El Remote Play ayuda a un niño hospitalizado a seguir jugando

Cuando uno piensa en el Remote Play de PS4, lo primero que se te viene a la cabeza es seguir jugando en tu casa, si te echan de la tele del salón. Pero, ahora hemos conocido la historia de Felix Morais, un niño canadiense de nueve años, que gracias a esta función de PlayStation 4, ha podido seguir jugando a InFamous Second Son desde la cama de un hospital a 500 millas (unos 800 kms) de su casa.

Felix Morais Harvey, es un niño de 9 años que tiene un grave problema en el sistema digestivo, que le hace pasar un montón de horas en el hospital mientras le realizan diversas pruebas. Esto hace que a menudo este lejos de casa y no pueda entretenerse con uno de sus pasatiempos preferidos, los videojuegos. Pero, con el Remote Play entre PS Vita y PlayStation 4,  ahora lo tiene más fácil.

Felix Morais no es el típico niño de 9 años. Según cuenta su padre, Alex, su superhéroe favorito es Deadpool; escucha música de jazz; clásicos franceses; Bob Marley; punk rock y heavy metal y, además, adora los videojuegos. Sus favoritos son los LEGO, Portal 2, Rock Band, la serie Batman Arkham, Skylanders, Disney Infinity, LittleBigPlanet y Just Dance (que le ayuda a hacer ejercicio). Antes de su última hospitalización estaba jugando a InFamous Second Son.

Un día le dijo a su padre que sería divertido poder jugar a InFamous Second Son en ese momento y, lo que nunca pensó su padre, es que el Remote Play funcionara a 800 Km de su casa. “Tenía que intentarlo. Me tomó un poco de tiempo para conectarlo, y no una o dos veces, pero luego la interfaz de usuario de PS4 apareció en pantalla. Al principio estaba un poco pixelada pero se estabilizó en uno o dos minutos”

Felix, con la PS Vita que le dejan llevar al hospital, puede divertirse con uno de sus pasatiempos favoritos, y mantener su mente alejada por unos instantes de sus problemas, para seguir siendo un niño y conocer como terminan las aventuras de Delsin Rowe.

 

Fuente: DualShock

Ir a la ficha Escribe tu análisis