Susurros del corazón
¡Es hora de dejar volar la imaginación! Crítica de la película de anime de Ghibli Studio lanzada en 1995 llamada Susurros del corazón (Mimi wo sumaseba), primer y único largo dirigido por Yoshifumi Kondô ya disponible en Netflix.

El proceso de madurez de una joven desde dentro: Susurros del corazón (Mimi wo sumaseba) es una película quizás algo opacada por el deslumbrante éxito de las grandes obras maestras de Miyazaki en el Ghibli Studio pero que merece muchísimo la pena rescatar. 

Las razones son múltiples: la primera, su singularidad. Allá por 1995 preocupaba y mucho en el seno de Ghibli la continuidad generacional y con esta cinta, un éxito inmediato en su estreno en julio en Japón, se disipaban las dudas y Yoshifumi Kondô se consolidaba como principal candidato a sustituir a Miyazaki.

Kondô comenzó su carrera en el mundo de la animación como key animator en películas y series como Lupin III, Raponchi, la rana valiente o Porco Rosso para pasar después a desarrollar el trabajo de director de animación en cuatro de los episodios de la magnífica Sherlock Holmes y el de diseñador de personajes en las inolvidables Ana de las tejas verdes y Mujercitas, además de hacerse cargo del diseño de los personajes de La tumba de las luciérnagas Recuerdos del ayer y ejercer ya de animador en Pompoko.

No obstante, la fatalidad se llevaría su vida por delante, con tan solo 47 años, cuando estaba inmerso en la supervisión de la animación de La princesa Mononoke en 1997. Sufrió un aneurisma cerebral que supuso un terremoto mediático e incluso llevó a Miyazaki a replantearse su ritmo de trabajo y la situación de sus empleados.

VIDEO

Tráiler de Susurros del corazón en japonés subtitulado al castellano

Si algo hay que decir de Susurros del corazón antes de empezar siquiera a zambullirse en ella, es que, probablemente, sea una de las películas más infravaloradas del estudio a pesar de plasmar, queriendo o sin querer, su propia situación. Es todo un canto contra la inmediatez dado que ninguna de las cosas importantes de la vida (el amor, el talento, el éxito), son inmediatas y por eso también, puede que haya pocos que sepan valorarla como se merece. 

El guión de Susurros del corazón, del propio Miyazaki, narra historia de Shizuku Tsukishima, una joven estudiante amante de los libros que un buen día descubre que todos los que ha tomado prestados de la biblioteca han sido previamente elegidos por otra persona. 

De vuelta al instituto tras un largo verano de lecturas, se enfrenta a los duros exámenes y conoce, casualmente, a Seiji Amasawa, el misterioso muchacho con el que comparte gustos literarios. Él aspira a convertirse en lutier y planea viajar a Cremona para formarse entre los mejores artesanos.

Shizuku, a partir de ese momento, se sentirá espoleada a descubrir cuál es su verdadera pasión, poniéndose a sí misma a prueba para dilucidar si su vocación es la escritura. Así, dedicará todos sus esfuerzos a escribir su primera novela, inspirándose en una curiosa figurita de un gato humanoide llamado barón Humbert von Gikkingen que encuentra en la tienda de artesanía del abuelo de Seiji.

Finalmente, vivir en un mundo de fantasía durante un tiempo le permite no solo descubrir a qué quiere dedicar su vida sino a conocerse mejor a sí misma y a darse cuenta de cuáles son sus sentimientos. Como decíamos al comienzo, ésta es una película acerca del proceso de maduración de una adolescente a la que conocemos siendo una niña despreocupada y que termina asumiendo grandes responsabilidades por propia iniciativa.

Pero además de la historia en sí, plagada de lindas metáforas que casi corren paralelas a las de la carrera de un animador (primero descubriendo la veta de piedra preciosa y luego puliendo la gema trabajo tras trabajo mejorando de forma paulatina y aspirando siempre a la excelencia), está el gusto por el detalle y la inmensa carga de trabajo que supone realizar un anime de estas características. Todo un reto en 2D para mostrar paisajes que parecen extractados de la realidad y una serie de complicaciones que vienen a conferirle al dibujo vida propia más allá de sus contornos.

En puridad no hace ninguna falta que el padre de la protagonista de Susurros del corazón deje pasar a una vecina en el portal o que su madre vuelva a casa porque ha olvidado la cartera. Nada de eso es imprescindible para la trama principal y podría omitirse borrando horas y horas de trabajo, pero ya sabemos que Ghibli hace que sus personajes respiren con todas esas precisiones, responsables de que la audiencia empatice con ellos en última instancia.

En fin, comenzábamos señalando la singularidad de la película por ser la primera y única de su director y tenemos que terminar diciendo que es, además, una perla rara por ser también la única que cuenta con un spin-off: Haru en el reino de los gatos. Así que si os quedáis con ganas de ingresar en ese mundo fantástico, sabed que en 2002 se desarrolló por completo en una nueva película, independiente, pero con la que guarda cierta relación.

Los ghibliadictos encontrarán guiños a películas como Porco Rosso, Nausicäa o Mi vecino Totoro, así que ¡atentos! El último tercio de la película es una verdadera maravilla, así que, si tenéis ocasión, os recomendamos que no os la perdáis...

FlechaIcono de flecha

VALORACIÓN:

Una pequeña joyita de Ghibli Studio que puede que no se encuentre entre los primeros títulos del top ten pero que desde luego merece mucho la pena por la sinceridad y el candor que emana.
FlechaIcono de flecha

LO MEJOR:

Cómo se desenvuelve la historia: lenta, tomando en cuenta los detalles y las metáforas y teniendo siempre en mente la cultura del esfuerzo.
FlechaIcono de flecha

LO PEOR:

25 años después su mensaje no ha perdido vigencia pero sí resulta menos revolucionario. De la BSO solo resalta la versión de"Take Me Home".
Hobby

80

Muy bueno

Y además

Susurros del corazón (1995)

Lanzamiento:

Argumento:

Una joven estudiante amante de los libros descubre que todos los libros que ha elegido en la biblioteca han sido previamente elegidos por una misma persona. Cuando descubre quién es conoce a Seiji, un joven que está aprendiendo el arte de fabricar violines. La película Susurros del Corazón fue dirigida porYoshifumi Kondō y se estrenó en cines el...