Crítica de la serie El nombre de la rosa, la nueva adaptación de la novela de Umberto Eco

El nombre de la rosa
Crítica de la serie El nombre de la rosa, la nueva adaptación de la novela de Umberto Eco, emitida en TVE a lo largo de abril. Ya disponible en TVE a la carta.

Ahora que empiezan a aliviarse las medidas de confinamiento, es bueno tener alternativas entre paseo y paseo. Pocos libros de su género podemos recomendaros mejores que "El nombre de la rosa" del maestro Umberto Eco, que tuvo una exitosísima traslación cinematográfica de la mano de otro genio, Jean-Jacques Annaud, en 1986 con Sean Connery en el rol de William von Baskerville y un jovencito Christian Slater como Adso da Melk.

En el caso que nos ocupa, son John Turturro y Damian Hardung quienes se hacen cargo de los roles protagonistas en la serie de El nombre de la rosa.

Os refrescamos la sinopsis para que os pongáis en antecedentes: la ficción nos hace viajar a 1327, momento en el que un brillante fraile franciscano británico, William de Baskerville, es enviado por el Emperador de Roma a una aislada abadía en el norte de Italia para asistir a una esencial y dramática cumbre.

Hay un duro enfrentamiento entre el Emperador y el Papa que refleja la feroz guerra ideológica en la religión cristiana: ¿necesita la Iglesia ser pobre, imitar la vida de Cristo o por el contrario necesita riqueza y poder para reinar sobre el mundo occidental?

VIDEO

Tráiler de El nombre de la rosa, la serie protagonizada por John Turturro

William acude con un adolescente noble y entusiasta, Adso, que aspira a convertirse en monje aunque su familia quiere que sea un soldado. Tan pronto como los dos llegan a la abadía entran en un aterrador e inesperado mundo.

La abadía oculta la biblioteca más grande de la época medieval; un inmenso laberinto de trampas, emboscadas en áreas secretas, y pasadizos inaccesibles.

Mientras William y Adso descubren que hay un retorcido asesino haciendo de las suyas en esta cerrada comunidad, el Abad pide a William que investigue y le ayude a atraparlo antes de la cumbre.

William y Adso atravesarán las puertas prohibidas de la biblioteca y accederán a un laberinto donde pondrán en riesgo su cordura y su vida. Durante los siete días y siete noches que pasarán en ese lugar maldito habrá asesinatos, fantasmas y profundos misterios.

Con el asesino en serie aún suelto, se enfrentarán a una carrera contrarreloj para frenar la sangría de muertes y salvar la abadía.

Prueba Amazon Prime Video gratis durante un mes

Prueba Amazon Prime Video gratis durante un mes

El servicio de series y películas en streaming de Amazon te da la oportunidad de probarlo totalmente gratis durante 30 días.

Date de alta gratis

¿Cuáles son las fortalezas de completan el reparto principal de esta producción dirigida por Giacomo Battiato? El hecho de contar con un reparto internacional es sin duda una de ellas, así como el esfuerzo consagrado a la credibilidad histórica de la trama.

Entre las caras más conocidas que encontraréis en el reparto principal de la serie de El nombre de la rosa puede que os sorprenda ver a Rupert Everett, Michael Emerson (sí, Ben Linus en Perdidos) y Sebastian Koch como Bernardo Gui, el abad Abbassano da Fossanova y el barón de Neurenberg respectivamente.

VIDEO

Top 10 de los personajes odiosos de series de TV

En el lado de los peros, la irregular fotografía: mientras que las secuencias interiores sí que consiguen trasladarnos la atmósfera de misterio e intrigas que necesita la trama para avanzar, los exteriores, excesivamente iluminados e impropiamente exuberantes, nos sacan de ese viaje a las entrañas del monasterio. 

En cierta forma, es como si le faltara textura, suciedad y plasticidad a las localizaciones externas, demasiado perfectas e idílicas.

Esa misma irregularidad es también achacable a la calidad de las interpretaciones: mientras parte del cuerpo actoral se muestra contenido de forma muy atinada, otros hacen que sus declamaciones resulten en exceso teatrales, restándole verosimiltud a la pasajes concretos de la narración.

Por suerte, a medida que la serie avanza, va ganando algo de intensidad y cogiendo ritmo. Puede que en su conjunto no resulte tan espectacular como cabría esperar pero sí que compone ciertas estampas que son de las que se quedan grabadas en la retina. Para muestra, un botón:

El nombre de la rosa

Muy por debajo de la película, no pasará por ser la más perfecta adaptación de una obra sobresaliente pero, en fin, El nombre de la rosa tiene suficiente atractivo como para que podamos recomendárosla con el matiz de que tengáis en cuenta que tendréis que echarle algo de paciencia y perdonarle algunos excesos para llegar al meollo de la cuestión...

Esta ambiciosa coproducción italogermana consta de ocho episodios de unos 45 minutos de duración que están a vuestra disposición en TVE a la carta. Buen provecho si os animáis a catarla.

FlechaIcono de flecha

VALORACIÓN:

Luces y sombras en la nueva adaptación televisiva de El nombre de la rosa: intenta ser más fiel a la época pero pierde parte del encanto de la novela de misterio al no lograr una atmósfera satisfactoria.
FlechaIcono de flecha

LO MEJOR:

El ambicioso diseño de producción y algunos fichajes estrella del reparto, que funcionan de maravilla en sus roles.
FlechaIcono de flecha

LO PEOR:

La atmósfera no está nada conseguida: falta oscuridad, suciedad y una ambientación misteriosa para hacer honor a lo que te hace sentir la novela.
Hobby

68

Aceptable

Y además

El nombre de la rosa (Serie TV)

Argumento:

El nombre de la rosa (The Name of the Rose) es una serie de misterio basada en la famosa novela de Umberto Eco. En 1327, un brillante fraile franciscano británico,William de Baskerville (John Turturro),es enviado por el Emperador de Roma a una aislada abadía en el norte de Italia para asistir a una esencial y dramática cumbre. Hay un duro en...