Ir al contenido principal
Bienvenidos a Zombieland
Análisis

Crítica de Bienvenidos a Zombieland, la película original

Los apocalipsis zombies nunca volvieron a ser lo mismo tras Bienvenidos a Zombieland. Disfruta de nuestra crítica retro de la película protagonizada por Jesse Eisenberg, Woody Harrelson, Emma Stone y Abigail Breslin.

La llegada de Zombieland: Mata y remata nos ha hecho reparar de que... ¡en Hobbyconsolas no teníamos reseña de Bienvenidos a Zombieland! Por suerte, teníamos abrochados los cinturones de seguridad y podemos hacer una retrocrítica de la película hablando, no solo de ella, sino del impacto que ha tenido en el género de películas y series de zombies.

De momento nos toca retroceder hasta 2009, antes de que el género zombie viviera un nuevo repunte de popularidad gracias a la serie de AMC The Walking Dead, basada en los cómics homónimos de Robert Kirkman. El género zombie siempre ha estado asociado al cine de terror con películas muy estereotipadas en las que generalmente gente joven escapaba aterrada ante una manada de zombies descerebrados (y generalmente lentísimos) que buscaban darse un festín con sus seseras.

Hazte con la edición steelbook de Bienvenidos a Zombieland en Blu-ray. No trae un Twinkie, pero mola igualmente

Ruben Fleischer cogió un guión de Paul Wernick y Rhett Reese y cambió la forma en que se podía ver a los zombies y las películas de zombies, otorgándose un tono a Bienvenidos a Zombieland más parecido al que podríamos encontrar en un videojuego, donde en gran parte todo es cachondeo. Un sandbox donde podemos matar cientos de zombies de la manera más creativa posible.

Rumbo a Pacific Playland

Bienvenidos a Zombieland gasta buena parte de su metraje (unos 88 minutos) a la presentación de los personajes principales. En otro tipo de película, estas presentaciones podrían antojarse tediosas, pero Fleischer combina la acción del presente con los flashback al pasado de los protagonistas de forma que no se haga pesada la fase de presentaciones.

Bienvenidos a Zombieland

Por lo demás, Bienvenidos a Zombieland no es una película que pretenda ni quiera innovar en el planteamiento. Sus tintes de road movie son muy comunes a otras películas apocalípticas o más concretamente al subgénero de películas de zombies. Estamos en tal sitio y tenemos que ir a tal otro sitio, en el camino sinuoso nos encontraremos tantos problemas a superar. El objetivo del grupo es el parque de atracciones Pacific Playland, en Los Ángeles, que probablemente sería el último lugar que se nos ocurriría a la mayoría de ir.

Un grupo singular...

El cuarteto protagonista no tiene desperdicio. Vamos a centrarnos en los tres primeros, porque uno merece mención aparte. Jesse Eisenberg interpreta a Columbus, un friki bastante estereotipado y neurótico obsesionado con una serie de reglas que ha ido estableciendo para sobrevivir en Zombieland. Se trata de un personaje muy diferente al que interpretaría posteriormente como Mark Zuckelberg en La Red Social y mucho antes de convertirse en Lex Luthor en Batman v Superman: El amanecer de la justicia.

Emma Stone

Emma Stone (Birdman, La La Land) tenía poco recorrido en la gran pantalla cuando se convirtió en Wichita, una amiga de lo ajeno que ya apuntaba maneras antes de que los zombies convirtieran el mundo en una letrina gigante. Y su compinche Little Rock, interpretada por Abigail Breslin, que pasó de la dulce niñita de Pequeña Miss Sunshine a ser una mentirosa profesional y gancho de Wichita en su papel como Little Rock.

Huelga decir que la química entre los actores es inmejorable y hace que la película funcione como un reloj suizo bien ajustado, pero, como decimos, hay un personaje que merece una mención aparte.

... y luego está Tallahassee

La Historia del cine ha dejado a su paso una buena cantidad de personajes zumbados entrañables y con un carisma rompedor. En 2009, el personaje de Tallahassee de Woody Harrelson (Han Solo: Una historia de Star Wars, Tres anuncios en las afueras) se unió sin duda a este selecto grupo. Si Bienvenidos a Zombieland ya de por si goza de un ritmo y un gamberrismo encomiable, la aportación de Harrelson a cada escena en la que participa es impagable. Y además tiene su momento tierno que humaniza al personaje.

Woody Harrelson

Totalmente ido de la olla, el personaje de Tallahassee vive obsesionado con encontrar el último Twinkie sin caducar del planeta. Los asaltos a gasolineras, supermercados y cualquier lugar donde se pudieran comercializar estos bizcochitos de crema son el caldo de cultivo perfecto para que Tallahassee de rienda suelta a su creatividad destructiva. Pero la forma en que se afronta la muerte y los "asesinatos" en la película no hicieron mucha gracia en algunos círculos de espectadores, pero ya sabéis nuestra opinión general sobre el tema del "ofendidismo".

Woody Harrelson se marca un gran papel en Bienvenidos a Zombieland, y es difícil no verlo en otras producciones en las que puede hacer de personaje con cierto nivel de desequilibrio y no ver reminiscencias del personaje de Tallahassee, pero no olvidemos que este señor también se puede currar papelazos como el que tuvo en la primera temporada de True Detective.

Zombieland para siempre

Bienvenidos a Zombieland marcó un antes y un después en las películas de zombies. Se acabó el huir con la familia asustadiza para que los zombies no nos cojan. El no hacer ruido para que no se note nuestra presencia y el "qué desgraciados somos los que hemos sobrevivido". Se trata de una película gamberra, para ver cuando tienes ganas de pasar una hora y media de risas y desconectar del mundo. Es una película precursora de otras cintas como Los muertos no mueren, que también afrontan con humor la "seriedad" de un apocalipsis zombie. También hay que decir que los zombies que vemos en Bienvenidos a Zombieland no son ni de lejos tan peligrosos como los que se ven en otras producciones, lo que resta cierto potencial a la película, que solamente les ve como un peligro real en su tramo final.

Y hablando de la película de Bill Murray, el actor de Los Cazafantasmas tiene un divertidísimo cameo en la película que no podemos olvidar. Los cameos de este hombre son casi siempre para enmarcar. Si buscas sobriedad, y una película agónica de escapismo zombie, Bienvenidos a Zombieland no es la película que buscas.

Si quieres sentirte como si estuvieras en el modo zombie de cualquier juego o en una buena partida de Left 4 Dead, a lo que, de hecho, invita su banda sonora, Bienvenidos a Zombieland SÍ es tu película. Coge tu arsenal, coge el coche más basto que encuentres, y por dios, coge una caja de Twinkies antes de ponerte en carretera.

Valoración

Una película de zombies diferente, que rompe con el esquema de huir desesperados y del "pobrecicos de nosotros" y convierte a los protagonistas en Matazombies de la semana. El ritmo y el tono hicieron de Bienvenidos a Zombieland una película única, a pesar de su frivolización de las muertes que no gustó a todos.

Hobby

81

Muy bueno

Lo mejor

La tremenda química entre los protagonistas, el cameo de Bill Murray y la inmejorable interpretación de Woody Harrelson como Tallahassee.

Lo peor

Al tratar la muerte de una manera bastante supeflua, algunos sectores del público no se sintieron cómodos. La peligrosidad de los zombies es escasa.

Y además