Shadow of the Tomb Raider
Reportaje

Impresiones de Shadow of the Tomb Raider con Lara Croft

Por David Martínez
Hemos jugado a Shadow of the Tomb Raider y os ofrecemos un avance de la última aventura de Lara Croft. Un juego para PS4, Xbox One y PC ambientado en las junglas de Sudamérica, que saldrá a la venta el próximo 14 de septiembre y que cierra un ciclo de la arqueóloga más famosa de los videojuegos.

Shadow of the Tomb Raider se hizo palpable el pasado 15 de marzo, cuando por fin pudimos ver el primer tráiler del juego, con Lara Croft, la arqueóloga más famosa de los videojuegos enfrentándose a los peligros de la selva en Sudamérica. En aquel teaser ya se podían intuir algunos elementos clave de esta nueva entrega (la tercera desde el "reboot") como la importancia de un eclipse solar o que vamos a visitar pirámides y templos mayas, pero ahora lo hemos jugado y os ofrecemos nuestras impresiones. 

La presentación de Shadow of the Tomb Raider ha tenido lugar en un lugar privilegiado, The Welsh Chapel en el centro de Londres: un edificio del siglo XIX decorado para la ocasión, y en que, además del espíritu aventurero, lo más destacable era la presencia de puestos de juego para disfrutar de los primeros 45 minutos de esta aventura. 

Shadow of the Tomb Raider 5

Análisis de Tomb Raider Definitve Edition para PS4 y Xbox One

Antes de profundizar en los secretos de Shadow of the Tomb Raider, conviene aclarar cómo ha afectado el cambio de desarrollador. Los dos juegos anteriores Tomb Raider y Rise of the Tomb Raider, estaban desarrollados por Crystal Dynamics, pero en esta ocasión Lara "vuelve a casa" y el juego lo firma el estudio Eidos Montreal. Os adelantamos de que no hay motivo para preocuparse, nuestra impresión es que Shadow of the Tomb Raider conserva todas las virtudes de los juegos anteriores: el carisma y habilidades de Lara Croft, los escenarios detallados con zonas abiertas y un gameplay que combina a la perfección zonas de plataformas, combate, infiltración y puzles (también basados en la física). 

Shadow of the Tomb Raider 3

Análisis de Rise of the Tomb Raider para Xbox One

Ambos equipos han colaborado, a lo largo de tres años, para que esta tercera entrega mantenga el estupendo nivel de la saga actual. Y además hay que tener en cuenta que en esta ocasión el lanzamiento del juego no se encuentra empañado por otros detalles externos; ni se trata de un título transgeneracional como el primero (salió en PS3 y Xbox 360 y después en las consolas actuales) ni tiene exclusiva temporal, como Rise, que se lanzó en Xbox One unos meses antes que en PS4. Esta forma de trabajar permite sacarle el máximo partido al hardware... y ya os adelantamos que el juego se ve de escándalo. 

Lara Croft cierra el círculo

Hasta ahora hemos conocido a dos Laras diferentes. Por una parte, estaba la arqueóloga, rica heredera y aristócrata de los juegos originales, que dedicaba su vida a recorrer tumbas en busca de tesoros perdidos de la humanidad (y también de diferentes mitologías como la egipcia, china o nórdica). Pero con el "reboot" de la saga, tuvimos una nueva perspectiva: Lara era una joven superviviente, que se encontraba perdida en Yamatai, una isla misteriosa del mar de Japón y buscaba las reliquias de la diosa Himiko. 

Shadow of the Tomb Raider 8

En Rise of the Tomb Raider el personaje maduró. Ya no tenía los mismos problemas cuando se trataba de eliminar a un enemigo (un momento memorable que hay que agradecer a la guionista Rhianna Pratchett, que ya no está en el proyecto) y poco a poco se iba transformando de presa a depredador. Así lo vivimos en Siberia y en el prólogo del juego, en Siria.

Ahora la hija de Richard Croft completa su madurez, y se enfrenta a su aventura más compleja hasta la fecha, una que le llevará a Sudamérica. La estructura de Shadow of the Tomb Raider será similar a la del juego anterior. Tendremos una toma de contacto en Mexico, durante el día de los muertos (la demo que hemos podido jugar) pero el grueso del argumento se desarrollará en la jungla de Perú, alternando escenarios de naturaleza implacable con los templos precolombinos.

En cierto modo, tenemos la sensación de un regreso a los orígenes. Shadow of the Tomb Raider recupera la ambientación de los primeros niveles en el juego de 1996 (Eidos y Core Design) aunque han pasado más de veinte años desde aquella visita a la tumba de Qualopec y esta Lara sea mucho más real. De alguna manera es la pieza que faltaba para cerrar esta gran historia. 

Crítica de Tomb Raider con Alicia Vikander como Lara Croft

Y por si os lo estabais preguntando, en esta entrega también regresan dos elementos indispensables del personaje: el arco y el piolet, que se completan con un machete, esencial para movernos por la selva. 

El argumento de Shadow of the Tomb Raider

Shadow recoge el testigo allí donde lo dejó Rise (sin tener en cuenta el DLC Baba Yaga). Desde luego, Lara ya se puede considerar merecedora del apellido Croft, y ahora está centrada en conseguir un objetivo: encontrar a la Trinidad y resolver la muerte de su padre. Este arco argumental se entrelaza con uno, si cabe, aún más trascendente: el apocalipsis maya y el eclipse de sol que lo puede desencadenar. 

Shadow of the Tomb Raider 4

En general, la narrativa y la profundidad de los personajes nos ha parecido muy cuidada. Por supuesto que tendremos que ir de un lado para otro buscando reliquias (empezando por una llave ancestral en Cozumel), pero nuestra heroína no está sólo motivada por la venganza o la curiosidad arqueológica. Lara Croft es un personaje lleno de matices que en esta ocasión se enfrenta a un rival, el Doctor Dominguez, igualmente complejo. 

La fragilidad de nuestra aventurera, que fue uno de los elementos que más nos gustó en los juegos anteriores, se mantiene, pero ahora se oculta bajo una capa de experiencia y unas motivaciones muy claras. Los tres años de desarrollo que ha necesitado el juego se notan también en el guión.

La demo de Shadow of the Tomb Raider

Por fin nos podemos centrar en nuestras impresiones. Como ya hemos adelantado, se trataba de jugar los primeros 45 minutos de la aventura, en Cozumel (México) durante el día de los muertos. En estos primeros compases de la aventura nos reencontramos con mecánicas conocidas: un poco de sigilo -entre los callejones de un pueblo y en un cementerio- y por supuesto, las plataformas. 

Shadow of the Tomb Raider 2

Lara Croft y la Trinidad buscan una antigua llave (con forma de daga) que se encuentra en un templo subterráneo, y para alcanzar la entrada tuvimos que poner a prueba nuestras habilidades acrobáticas: el salto, trepar con el piolet, o balancearnos con la ayuda de cuerdas de escalada. Así, hasta alcanzar la entrada de una cueva, sobre unos acantilados y penetrar en un lugar más oscuro, casi tétrico. 

Una vez en las cuevas, nos esperaban las primeras trampas y puzles, con un ritmo de juego que fluye y que va creciendo con habilidades conocidas: como utilizar el arco para tender cuerdas entre los postes, o el piolet para romper las paredes más frágiles. La verdad es que esta primera tumba no entraña mucha dificultad, pero es un exponente perfecto para saber qué nos espera en el resto del juego.

Shadow of the Tomb Raider 10

Tras una huída desesperada y un breve tiroteo -que aún estaba por ajustar- Lara conseguía escapar con la llave de Chak Chel y enfrentarse a un momento muy emocionante. Sus propios actos son los desencadenantes de una maldición: un tsunami que arrasa el pueblo. Tanto en lo jugable como en la ejecución, esta ola gigante era lo mejor de la demo de Shadow of the Tomb Raider, y nos ha dejado con ganas de más.

En las junglas de Perú

El grueso de Shadow of the Tomb Raider tendrá lugar en la jungla. Es un entono orgánico, que tendremos que aprovechar en nuestro beneficio para hacerle frente a los miembros de la Trinidad. Nuestro objetivo será encontrar la Ciudad Oculta, y para ello tendremos que ser capaces de utilizar el escenario: para movernos, para cazar -con más importancia que en los juegos previos- y para obtener recursos. Y por supuesto, tendremos que sobrevivir y evitar los peligros naturales: caídas, arenas movedizas y fieras que nos acechan entre la maleza (que por algo nos encontramos en la tierra de los jaguares). 

Shadow of the Tomb Raider 6

Aunque se trata de entornos abiertos y naturales, hay que tener en cuenta que la luz del sol no atraviesa las copas de los árboles, y que la selva es un lugar oscuro y traicionero. Esta sensación incómoda y agobiante será todavía más patente cuando nos internemos en las tumbas. 

La cultura maya se reflejará en las clásicas pirámides truncadas (o zigurat), en la decoración de los templos y en elementos de la mitología, en particular los sacrificios humanos. Así se consigue que la decoración de los interiores sea más terrorífica (no hay que olvidar que el "reboot" de la saga se planteó en su momento como un "survival horror" aunque la idea no prosperó). Será mucho más impactante avanzar por los oscuros túneles, evitando trampas, si además contemplamos los cadáveres de aquellos que lo intentaron antes que Lara. 

Shadow of the Tomb Raider 11

Por otro lado, también aumentará la presencia de niveles acuáticos, siguiendo una tendencia que ya vimos en Rise. Hay que tener en cuenta que los cenotes (impresionantes afloramientos de agua dulce que se pueden encontrar en la Riviera Maya) tuvieron también su vinculación con el mundo sobrenatural, y el buceo en cuevas es una de las actividades que ha definido a los Tomb Raider desde su inicios. Serán niveles espectaculares, en que Lara tendrá que buscar depósitos de aire para respirar y esquivar a los animales peligrosos, como las anguilas.   

Y de nuevo, hay que hacer una mención especial a los fenómenos naturales. Sabemos que el eclipse solar y el tsunami tienen una enorme incidencia, tanto jugable como argumental, pero ¿qué otras catástrofes se interpondrán en el camino de nuestra aventurera? Según un antiguo jeroglífico, el dios de la creación Kukulkán desatará un terremoto, una tormenta y un volcán, antes de la muerte del sol. 

Shadow of the Tomb Raider 9

Mejoras técnicas

Como ya hemos adelantado, Shadow of the Tomb Raider es un juego muy sólido a nivel sonoro y visual.  Lara es más expresiva que nunca, y su forma de moverse entre la vegetación resulta muy natural. Por su parte, el comportamiento de los enemigos nos ha parecido muy inteligente, así como el reflejo de los instintos animales y su interacción con todo lo que les rodea.

En cada paso que damos, se nota la evolución desde los motores Crystal Engine y Foundation Engine, y cuando lo vemos en las versiones mejoradas en Xbox One X -y suponemos que en PS4 PRO- la verdad es que se convierte en un perfecto exponente del nivel al que ha llegado esta generación de máquinas. En nuestro caso, lo pudimos jugar en una estación de desarrollo de la consola más potente de Microsoft.

Shadow of the Tomb Raider 7

A medida que se acerque el lanzamiento de Shadow of the Tomb Raider, el próximo 14 de septiembre, os iremos adelantando más detalles sobre una de las aventuras más esperadas del año para PS4, PC y Xbox One. Todo indica que Lara Croft va a cerrar esta trilogía a lo grande... si es que el fin del mundo (según los mayas) no se lo impide.  

Y además