Killzone Mercenary y un parche de peso

Killzone Mercenary ya está en las tiendas, pero antes de que podamos jugar necesitaremos aplicarle un pesado parche.

Y por fin llegó el día en que la guerra entre la ISA y los Helghast continua su curso, pero esta vez en nuestras PlayStation Vita. La primera entrega de la saga para la nueva consola portátil de Sony llega hoy mismo a las tiendas y muchos ya han acudido raudos a sus comercios de confianza para hacerse con el shooter de Guerrilla Games para volver rápido a sus casas a 'viciar como condenados' sin esperar un minuto... bueno, al menos esa es la intención, porque la realidad será que sí habrá que aguardar un poco para poder comenzar la partida.

Aunque Killzone Mercenary se encuentra en un estado 'completo', la primera vez que arranquemos el juego éste nos pedirá instalar una actualización, la versión 1.01. El objetivo de este prematuro parche es el de mejorar la estabilidad y optimización del juego, resolviendo algunos problemas que la comprometían en ciertos momentos.

El peso de la actualización en cuestión roza los 1,2 Gb de memoria, así que más os vale tener una buena tarjeta para poder descargarla y aplicarla. Eso sí, esperamos que al menos notemos una mejora real y notable en la estabilidad de Killzone Mercenary, porque desde luego es un poco 'corta rollos' esto de tener que esperar a que se actualice el juego, ¿no creéis?