Ir al contenido principal
La maldición de Lake Manor
Análisis

Crítica de La maldición de Lake manor, la nueva película de terror llegada desde Italia

Hemos estado viendo La maldición de Lake Manor, la película italiana de Roberto de Feo que llega este viernes a los cines españoles. Os contamos qué nos ha parecido esta producción de terror en nuestra crítica.

Cuando uno escucha el título de La maldición de Lake Manor, automáticamente su mente se va a la serie antológica de Netflix de La maldición de Hill House y La maldición de Bly Manor. Sin embargo este filme italiano no tiene nada que ver con las series de Mike Flanagan, y como veremos más adelante, poco  o nada de mansión encantada vamos a encontrar.

Roberto De Feo, un nombre conocido en el mundillo del cine de terror italiano, se pone detrás de las cámaras en La maldición de Lake Manor, cuyo título original es Il nido (El nido). Si nos preguntáis por qué ha recibido un título en castellano tan parecido al de las series mencionadas anteriormente, ni idea, pero ahí está.

No queremos entreteneros demasiado. Hoy en HobbyConsolas, os traemos nuestra crítica de La maldición de Lake Manor, una cinta de terror que os asustará, pero probablemente no en el sentido que deseabais.

Si no has visto cine de terror en los últimos 50 años, esta es tu peli

Somos conscientes de que realizar cine de terror en la actualidad es un trabajo complicado, especialmente cuando tratas de realizar películas "inteligentes" donde pretendes que el espectador vaya descubriendo cosas por sí mismo. El género es reinventa ocasionalmente con algunas producciones deliciosas como Expediente Warren o películas de terror psicológico, pero el cine de corte más tradicional adolece actualmente de una capacidad de sorprender al espectador que es lo que le da caché al género.

Date de alta en Disney+

Disney+ sigue estrenando novedades, como su canal STAR. Si te das de alta en la suscripción anuales, ahorrarás el equivalente a dos meses con respecto a la suscripción mensual.

Viendo La maldición de Lake Manor nos hemos encontrado numerosos recursos de lo más clásicos dentro del género. Algunos de estos recursos incluso llegan a funcionar medianamente bien, pero no están para nada adaptados al público actual, por lo que su valor de impacto en el público es prácticamente nulo y hace que algunas partes del guion escrito por Roberto De Feo, Lucia Besana, Margherita Ferri y el no acreditado David Bellini se nos antoje lento, pesado y sin fuerza, incluso metiendo escenas que dan la sensación de estar más pensadas para el relleno que para aportar algo realmente a la narrativa.

Nadie se esperaba ese giro de guion.... o si, todos

Como hemos dicho, si has visto algo de cine de terror en los últimos 50 años, la trama de La maldición de Lake Manor te va a parecer tremendamente predecible. Aunque la película cumple con sus recursos a la hora de hacer fluir la historia hacia cierto punto de inflexión, la situación es tan abrumadoramente predecible que roza lo ridículo. Pretende ser una historia donde poco a poco vayamos descubriendo las motivaciones de los protagonistas, que son para echarles de comer aparte, y lo hace, pero con tanta torpeza que lo que pudiera pretender dar angustia o miedo al final se convierte en un "ah, vale".

La maldición de Lake Manor

La historia gira en torno a Samuel (Justin Korovkin) y Elena, su sobreprotectora madre interpretada por Francesca Cavallin. Toda la familia y el servicio de esta finca parecen respetar una serie de reglas con tal de hacer que la vida de Samuel sea feliz y plena. Sin embargo tienen la sutileza de un ladrón con un pijama de cascabeles. Y realmente, no hay nada en la trama, incluso en sus tramos finales, que lleven al espectador a comprender por qué todos aceptan tan dócilmente algunas situaciones sin rechistar.

Reparto correcto, pero nada empático ni sorprendente

Viendo que la trama de La mansión de Lake Manor no es el plato fuerte de la película, y que la fotografía y la música son bastante funcionales, nuestra última esperanza reside en el reparto. Es un elenco bastante cerrado donde lo más interesante es la interpretación de Justin Korovkin como Samuel, un chico en silla de ruedas que ha sido criado en una absoluta burbuja. Y con todo, su interpretación es correcta, pero no brillante, algo que probablemente se deba a que tampoco tenía unos compañeros que le impulsaran.

La maldición de Lake Manor

Entre que el ritmo de las escenas es lento, y que las interpretaciones parecen un ensayo previo a una representación teatral, nos hemos llevado un buen chasco con La maldición de Lake Manor. Estamos hablando de 2 horas y 45 minutos donde las cosas más interesantes las cortan, y después te dejan un plano exageradamente largo de un personaje mirando al infinito.

Como cine de autor, muy personal, muy íntima para un grupo muy específico de público que pudiera haber vivido en un búnker desde antes de la invención del cine, puede que La maldición de Lake Manor sea la panacea. Para nosotros, se trata de una película floja, que por mucho que lo intenta no tiene la capacidad para cubrir los requisitos mínimos del cine de terror y de suspense actual. No podemos evitar la sensación cuando hemos terminado de ver la película de evocar la escena de Parque Jurásico con John Hammond diciendo "Si, bueno. ¿Quién tiene hambre?".

Valoración

La maldición de Lake House llega desde Italia como una apuesta atrevida de terror que se queda en un intento de alcanzar las cotas por las que otras historias ya pasaron hace mucho tiempo. Buena interpretación de Justin Korovkin entre un reparto sin encanto especial.

Hobby

50

Regular

Lo mejor

La interpretación de Justin Korovkin como Samuel.

Lo peor

Es una película tremendamente predecible. Trata de sorprender con mecanismos trillados a más no poder. Lenta y con poco carisma en su reparto. 

Y además