Ubisoft responde por Assassin's Creed 4

Tras las acusaciones de la PETA hacia la poligonal caza de ballenas en Assassin's Creed 4 Black Flag, la empresa ha contestado con altas dosis de ironia a la asociación en defensa de los animales.

Todos recordaréis aquel conflicto surgido a raíz de una imagen de Assassin’s Creed 4 Black Flag en la que se veía una ballena. También recordaréis los primeros detalles del juego en las que Ubisoft afirmaba que, entre otras muchas cosas, podíamos cazar a estos mamíferos en aguas abiertas. Pues parece que la compañía encabezada por Yves Guillemot ha respondido a la asociación que defiende los derechos de los animales, no sin cierta carga irónica.

La empresa ha contestado lo siguiente a la PETA:

“La historia es la base de partida de cualquier Assassin’s Creed. Assassin’s Creed IV Black Flag es una obra de ficción que relata los acontecimientos reales durante la época de oro de los piratas. No toleramos la caza ilegal de ballenas, al igual que nosotros, no toleramos un estilo de vida pirata, ni la falta de higiene, ni saquear barcos, ni el secuestro ni mucho menos el orden establecido de ir borrachos.”


Con esto, Ubisoft quiere que quede muy claro el mundo real del virtual. Si quieres crear un juego ambientado en la época, no se pueden obviar según qué elementos de juego, ¿o quizás sí? La polémica está servida porque siempre se mezcla los acontecimientos reales con los videojuegos. De nuevo, un episodio más de esta historia que parece nunca acabar y que señala a los juegos como los culpables de todo lo malo que ocurre en el mundo.

¿Creéis que es necesario? ¿Dónde estaba la PETA con Tokyo Jungle? ¿Quizás porque no era un juego tan conocido no decidieron hacer ninguna declaración?

Lecturas recomendadas