Fire Emblem Awakening podría haber sido el último

Fire Emblem Awakening podría haber sido el último título de la saga, ya que Nintendo puso un objetivo de 250.000 copias vendidas para continuar con Fire Emblem.

Con los años es normal que entre los temas de conversación relacionados con el mundo de los videojuegos aprendamos anécdotas e historias curiosas sobre el desarrollo de los mismos. Y es que a estas altuas, por poner un ejemplo, ¿quién no sabe por qué Final Fantasy se llama así? Pues bien, hace unos pocos días salió a la luz que el equipo de desarrollo de Fire Emblem Awakening pasó por una situación similar a la de SquareSoft en su día, y al igual que ésta consiguió superar las adversidades.

La calidad de los títulos de la saga Fire Emblem es incuestionable, pero lamentablemente ya sabemos que la calidad no va necesariamente ligada al éxito comercial. Dicho esto, la franquicia de estrategia de Intelligent System llevaba una temporada yendo cuesta abajo y sin frenos, hasta el punto de que Nintendo le puso una suerte de ultimátum sobre la mesa: si Fire Emblem Awakening no superaba las 250.000 copias vendidas, se acabó Fire Emblem.

Intelligent System pasó por dos momentos cuando se enteró de la amenaza de Nintendo. En el primero entraron en una lógica fase de pánico, pero posteriormente decidieron que se esforzarían al máximo en Fire Emblem Awakening, incorporando al juego todo lo que siempre habían querido añadirle y combinando aspectos de todos los títulos de la saga, ya que si iba a ser el último juego, lo sería a lo grande. El resultado ya lo conocéis todos: uno de los mejores juegos de Nintendo 3DS en su género, y un imprescindible para muchos de la portátil, que está muy cerca del millón de unidades vendidas. Vaya, lo que se dice un auténtico despertar, ¿no creéis?

La entrevista en la que Hitoshi Yamagami y compañía desvelaron la situación de la saga la podéis leer en el número 261 de Hobby Consolas.

Ir a la ficha Escribe tu análisis