Claves para comprar un disco duro para tu PC
Aunque los discos SSD y el factor forma M.2 ofrecen un mayor rendimiento, un buen disco duro puede ser suficiente para la mayoría de las situaciones, con las ventajas de un menor coste y más capacidad de almacenamiento. Vamos echar un vistazo a las claves para saber qué disco duro comprar para vuestro PC.

El hardware de almacenamiento, más que nunca, se ha convertido en una pieza clave en cualquier PC o consola.

Los juegos y programas cada vez ocupan más. Títulos como Final Fantasy XV Windows Edition o Forza Motorsport 7 ya superan los 100 GB, y el tamaño va a seguir creciendo a medida que los gráficos 4K se conviertan en el estándar de la industria. Si compras un disco SSD de 250 GB, lo llenarás con un par de juegos de este tamaño.

Claves para comprar un disco duro para tu PC

Otra actividad moderna que no ocurría hace unos años es la grabación de vídeo en tiempo real. Cada vez más gamers graban gameplay de sus partidas, y luego lo editan para subirlo a YouTube, Twitch y similares. Si grabas vídeo con una gran calidad y 60 fps, o incluso a resolución 4K, apenas unos minutos de vídeo te ocupan unos cuantos gigas.

Es posible que los discos SSD y similares sean el futuro, pero aún no están preparados para sustituir por completo a un buen disco duro.

Los 10 mejores juegos de PC por menos de 10 euros

Diferencias entre discos SSD, M.2 y disco duro

Los discos SSD se han impuesto en los últimos años porque son unas tres veces más rápidos que los discos duros. Al carecer de partes moviles hacen menos ruido, se calientan menos, y son más eficientes. En este vídeo os resolvemos todas las dudas:

VIDEO

¿Qué es un SSD?

Desde un punto de vista más técnico, aquí podéis ver las diferencias en el hardware entre un disco duro y un disco SSD:

Caracteristicas de un disco duro HDD

  1. Tamaño: Varios TB
  2. Tiempo de Acceso: 5-7 ms
  3. Tiempo de respuesta I/O: 400 ms
  4. Operaciones de Entrada / Salida aleatorias: 400 io/sg
  5. Consumo: 5-15W
  6. Recursos de la CPU: 7%
  7. Ciclo de vida: Muchos años
  8. Precio: Bajo

Caracteristicas de un disco SSD

  1. Tamaño: hasta 1 TB
  2. Tiempo de Acceso: 0,1 ms
  3. Tiempo de respuesta I/O: 20 ms
  4. Operaciones de Entrada / Salida aleatorias: 6000 io/sg
  5. Consumo: 2-5W
  6. Recursos de la CPU: 1%
  7. Ciclo de vida: Algunos años
  8. Precio: Medio

Un disco SSD acede a los datos más rápido, los lee más rápido, consume menos, y necesita menos recursos de la CPU. Pero no todo son ventajas. Tienen un número limitado de escritura de datos (en los SSD modernos, varios TB), y con el tiempo se acaban degradando y hay que cambiarlos. Esto es importante si instalas y desinstalas muchos juegos de gran tamaño, o estás continuamente escribiendo en el disco, porque entonces en 1 o 2 años te tocará cambiarlo.

Claves para comprar un disco duro para tu PC

Además son más caros y ofrecen menos espacio que un disco duro. Por ejemplo, un disco SDD de 500 GB cuesta 119€, mientras que un disco externo de 4 TB es tuyo por 99€.  Ocho veces más espacio, por menos dinero.

Los nuevos discos M.2

Una variante de los discos SSD son los nuevos discos M.2, que se diferencian principalmente en la forma de conectarse a la placa base.

Claves para comprar un disco duro para tu PC

El nuevo factor forma M.2 es una revisión de los discos SSD en donde los chips de memoria flash NAND se colocan en una tarjeta que se conecta directamente a la placa base, y no necesita cables ni alimentación extra. Al ir conectados directamente a la placa a través del conector SATA III o PCIe, son más rápidos. Un disco M.2 puede alcanzar una velocidad de 3.5 GB/sg, pero son bastante más caros que los SSD y, por supuesto, los discos duros. Especialmente a partir de 500 GB.

¿Por qué me interesa comprar un disco duro?

Claves para comprar un disco duro para tu PC

Ahora que ya conocemos las ventajas y desventajas de las distintas opciones, es fácil identificar las situaciones en las que nos va a interesar comprar un disco duro.

  1. Nuestro presupuesto es ajustado y no podemos gastar mucho dinero
  2. Instalamos y desinstalamos muchos juegos de gran tamaño
  3. Grabamos muchos vídeos y otro contenido que ocupa mucho espacio
  4. Lo vamos a usar para hacer copias de seguridad
  5. Nos gusta dejar instalados muchos juegos en nuestro PC, para jugar a ellos al instante

En todos estos casos, es aconsejable optar por un disco duro para instalar los programas y juegos, porque ofrece una mayor capacidad y ciclo de vida que el SSD. Otra opción muy extendida es comprar un SSD barato y con poca capacidad solo para el sistema operativo (con un SSD de 120 GB sirve), y reservar el disco duro grande para los juegos, vídeos y programas potentes.

Vamos a repasar todas las claves para saber qué disco duro comprar para tu PC.

Disco SSD o memoria RAM: ¿qué mejora más el rendimiento de tu PC?

Aspectos a tener en cuenta al comprar un disco duro

No todos los discos duros son iguales. El tipo de disco duro que hay que comprar depende del uso que le vamos a dar.

Si vamos a instalar muchos juegos, necesitamos uno con gran capacidad. Si jugamos mucho nos interesa uno con buena velocidad de lectura. Si grabamos y editamos muchos vídeos, también debe tener un buen rendimiento en la escritura. Si estamos continuamente borrando e instalando programas o creando contenido, el disco debe tener una buena fiabilidad.

Por eso vamos a ver todas las claves para saber qué disco duro comprar para vuestro PC, y así tendréis los elementos necesarios para elegir, según vuestras necesidades.

Tipo de conexión

Claves para comprar un disco duro para tu PC

Los discos duros se conectan a la placa base del ordenador a través de diferentes conectores. En la actualidad el más usado es SATA III, que garantiza una velocidad máxima de 600 MB/sg (6 Gb/sg).  Para que un disco SATA III funcione a la máxima velocidad, el conector de la placa base también tiene que ser SATA III. Un disco duro SATA III se puede conectar a una placa con conectores SATA II o SATA, pero funcionará más lento.

Una conexión SATA II alcanza los 300 MB/sg (3 Gb/sg), y una SATA, sólo 150 MB/sg (1.5 Gb/sg).

Algunos discos duros antiguos aún usan las viejas conexiones ATA o PATA, o UltraDMA, pero tienen casi 20 años, así que no las encontraréis en discos nuevos.

Revoluciones por minuto

El disco duro funciona mediante una cabeza lectora que lee los datos que pasan frente a ella cuando el disco gira, así que lógicamente como más rápido gire el disco, más rápido puede leer o escribir. La velocidad de giro del disco se mide en revoluciones por minuto (RPM).

El problema es que como más rápido es este giro, más se calienta el disco, más ruido hace, y más inercia tiene, así que los tiempos de acceso suelen ser un poco mayores. Además, son más propensos a estropearse.

Claves para comprar un disco duro para tu PC

Existen discos con velocidades de giro de entre 4.200 y 15.000 rpm. Si no necesitáis mucha velocidad (por ejemplo si váis a usar el disco para copias de seguridad o aplicaciones de ofimática), comprad uno a 5.400 rpm. Si queréis cargar los juegos rápido y que las cargas en segundo plano no produzcan tirones u otros fallos en juegos de mundo abierto, debemos elegir uno a 7.200 rpm. No recomendamos ir más allá porque la fiablidad baja a 10.000 rpm. Si necesitas un disco a 10.000 rpm, entonces plantéate comprar un SDD.

Velocidad de lectura / escritura

La velocidad de lectura y escritura de un disco duro la fija el tipo de conexión y la velocidad a la que gira el disco. La velocidad de lectura siempre es bastante mayor que la de escritura.

En las especificaciones del disco siempre se suele indicar ambas velocidades, pero hay que tener en cuenta que son datos en condiciones óptimas, cuando se leen o escriben de forma secuencial, algo que no suele ocurrir. En la práctica la velocidad real es mucho menor que en las especificaciones. Aunque un disco sea SATA III y pueda leer a 600 MB/sg, en la práctica seguramente se quede entre 50 y 150 MB/sg.

Tiempo de acceso

Claves para comprar un disco duro para tu PC

Es el tiempo que tarda el disco en acceder a los datos, cuando recibe una petición. Se mide en milisegundos. No es un factor clave para comprar un disco duro hoy en día, pero como más bajo sea mejor.

Tamaño de caché

Como ocurre con la CPU, los discos duros poseen una memoria caché (o buffer) de pequeño tamaño y ultrarrápida que sirve para almacenar datos vitales muy usados, para que el disco duro acceda a ellos rápidamente. En condiciones normales la memoria caché solo afecta al rendimiento en momentos puntuales de máxima exigencia, así que no es un factor importante a la hora de elegir un disco duro para el PC. Pero en igualdad de condiciones, como más memoria caché mejor. Suele variar entre los 4 y los 64 MB. Algunas marcas lanzan un mismo modelo de disco con diferente cantidad de caché (se diferencian en una letra en el nombre).

Externo o Interno

disco duro USB

Mucha gente compra discos duros externos por comodidad, o porque acaban llenando rápidamente el disco interno que venía con el ordenador o la consola.

Las ventajas de los discos externos es que no requieren abrir el ordenador, puedes llevarlos de un PC a otro o guardarlos cuando no los necesitas, y no calientan el interior del ordenador.

Sin embargo, son un poco más caros que los internos, hacen más ruido, y son más lentos.

Si váis a usar un disco externo para gaming, comprobad que es USB 3.0 o superior. Y que vuestro PC acepta esa conexión, claro...

¿2,5 o 3,5 pulgadas?

Claves para comprar un disco duro

Hoy en día se venden más discos de 2,5 pulgadas, ya que los portátiles y Mini PCs han ido ganando terreno a los ordenadores de sobremesa. Y también se usan en las consolas. Aunque han mejorado mucho, los discos de 3.5 pulgadas suelen ser más rápidos y fiables, y tienen más capacidad. Pero también hacen más ruido.

Si tienes un PC de sobremesa, lo lógico es poner un disco duro de 3.5 pulgadas, pero nada te impide usar uno de 2.5 pulgadas si su rendimiento o precio te convence.

Tamaño del disco

Una de las primeras cosas que miramos cuando compramos un disco duro, es el tamaño de almacenamiento. Ya venden discos de hasta 16 TB. Si váis a instalar muchos juegos, lógicamente, como más grande mejor, pero tened en cuenta que los discos duros más grandes suelen ser también un poco más lentos.

Si váis a comprar un disco duro de gran capacidad, hay que plantearse la opción de optar por dos más pequeños. Los discos duros grandes se dividen en particiones así que no hay problema para obtener un buen rendimiento, pero si metéis todo en un único gran disco y se estropea, lo perdéis todo. Según el valor que le déis a su contenido, hay que valorar si compramos un disco grande o dos pequeños. En el segundo caso, comprobad que vuestra placa base no limita la velocidad de un segundo disco duro (algunas lo hacen).

Los discos duros de 3 TB o más, a buen precio en Amazon

Fiabilidad

Un aspecto importante de un disco duro es su fiablidad. Estos dispositivos tienen muchas partes moviles que giran a gran velocidad, y el fallo de hardware es más alto que en otras componentes del ordenador. Esto puede pasar tanto en los discos de marca blanca, como en las marcas de mayor prestigio. Pero para reducir el riesgo, recomendamos  comprar discos duros de marcas conocidas como Western Digital, Seagate, Toshiba, etc.

En la web Backblaze podéis ver estadísticas de fallos de casi todos los modelos de discos duros más populares.

Si queréis reducir el riesgo de fallo, instalad dos discos duros, o haced copias de seguridad en un disco externo, o en la nube.

Los códigos de colores

Claves para comprar un disco duro para tu PC

Algunas marcas utilizan colores para indicar el uso recomendado del disco. Por ejemplo, en el caso de Western Digital (WD) sus discos WD Blue tienen una elevada fiabilidad, y están pensados para el uso diario. WD Green ofrecen un bajo consumo pero suelen ser un poco más lentos. WD Black son discos rápidos de alto rendimiento, pero se calientan más. WD Red están pensado para NAS, ordenadores que funcionan las 24 horas del día.

Consumo, calor, vibración y ruido

Si el disco duro es para un portátil, merece la pena echar un vistazo al consumo del disco, que suele venir en las especificaciones, porque afecta a la autonomía de la batería. Ojo porque hay modelos similares con consumos muy diferentes. A mayor consumo, también aumenta el calor. 

Del mismo modo, si tu PC se calienta mucho o no tiene una buena refrigeración, considera comprar un disco más pequeño y con menos velocidad (RPM), que se calientan menos.

Datos que usan muchos las marcas, como el Límite de Carga de Trabajo (número de TB al año que puedes escribir) no son significativos, ya que en la práctica nunca se alcanzan, salvo en entornos profesionales.

RAID

Si váis a comprar más de un disco duro, la mayoría de las placas disponen de controladores para instalarlos en modo RAID. Existen diferentes modos, cada uno con una función diferente.

Por ejemplo RAID 0 trata a varios discos duros como uno solo, y suma sus velocidades de transferencia, acelerando la lectura de datos.

RAID 1 hace que un disco sea un espejo del otro (los datos están repetidos), así que si uno falla la información nunca se pierde (salvo que se estropeen los dos).

RAID 0+1 es una combinación de los dos anteriores, pero necesita al menos cuatro discos duros.

RAID 5 añade bits de paridad a los datos que aumenta la velocidad de transferencia, pero los datos ocupan más en el disco.

Son soluciones pensadas para entornos profesionales, pero si jugáis a juegos muy exigentes RAID 0 puede ser una solución para acelerar las cargas de datos.

Pese a que, como hemos visto, hay muchas cosas a considerar, los datos principales (tamaño, velocidad, fiabilidad) son fáciles de comprobar en las especificaciones. Ya tenéis todas las claves para comprar un disco duro para vuestro PC. Evaluad los pros y los contras de cada una... ¡y feliz compra!

Y además