resulta chocante pasar de jugar en en TV a portátil.

Xenoblade Chronicles Definitive Edition

Otro de los aspectos que destacan de Xenoblade Chronicles (y Xenoblade Chronicles: Definitive Edition) es su sistema de combate, muy diferente al de otros JRPG. Las batallas se desarrollan en tiempo real y contra enemigos que vemos en los escenarios (no son encuentros aleatorios vaya). El personaje que manejamos ataca de forma automática y nosotros debemos seleccionar las habilidades que tengamos asignadas, denominadas 'artes', y esperar a que se recarguen para volver a usarlas.

Esa es la base, y explicado así suena sencillo, pero lo cierto es que el sistema de combate de Xenoblade Chronicles va ganando complejidad a medida que pasan las horas, introduciendo nuevas mecánicas contínuamente hasta hasta alcanzar una increíble profundidad. 

Xenoblade Chronicles Definitive Edition

Entre los aspectos más importantes están el posicionamiento de nuestro personaje respecto al enemigo (determinadas artes hacen más daño por la espalda o el costado), la rabia (que hace que los enemigos centren la atención sobre un personaje concreto) y la habilidad para ver el futuro.

Gracias a la espada Monado Shulk tiene visiones sobre acontecimientos futuros, algo que es clave dentro de la trama... Pero también en los combates: en mitad una batalla, el protagonista puede ver acciones enemigas peligrosas antes de que sucedan, y de nosotros depende hacer todo lo posible para evitarlas o cambiarlas.

Xenoblade Chronicles Definitive Edition

Aquí es donde Xenoblade Chronicles: Definitive Edition introduce un gran número de pequeños cambios: el sistema de combate no ha cambiado, pero ahora la interfaz es más limpia y la información más detallada, logrando que aspectos como encadenar ataques sean infinitamente más fáciles.

Esto se aplica también al menú de inventario, por el que ahora es mucho más sencillo navegar (algo que resulta una auténtica bendición, teniendo en cuenta la cantidad de tiempo que pasamos equipando objetos), o incluso a las misiones secundarias, cuyos objetivos se marcan adecuadamente en el mapa para que no tengamos que dar más vueltas de las necesarias buscando puntos azules.

Xenoblade Chronicles Definitive Edition

Este es probablemente el aspecto que más revisión necesitaba, pues Xenoblade Chronicles: Definitive Edition pone ante nosotros una cantidad desorbitada de misiones secundarias, y la inmensa mayoría tienen objetivos como "recoge cinco objetos" o "derrota a tres enemigos". Y aunque como decimos la cosa ha mejorado, todo el proceso para aceptarlas sigue siendo bastante pesado.

Sobre la banda sonora poco podemos decir: en su día, el trabajo que realizaron Manami Kiyota, Yoko Shimomura y Yasunori Mitshuda fue fantástico, y todos los arreglos que incluye esta nueva versión para Nintendo Switch actualizan las canciones manteniendo su esencia inalterada. Como detalle, se ha incluido la posibilidad de cambiar en cualquier momento a la banda sonora original, así como alternar entre voces en inglés o japonés.

Xenoblade Chronicles Definitive Edition

Por el momento, todo apunta a que hace honor a su nombre y estamos ante la edición definitiva de Xenoblade Chronicles, la mejor forma de jugar a un título legendario. Muy pronto podréis leer nuestro análisis "definitivo", donde os hablaremos del resto de novedades que incluye.

Y además