Plants vs Zombies: Battle for Neighborville
Análisis

Análisis de Plants vs Zombies: Battle for Neighborville

Por Alejandro Alcolea Huertos

Versión comentada: Xbox One

Hemos estado arrancando plantas y devolviendo muertos vivientes a la tumba para traeros nuestro análisis de Plants vs Zombies: Battle for Neighborville, la nueva entrega de la saga de Electronic Arts que vuelve a apostar por un hero shooter directo y divertido, ideal para acercar el género a los pequeños de la casa.

Electronic Arts y PopCap Games han necesitado tres años y medio, los que han pasado desde el lanzamiento de Garden Warfare 2, para lanzar una nueva entrega de Plants vs Zombies. La compañía ha abandonado el título de ''Garden Warfare'' para adentrarse en una nueva entrega que no difiere mucho de la anterior, pero que expande los sistemas de juego con más personajes y modos.

La saga Garden Warfare fue una gran forma de acercar los shooters competitivos a los pequeños de la casa. De una forma inteligente, PopCap supo crear una mezcla entre lo que hoy denominaríamos como un ''hero shooter'' (por aquello de los diferentes personajes con habilidades únicas) y un Battlefield para que los más peques no tuvieran envidia de los adultos y sus Battlefields o CoD.

Si queréis un monitor 4K para jugar, este de Samsung es de los mejores por menos de 250 euros

Además de un estilo gráfico muy interesante, los diferentes personajes y modos competitivos y cooperativos que funcionaban de maravilla, EA supo dotar al juego de un humor que encajaba genial con ese universo y un sistema de juego que podía picar a cualquier jugador.

Ahora, tras la presentación  del juego hace mes y medio y el lanzamiento de la versión para fundadores, ya tenemos aquí la versión definitiva. A continuación, os contaremos nuestra opinión en el análisis de Plants vs Zombies: Battle for Neighborville.

Más personajes y un 'Patio de juego' enorme

Igual que en la entrega anterior, el centro de la experiencia de Plants vs Zombies: Battle for Neighborville es el patio de juego. Se trata de una enorme interfaz desde la que el jugador elige el modo de juego que desea, y no solo es algo que esté bien pensado, sino que ayuda a formar pandillas antes de cada pelea, a personalizar nuestro personaje y a familiarizarnos con él.

Empecemos por esto último. Como sabéis, hay dos facciones, la de las plantas y la de los zombis, y la buena noticia es que se amplía el número de personajes en cada bando, tanto por los nuevos como por la cantidad de personajes editados con características diferentes que podemos tener.

Análisis de Plants vs Zombies: Battle for Neighborville

Contamos con 10 personajes por equipo distribuidos en clases (ataque, defensa y apoyo) que presentan novedades respecto a los de Garden Warfare 2. Por ejemplo, ahora todos los personajes pueden correr, algunas habilidades se han cambiado y otras se han modificado para garantizar un mayor equilibrio entre los dos bandos.

¿Es esencial cumplir nuestro rol en el campo de batalla? No, en los modos cooperativos, casi sí en los modos multijugador. En esencia, estamos ante un hero shooter, y aunque el juego no limita que pueda haber varios héroes iguales por partida, ya que casi todos los personajes son poderosos contra todos los demás, sí es necesario cierto grado de cooperación.

Análisis de Plants vs Zombies: Battle for Neighborville

Por ejemplo, si  estamos con Mazorca, que dispara ráfagas de maíz, no tenemos que preocuparnos por nadie, pero si somos Pomelo, aunque podemos ir a nuestra bola, es interesante aliarnos con otro personaje para utilizar nuestro escudo y dar algo de protección al compañero.

En las partidas se ve de todo, desde lobos solitarios hasta equipos que van cohesionados, y aunque no hace falta hablar por micro, se nota qué equipo está... bueno, jugando en equipo para intentar ganar, aunque eso ya depende de la puntería y el qué habilidades elegir de entre las tres disponibles en cada momento.

Antes de entrar a analizar los modos de Plants vs Zombies: Battle for Neighborville, debemos decir que en este patio de juego, uno por facción, hay zonas en las que gastar el dinero, virtual y físico, en elementos cosméticos para personalizar a nuestro personaje, tenemos un campo de tiro y una zona central con enemigos en la que practicar las habilidades de los héroes y, además, una zona de personalización de habilidades.

Análisis de Plants vs Zombies: Battle for Neighborville

Cada uno de los personajes puede llegar al nivel 7 de personaje, y esto nos permite desbloquear ciertas ventajas para dicho personaje en forma de puntos pasivos que se activan cuando hacemos acciones concretas (más daño cuando queda poca vida, por ejemplo). Cada personaje tiene tres ranuras de personalización, por lo que, si nos gusta mucho Girasol, podemos tener tres girasoles diferentes, tanto por las habilidades pasivas como por la personalización.

Lo más importante es que desde este patio de juegos accedemos a los diferentes modos a través del clásico portal, y vamos a empezar hablando del modo para un jugador.

Análisis de Plants vs Zombies: Battle for Neighborville

Modo campaña para un jugador que nos picará durante unas cuantas horas

Básicamente, en Plants vs Zombies: Battle for Neighborville nos encontramos los mismos modos de juego que en Garden Warfare 2: modos multijugador, horda y campaña, aunque todos están renovados y tienen ciertos matices. Si no nos gusta el competitivo, tenemos para elegir el modo campaña y las hordas.

Como decimos, hay una zona en el propio Patio (Parque Mareante) que sirve para practicar el combate. Ahí podemos estar tanto solos como con otros jugadores, algo que podemos editar desde las opciones de privacidad. 

Sin embargo, para jugar nosotros solos tenemos Centro y Colinas Soleadas para las plantas, así como Bosque Extraño y... Centro, pero cumpliendo objetivos propios, en el lado de los zombis. Son dos modos en los que, básicamente, tenemos que encontrarnos con ciertos personajes para cumplir objetivos.

Los escenarios son grandes y tenemos varias misiones disponibles, así como coleccionables y la posibilidad de conseguir monedas e insignias para comprar elementos y, si lo hacemos bien, ganar elementos estéticos únicos para nuestros personajes.

Son modos que, en ciertos momentos, dan la sensación de ser ''obligatorios'' para que no sea un juego solo online, pero lo cierto es que están bien pensados, divierten y se nota que en PopCap se han tomado su tiempo escribiendo a los personajes principales, cada uno con su personalidad y líneas de texto cargadas de humor.

Análisis de Plants vs Zombies: Battle for Neighborville

Por otro lado, si queremos luchar contra la máquina, pero acompañados, podemos hacerlo a pantalla partida (en todos los modos, por fin, cuentan con pantalla partida) o en el modo horda para hasta cuatro jugadores. Ya había hordas en Garden Warfare 2, pero aquí son diferentes porque ya no son ilimitadas.

Nos trasladamos a un mapa concreto y, entre cuatro jugadores, debemos defender un punto. Es la mecánica tower defense clásica de la saga: hay una estructura que las hordas no deben tocar, hay diferentes tipos de enemigos por horda, jefazos y retos que aparecen de vez en cuando.

Es un modo sencillote que, la verdad, nos va a ''picar'' sobremanera porque cada partida la acabamos con unas 60-70 bajas, por lo que estamos todo el rato matando y subiendo de nivel a los personajes.

La ''chicha'' está en el multijugador 

Ahora bien, está claro que donde más tiempo pasarán algunos jugadores es en los modos competitivos, y aquí tenemos, de momento, tres modos. El primero es el más clásico, el ''Derrotar por equipos'' de toda la vida. Se trata de modos 8 contra 8 en el que tenemos que alcanzar la puntuación de 50 para ganar.

Uno muy interesante es ''Arena de Batallas'', un modo de 4 contra 4 en el que las rondas son eliminatorias. En cada una de las rondas se quedan fuera los personajes elegidos, lo que nos obliga a pasar de uno a otro en un modo que es divertido y desafiante, ya que nos invita a cambiar el ''chip'' para controlar a otros personajes sin perder efectividad.

El que más me gusta, y el que mejor funciona, es el de ''Absorción de territorios''. Se trata del modo estrella de Plants vs Zombies: Battle for Neighborville, un modo para 24 jugadores en un mapa que va cambiando. Es, para comparar, el modo conquista de Battlefield, pero con plantas y muertos vivientes. El equipo atacante debe avanzar y el defensor debe impedirlo.

Es dinámico, divertido, rápido y, como en las hordas, todo el rato estamos haciendo algo. Una cosa que me gusta mucho de la saga es que cualquier tipo de jugador puede sentirse útil en el juego. Es fácil matar para cualquier perfil, y será complicado ver rachas de jugadores de 15 a 0, ya que también es fácil morir.

Análisis de Plants vs Zombies: Battle for Neighborville

Claro, la habilidad se nota y depende más de la inteligencia al moverse y de cómo usar las habilidades que de la puntería, pero es una mecánica para que todo el mundo se sienta bien dentro de la partida, y teniendo en cuenta que es un shooter que pueden jugar los más peques de la casa, es una medida fantástica.

Además, y este es el punto fuerte y diferenciador de esta entrega, es que mientras Garden Warfare era un título ''cerrado'', Plants vs Zombies: Battle for Neighborville es un juego como servicio, y hay un evento semanal que va cambiando. Por ejemplo, en la semana de lanzamiento tenemos ''Operaciones aleatorias'', que básicamente es el modo horda de cuatro contra la máquina en la que jugamos con personajes aleatorios.Otra sermana podrá ser un evento multiplayer... o lo que se le ocurra a EA.

Análisis de Plants vs Zombies: Battle for Neighborville

Frostbite le sienta como anillo al dedo

Plants vs Zombies: Battle for Neighborville rinde de maravilla. El análisis lo hemos realizado en Xbox One X y no hemos encontrado ningún problema, así como tampoco la presencia de bugs que incomoden demasiado (aunque alguno hay, como personajes que salen volando sin motivo).

En todo momento se mantiene la tasa de frames por segundo, y en lo visual no tenemos ningún tipo de queja. El salto a consolas domésticas y PC sentó genial a una saga con un estilo artístico muy definido, y en Plants vs Zombies: Battle for Neighborville vemos personajes más detallados que nunca.

Análisis de Plants vs Zombies: Battle for Neighborville

Todos cuentan con unas animaciones divertidas, los efectos de las explosiones son llamativos, hay muchos personajes en pantalla sin que el rendimiento se resienta y los personajes están muy detallados, lo que ayuda a que tengan ese ''carisma'' propio de la saga.

Sin embargo, todo lo que el motor brilla en los personajes, lo pierde en los escenarios. Son vistosos, sí, pero un poco de cartón piedra, demasiado rígidos y a nivel visual están un pelín por debajo de los personajes. En el modo multijugador esto es algo que importa menos, pero en la campaña sís e ven más los defectos.

Análisis de Plants vs Zombies: Battle for Neighborville

Por lo demás, no tenemos voces en castellano (ni las necesitamos, porque son balbuceos) y la traducción de textos es, simplemente, magistral. Las líneas tienen un gran sentido del humor y en algún momento nos arrancan una sonrisa. La música, por su parte, es la típica de estas entregas, alegre tanto para las plantas como para los zombis (con melodías algo más lúgubres) y ayuda a meternos en faena.

Análisis de Plants vs Zombies: Battle for Neighborville

Divertido, directo y con la profundidad que necesitaba

Llegamos al final del análisis de Plants vs Zombies: Battle for Neighborville con una idea clara: el juego amplía lo visto en la saga hasta ahora y da un giro de tuerca a ciertas mecánicas, todo un acierto para hacerlo más divertido y directo sin perder la seña de identidad de la franquicia.

Seamos el tipo de jugador que seamos, vamos a encontrar una actividad para nosotros, desde un modo conquista al más puro estilo Battlefield con muchísimos jugadores en pantalla hasta los modos cooperativos o competitivos más modestos, con mapas pequeños y con los jugadores más ''concentrados'' para que no haya demasiados tiempos muertos entre que estamos matando y volvemos a  la batalla tras caer en  ella.

Análisis de Plants vs Zombies: Battle for Neighborville

Es cierto que los escenarios de la campaña se sienten algo vacíos entre misión y misión, pero cuando llegamos al objetivo para iniciar el nuevo encargo, lo cierto es que casi todo el rato estamos disparando o en fases de plataformas.

También echo en falta poder cambiar de personaje dentro de cada partida, y no solo en la sala principal, ya que pese a las mecánicas de hero shooter, no es tan ''cerrado'' como otros del género y podríamos hacer un par de rondas en cualquier modo con un personaje y cambiar a otro si nos cansamos.

Análisis de Plants vs Zombies: Battle for Neighborville

Pero, al final, esas son mis principales críticas a Plants vs Zombies: Battle for Neighborville ya que, por lo demás, tenemos un juego que nos va a dar muchísimas horas de acción directa, que ha sabido escuchar a la comunidad y que nos plantea batallas más grandes tanto para un jugador como para varios en los modos online, nuevos personajes y detalles como la personalización o tener tres perfiles por personaje que aportan profundidad y variedad.

El lanzamiento en forma de ''acceso anticipado'' fue un movimiento extraño, pero el juego llega pulido y con variedad de contenido. Es el momento de continuar con la antológica lucha entre Plantas y Zombis.

Valoración

Es un gran shooter para los pequeños de la casa, pero también un juego que nos dará muchas horas de diversión a los experimentados en shooters en primera y tercera persona. Es directo, divertido, hay muchas cosas que desbloquear y, los nuevos personajes y modos son un gran añadido.

Hobby

83

Muy bueno

Lo mejor

Pantalla partida en todos los modos. Divertido y directo. Buen diseño de personajes y un modo de 24 jugadores para jugar muchas horas.

Lo peor

No poder cambiar de personaje en cada partida. No es un gran cambio frente a Garden Warfare 2. Los escenarios no brillan al nivel de los personajes.

Y además