Final Fantasy 13-2 con testers occidentales

Entre el amplio abanico de críticas y opiniones que tarde o temprano acaban recibiendo todos los juegos, en cualquier género, dentro de los JRPG es fácil encontrar una opinión que se repite con relativa frecuencia en el público americano y europeo: son muy suyos, muy japoneses. Con Final Fantasy 13-2, Square Enix no ha querido pecar en ese aspecto y ha tomado una serie de medidas para evitarlo.

Por primera vez en la historia de Square Enix y de la mítica saga de rol Final Fantasy, se han utilizado testers europeos y americanos, además de los japoneses, en el desarrollo de Final Fantasy 13-2. Con esto la compañía nipona intenta demostrar que no le da la espalda a los usuarios occidentales y que su esperado título ha tenido en consideración opiniones de los jugadores de todo el mundo.

¿Vosotros qué pensáis? ¿Será Final Fantasy 13-2 más occidental, si es que existe algún tipo de baremo para calificar tal característica? ¿Sois de los que os molesta que un juego está orientado más a un público que a otro o lo consideráis normal? Sea como sea, tendremos que esperar hasta principios de febrero para salir de dudas y ver qué sorpresas esconde Final Fantasy 13-2.

Ir a la ficha Escribe tu análisis